www.madridiario.es
    14 de octubre de 2019

Uber

El Gobierno municipal de Manuela Carmena aprobó inicialmente antes de las elecciones la Ordenanza Reguladora de las VTC con la que preveían reducir el número de licencias hasta un 25 por ciento entre semana y un 50, el ‘finde’. Sin embargo, las dificultades del equipo de Más Madrid para revalidar la Alcaldía dejan en el aire estas restricciones: el PP dice que todavía es “pronto” para hablar de esto, los taxistas recuerdan el antecedente autonómico con el popular Ángel Garrido ocupando la Puerta del Sol.

La Justicia ha rechazado imponer las medidas cautelares que el sector del taxi exigía sobre las VTC. Así, autorizan a Uber, Cabify y otras plataformas a seguir operando a pesar de las demandas de los taxistas.

Madrid es la primera ciudad europea en la que ya funcionan los patinetes de Uber.

Uber, Cabify y el resto de firmas titulares o intermediarias de servicios de vehículos de alquiler con conductor (VTC) están obligados a notificar todos los viajes que realicen a un registro 'online' del Ministerio de Fomento a partir del próximo 1 de abril.

A partir del 1 de marzo, empresas como Uber y Cabify deberán notificar y registrar online todos los trayectos que realicen para así garantizar que cumplen con los requisitos fijados por ley.

Rosalía Gonzalo lamenta el plantón de los taxistas en la reunión del Comité Madrileño de Transporte e insiste en regular su Reglamento, dejando en manos del Gobierno central la normativa sobre VTC. Inés Sabanés, en cambio, promete elaborar una ordenanza al respecto "lo antes posible".

Con el desistimiento por parte de la Comunidad de Madrid de regular el sector de las licencias de Vehículos de Turismo con Conductor (VTC), el Ayuntamiento pierde una baza para sacar adelante la ordenanza que preparaba para igualar sus descansos a los del taxi y reducir así su flota en uso. Sin el respaldo regional detrás, la posibilidad de maniobrar en este tema del Consistorio pierde fuerza.

Rollán justifica el cambio de opinión del Ejecutivo regional con el antecedente de Cataluña y el riesgo de demandas que supongan el pago de indemnizaciones millonarias. No acepta dejar la regulación de los VTC en manos de los Ayuntamientos porque, dice, supone aprobar "por la puerta de atrás" lo que creen que debería estar regulado por el Gobierno central.

Nuevo mazazo para los taxistas. La Audiencia Provincial de Madrid no ve competencia desleal en la actividad de Cabify y establece que, de haberla, la violación de las normas de transporte sería responsabilidad de los conductores VTC y no de la plataforma, que actúa como "mera intermediaria". Ahora, la Federación Profesional del Taxi, que interpuso la demanda, se verá obligada a pagar las cosas del proceso.

El presidente de la Comunidad dice estar dispuesto a reunirse con los huelguistas, pero no para dejar la precontratación en manos de los Ayuntamientos, como ocurrió en Cataluña. La legislación, dice, debe ser nacional y quedar ahora en manos del Congreso. La intención del Ejecutivo regional es contactar con los taxistas la próxima semana tras analizar su última propuesta.

La compañía multinacional de origen estadounidense Uber acaba de confirmar este jueves por la mañana su despedida de toda actividad en la ciudad de Barcelona con un comunicado titulado "Hasta pronto, Barcelona".

La regulación del sector de las VTC en otros países europeos es mucho más restrictiva que en España.

Rollán asegura que asumir las competencias que, considera, deberían pertenecer a Fomento y los Ayuntamientos, acarrearía demandas al Gobierno cuyo coste repercutiría en el bolsillo de los madrileños. Acusa a los huelguistas de "secuestrar Madrid" y les insta a "dejar la política" en manos de los políticos. Mantiene su "línea roja" (no legislará sobre la precontratación de VTC) y apuesta por "la 'uberificación' del taxi y la 'taxificación' de Uber".

En plena guerra, plataformas como Cabify y Uber defienden que la convivencia entre las VTC y el sector del taxi es posible, aunque los datos no son muy benévolos. En diez años, los taxistas hacen de media diez carreras menos por día y trabajan bastantes más horas: mientras que en 2007, el porcentaje de éstos que realizaba jornadas de más de diez horas era del 61,1 por ciento y ahora es del 67,98. Además, la recaudación total del parque de vehículos ha caído 100 millones de euros, pasando de los 880 a los 780.

La empresa española de VTCs busca calmar los ánimos de los huelguistas y asegura que en Latinoamérica el proyecto ya funciona y satisface al 70% de los taxistas. Además, prevé formar un fondo de compensación que cubra la posible devaluación de las licencias de los taxistas.

La tensión en el sector del taxi madrileño se vive en paralelo en Barcelona. La reunión entre el Govern y los representantes del taxi ha finalizado con un principio de acuerdo para que el servicio VTC deba precontratarse con al menos una hora de antelación. Unauto ha advertido que Uber y Cabify abandonarán Cataluña si se aplica tal medida.