www.madridiario.es
    22 de noviembre de 2019

vertedero ilegal

Cuando creían resuelto el problema, los vecinos de la Colonia Marconi se topan de nuevo con una desagradable realidad. La escombrera ilegal que el Ayuntamiento de Madrid limpió hace apenas unos meses ha resurgido con fuerza y acoge un goteo diario de camiones que han convertido la zona en su contenedor particular.

Tras más de cuatro años de denuncias infructuosas por parte de las asociaciones vecinales, el vertedero ilegal de Fuencarral sigue creciendo a diario. La zona afectada se ha convertido en caldo de cultivo para roedores e insectos y a los habitantes de las viviendas colindantes les preocupa que se convierta en pasto de las llamas cada verano. Las parcelas donde se ubica son, en su mayoría, de titularidad privada, razón por la cual el Ayuntamiento de Madrid está encontrando dificultades para resolver el problema, al que no se le vislumbra solución a corto plazo.

El consejero de Medio Ambiente, Administración Local y Ordenación del Territorio de la Comunidad de Madrid, Jaime González Taboada, ha avisado este sábado al Ayuntamiento de Madrid de que la gestión de los vertederos es competencia municipal y ha señalado que ellos ayudarán en lo que sea necesario al Ayuntamiento de Manuela Carmena, pero no vulnerarán sus competencias.

Varias neveras arrojadas a un reciente vertedero surgido en Vicálvaro, en la linde con Rivas- Vaciamadrid, han sido suspendidas sobre las vallas del Metro, amenazando con caer sobre las vías en el tránsito entre las estaciones de Puerta de Arganda y Rivas Urbanizaciones.

Las escombreras ilegales se multiplican en el entorno de la Cañada Real. Bastan apenas veinte días para que la basura se amontone en descampados y caminos poco transitados. Así ha ocurrido en las últimas semanas en suelo de Vicálvaro, justo en el límite con el término municipal de Rivas-Vaciamadrid, donde frigoríficos desguazados, sillas y mesas de oficina y neumáticos se amontonan sin control a escasos metros de viviendas y de un colegio público.

La asociación de vecinos Parque Henares, con el apoyo de la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid (Fravm), denuncia el surgimiento desde principios de año de un vertedero ilegal en Vicálvaro, en la linde con San Fernando de Henares.

La institución reclama al Ayuntamiento de Madrid que controle la zona después de que un ciudadano se quejara por el humo del fuego que se declaró en verano en un vertedero ilegal junto a la A-3.

Los ayuntamientos de Madrid y Rivas-Vaciamadrid han acordado establecer un protocolo de actuación en el vertedero ilegal que arde junto a la A-3, ubicado en el Camino de la Leña del Cerro de la Oliva, para intentar acabar con las emisiones de gases tóxicos que se reprodujeron desde diciembre y para las que aún no se habían tomado nuevas medidas administrativas. Asimismo, exigirán a la Comunidad de Madrid el cumplimiento del plan autonómico de residuos.

El vertedero ilegal de la A-3, situado frente a Rivas-Vaciamadrid, que ardió en julio durante días hasta que el Ayuntamiento de Madrid lo apagó a base de arena, vuelve a despedir humo, al menos, desde este jueves, según la Asociación Rivas Contaminación Zero. El Ayuntamiento de Rivas ha pedido a la capital la recuperación medioambiental del terreno.

Agentes de la Guardia Civil de Madrid, pertenecientes al Servicio para la Protección de la Naturaleza (SEPRONA), han logrado la detención de un hombre por su presunta implicación en un delito contra los recursos naturales y el medio ambiente.

El fuego del vertedero ilegal que arde desde hace 12 días junto a la A-3, que lleva otros tantos provocando molestias a los vecinos de Rivas-Vaciamadrid, el Ensanche de Vallecas, Vicálvaro y Arganda del Rey según la dirección en la que sople el viento, continúa. Este jueves se cumplieron las 48 horas señaladas por el Ayuntamiento de Madrid como plazo máximo para apagarlo por completo, pero los fuegos continuaban en el lugar a pesar de los trabajos con maquinaria pesada y efectivos de bomberos.

Después de otra noche de humo y malos olores, los Ayuntamientos de Madrid y de Rivas-Vaciamadrid se han reunido este lunes para buscar una solución "inmediata" al incendio del vertedero ilegal que desde hace diez días causa problemas a los vecinos. El Ayuntamiento de Madrid ya está trabajando en la extinción del fuego y el humo mediante maquinaria pesada. En la tarde de este lunes las máquinas han hecho una primera incursión en la zona para sofocar algunos focos de fuego y trabajarán a pleno rendimiento a partir de la mañana de este martes.

Los vecinos de Rivas y del Ensanche de Vallecas piden la intervención inmediata para que solucionen el problema de aire contaminado que están respirando desde hace varios días procedente del vertedero ilegal.

Los vecinos de Rivas-Vaciamadrid y el Ensanche de Vallecas (Madrid) llevan varias noches respirando humo. La causa son los continuos fuegos en un vertedero ilegal próximo a la A-3, cerca de Valdemingómez, que a lo largo de la tarde de este jueves ha sido controlado por los bomberos del Ayuntamiento de Madrid, según fuentes municipales, después de seis días de incendio. No obstante, se siguen realizando labores de contención porque, por las características del lugar y el calor, las llamas podrían reavivarse. Las labores de extinción han sido tan complicadas que el Ayuntamiento de Madrid ha estudiado durante unas horas la posibilidad de activar un protocolo entre administraciones para grandes incendios.
  • 1