www.madridiario.es
    26 de mayo de 2019

Elecciones 2019

El expresidente madrileño y actual número 13 de la lista de Ciudadanos a la Asamblea de Madrid. Ángel Garrido, ha elevado este viernes el tono en la guerra que mantiene con el líder de su antiguo partido, Pablo Casado, después de que este le negara el saludo durante la celebración en Sol de la fiesta del Dos de Mayo. Según Garrido, el actual secretario general "ha destruido el partido".

La plataforma Más Madrid ha anunciado que recurrirá la decisión de la Junta Electoral de que sus candidatos, Manuela Carmena e Íñigo Errejón, no puedan participar en los debates electorales del 26-M.

La celebración del Dos de Mayo en la Comunidad de Madrid ha transcurrido de manera festiva, pero también ha habido tiempo para la reivindicaciones políticas. Unas, en forma de ausencia, como la de Isa Serra (Unidas Podemos) que eludió la posible foto con Carmena y Errejón (Más Madrid). Otras, en forma de gestos, como el que tuvo Casado con Garrido al no saludarle. Y las terceras, dando comienzo a la campaña del 26-M posicionándose en el centro o "en la derecha radical", imponiendo vetos o lanzando propuestas.

COM.PERMISO

El coordinador general de la Alcaldía de Madrid y número 17 en las listas de Más Madrid asegura que no habría entrado de forma directa en la política si no fuera de la mano de Manuela Carmena. Luis Cueto ha sido entrevistado en la tertulia Com.Permiso de Constantino Mediavilla, presidente de Madridiario, en Madrid Directo, programa de Nieves Herrero en Onda Madrid, donde ha respondido a los oyentes sobre temas relativos a la limpieza de basuras o la baja frecuencia de los autobuses de la EMT, entre otras cuestiones.

El candidato del PP al Ayuntamiento de Madrid ha presentado al resto de miembros de su lista en Madrid Río. Mientras, Pepu Hernández, Sánchez-Mato, Serra o Gabilondo han acudido a la manifestación del Día del Trabajador. Ayuso y Aguado, en cambio, han eludido la cita convocada por los sindicatos para hacer campaña en El Álamo y Móstoles, respectivamente.

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha convocado una ronda de contactos con los líderes del resto de formaciones políticas a nivel nacional, con una excepción: Vox. En estas citas está previsto que se aborde la situación tras las elecciones del 28-A, pero solo lo hará con Pablo Casado (PP), Albert Rivera (Ciudadanos) y Pablo Iglesias (Unidas Podemos)

Tras la reunión del Comité Ejecutivo Nacional del PP, Pablo Casado ha vuelto a referirse a los pésimos resultados de las elecciones generales, y ha anunciado un cambio de estrategia que pasa por dar la batalla contra Vox y Ciudadanos, así como por recuperar el espacio y discurso de centro derecha, aunque asegura que el PP nunca se ha movido de ahí. Casado se ha referido a Vox por primera vez como "extrema derecha" mientras que ha situado a Cs en el "centro izquierda, un partido socialdemócrata, disfrazado de liberal", y les ha afeado "que celebren su derrota y que Sánchez siga como presidente de España".

El presidente de la Comunidad de Madrid culpa a la "fragmentación" de la derecha de la debacle del PP en las elecciones generales. Pedro Rollán aboga por presumir de gestión y "reafirmar el centro" para recuperar el voto en las autonómicas del 26 de mayo. Aun así, apoya al presidente de su partido: "Rivera es el eterno aspirante. No se le puede ver una alternativa real a Casado, que solo lleva nueve meses al frente del partido".

Es difícil estrapolar los resultados de las elecciones generales a las autonómicas, pero, sin contar con los posibles resultados de Más Madrid, Gabilondo lo tendría difícil para gobernar con Unidas Podemos porque la suma de votantes no supera a los obtenidos por el trío PP-Cs-Vox. Ignacio Aguado daría la sorpresa, ya que, al haber dado el sorpasso al PP, podría ser él -y no Isabel Díaz Ayuso- quien lidere el futuro Gobierno autonómico.

En Garganta de los Montes, Griñón, Navacerrada, Navas del Rey, Ribatejada, Robledo de Chavela, Serranillos del Valle, Torrejón de Velasco y Villamantilla, Vox ha sido el partido más votado en las elecciones generales de este 28 de abril.

ELECCIONES GENERALES 2019

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, y la presidenta socialista, Cristina Narbona, se han mostrado convencidas de que el PSOE tiene fuerza suficiente para gobernar en solitario, pese a que la victoria socialista (126 escaños) le obligaría a contar con socios para sacar adelante sus iniciativas y Unidas Podemos ya exigió una fórmula de coalición en la Moncloa para otorgar su respaldo a Pedro Sánchez.

La fuga de escaños a Vox y Ciudadanos ha hecho del PP el gran perdedor de las elecciones generales. Pablo Casado, tras hacerse con las riendas del partido para "rearmarlo ideológicamente", ha obtenido el peor resultado de la historia de la formación. Si nunca había bajado de los 107 obtenidos en los primeros comicios de José María Aznar frente a Felipe González, este 28-A se ha quedado con solo 66, casi la mitad de los 137 logrados en 2016.

Con 24 escaños, Vox se hace un hueco en el Congreso de los Diputados tras obtener 2,5 millones de votos y tanto Santiago Abascal como Javier Ortega-Smith han querido celebrarlo en la Plaza Margaret Thatcher de Madrid con sus votantes.

En la ciudad de Madrid, el PSOE ha sido el partido más votado, seguido del PP, que cae a la mitad de apoyo y se coloca en un empate con Cs. Podemos se queda en el 16 por ciento de los votos mientras que Vox logra el 13 por ciento.

El PSOE gana en Madrid con un total de 11 escaños y el 27 por ciento de los votos, seguido de Ciudadanos con 8, PP con 7 escaños -que pierde su hegemonía en la Comunidad, mantenida durante más de 20 años- y Podemos con 6. Vox consigue representación con 5 escaños por Madrid.

Los datos reflejan un aumento en la participación en la Comunidad de Madrid, con un 79,75 por ciento de votantes censados que se han acercado a votar este domingo.

Pedro Sánchez repetirá como presidente del Gobierno, a tenor de los resultados de las elecciones generales de este 28 de abril que, con el 99% de los votos escrutados, deja al PSOE con una clara mayoría de 123 escaños. Aun así, no es suficiente para poder gobernar en solitario y el líder socialista tendrá que pactar. Su líder natural es Pablo Iglesias, que mantiene la cuarta posición con 42 escaños (la suma de los 35 de Podemos-IU-Equo los 7 de Guanyem). Ambos necesitarían sumar a otras formaciones como los independentistas de ERC (15), Junts (7), PNV (6), Bildu (4) o Compromís (1). La otra opción es que Albert Rivera levante su veto: PSOE y Ciudadanos, con 57 escaños, sí alcanzarían la mayoría absoluta marcada en 176 diputados. Vox, que no ha llegado a su techo esperado, irrumpe en el Congreso como quinta fuerza con 24 escaños. El gran perdedor de estos comicios es el nuevo PP de Pablo Casado que, tras "rearmar ideológicamente" el partido, ha perdido casi la mitad de los escaños de 2016 (pasa de 137 a solo 66) y obtiene el peor resultado de su historia.