www.madridiario.es
Descubierto un vertedero ilegal junto a un colegio en Rivas-Vaciamadrid
Ampliar
(Foto: Celia G. Naranjo)

Descubierto un vertedero ilegal junto a un colegio en Rivas-Vaciamadrid

lunes 10 de octubre de 2016, 07:05h
Las escombreras ilegales se multiplican en el entorno de la Cañada Real. Bastan apenas veinte días para que la basura se amontone en descampados y caminos poco transitados. Así ha ocurrido en las últimas semanas en suelo de Vicálvaro, justo en el límite con el término municipal de Rivas-Vaciamadrid, donde frigoríficos desguazados, sillas y mesas de oficina y neumáticos se amontonan sin control a escasos metros de viviendas y de un colegio público.

Fueron los padres de un alumno del colegio público Mario Benedetti, situado en el término municipal de Rivas-Vaciamadrid, junto al límite de este municipio con el distrito de Vicálvaro de la capital, quienes dieron la voz de alarma. Estos vecinos, que suelen pasear a su perro por la zona, se percataron, a la vuelta de sus vacaciones, de que en apenas veinte días varios caminos cercanos al centro educativo se habían llenado de residuos de todo tipo. Y no solo eso: el terreno había sido removido para facilitar el depósito de los vertidos y quedaban señales de pequeñas quemas por doquier.

Tras realizar algunas fotografías y comunicarlo al centro y al Ayuntamiento de Rivas, visitaron la zona dos semanas después en compañía de miembros de la Asociación Rivas Contaminación Zero, formada el pasado año para combatir los vertidos ilegales en la zona a raíz del incendio de una gran escombrera ilegal junto a la A-3. Para entonces, los escombros se habían multiplicado aquí y allá, esparciéndose a lo largo de los caminos y bordeando las vías de la línea 9 de Metro, que atraviesa la zona. Al llegar el mes de octubre, proliferaban ya carteles, plásticos de todo tipo, frigoríficos desguazados, bidones, mesas de oficina, basura orgánica, colchones e incluso cristales en este entorno. El enclave, en pleno Parque Regional del Sureste, está cercano a una zona urbanizada de la Cañada Real y al barrio de Covibar. En las inmediaciones se encuentra, además, un olivar, el arroyo de los Migueles y un pequeño humedal.

Ante la rapidez con la que se multiplicaban los vertidos, la asociación pide medidas "urgentes" a las distintas administraciones. Su presidenta, Inés de Nicolás, pide a la Comunidad de Madrid "que busque al propietario (o propietarios) de los terrenos y abra un expediente para conseguir que se limpie la zona lo antes posible y se impongan las medidas oportunas". "La inspección de Medio Ambiente debería actuar de oficio. Por su parte, el Ayuntamiento de Madrid, en cuyo terreno se encuentra el vertido, debería instar a la Comunidad de Madrid a que hiciera su trabajo, así como el Ayuntamiento de Rivas, cuyo territorio está directamente afectado por estos vertidos", explica De Nicolás, que lamenta que "la falta de coordinación de las administraciones deje como perjudicados, como siempre, a los vecinos".

Madridiario se ha puesto en contacto con las distintas administraciones. La Comunidad de Madrid asegura que la competencia de los vertidos es una tarea municipal, mientras que el Ayuntamiento de Madrid asegura que es regional. "La planificación de los escombros (inertes) es de la Comunidad de Madrid. Los escombros son residuos de construcción y demolición, regulados también por la Comunidad", indicaron fuentes del Área de Medio Ambiente de la capital. Y añaden: "Eso no significa que los ayuntamientos no actuemos ante hechos consumados [como el incendio del vertedero ilegal en terreno de Vallecas, al otro lado de la A-3], pero la vigilancia para que no se produzcan y el control es de la Comunidad de Madrid", añaden las mismas fuentes. Por su parte, un portavoz del Ayuntamiento de Rivas-Vaciamadrid indicó que el Consistorio realiza un mapeo y seguimiento de los vertidos que se producen en las inmediaciones del municipio y que continúan las reuniones bilaterales entre representantes de ambos municipios para combatir el problema.

Por su parte, los padres de los alumnos del CEIP Mario Benedetti temen que la situación vaya a más y termine provocando algún incendio que obligue a desalojar el colegio. "Es vergonzoso que un asunto tan serio pase de una administración a otra sin que nadie ponga soluciones. Estamos hablando de una zona cercana a un colegio, con peligro de incendio, insalubridad y una alarmante degradación del medio ambiente. ¿Ese es el mensaje que queremos transmitir a nuestros hijos?", se pregunta Lorena Barbero, presidenta del AMPA del centro.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.