www.madridiario.es
    17 de septiembre de 2019

Mariano Rajoy

El Parlament ha rechazado la investidura como presidente del candidato de JxCat, Quim Torra, que ha pronunciado este sábado su discurso el pleno. Ha dejado clara su voluntad de "iniciar un proceso constituyente, basado en los valores republicanos", al tiempo que ha apostado por el diálogo con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. También ha reprochado al rey Felipe VI su papel en el conflicto catalán, y le ha recordado sus palabras en el año 1990, cuando dijo que "Cataluña será lo que los catalanes quieran que sea". Este lunes habrá una segunda vuelta donde a Torra le bastará la mayoría simple -que ha obtenido este sábado- para ser investido presidente de la Generalitat.

El diputado de Junts per Catalunya (JxCat), Quim Torra se somete este sábado a la primera votación de investidura, tras haber sido designado a última hora y a dedo por el ex president Carles Puigdemont. Tal y como avanzó en su primera entrevista como candidato a president, "diálogo" será la palabra más repetida en su discurso de investidura, en el que también confirmará su intención de "iniciar un proceso constituyente".

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este jueves que centrarse en el enfrentamiento entre Dolores de Cospedal y Soraya Sáenz de Santamaría es algo "machista" y cree que, si fueran "dos señores", no se habrían encontrado con tantas portadas de periódicos.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha admitido este miércoles que el caso del máster de la dimitida presidenta madrileña Cristina Cifuentes, y su posterior renuncia precipitada por un vídeo de un supuesto hurto en un supermercado fueron "acontecimientos que a nadie le gustan" que se hayan producido.

ÚLTIMA ENCUESTA DEL CIS

Si en estos momentos hubiera elecciones generales, el PP seguiría ganando en las urnas. Es la versión que da el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) en su barómetro del CIS con intención de voto correspondiente a abril. En ese mes, había estallado la crisis del 'máster de Cifuentes' y el partido naranja, Ciudadanos, ganaba en todas las encuestas privadas. Pero ni aún así el instituto público le da el triunfo a los de Albert Rivera, que quedarían a más de un punto de la 'gloria'.

Pío García Escudero volverá a ponerse al frente del PP de Madrid después de que así lo haya decidido Génova. El también presidente del Senado ya dirigió el partido entre 1993 y 2004. Sustituido por Aguirre, el dirigente se ha visto salpicado estos últimos años por los papeles de Bárcenas.

Como era previsible, Ciudadanos (Cs) votará a favor de la investidura de Ángel Garrido como presidente de la Comunidad de Madrid. Los 17 diputados de la formación 'naranja', que ya apoyó a Cristina Cifuentes, son esenciales para que el PP mantenga en el Gobierno regional.

El presidente del Senado, Pío García-Escudero, será el encargado de dirigir el PP de Madrid hasta que se celebre un congreso una vez que tengan lugar las elecciones de 2019. Juan Carlos Vera ocupará el puesto de Ángel Garrido -candidato a la Presidencia- como secretario general. Génova ha optado por un recambio en la cúpula en lugar de crear una gestora.

El dedo de Mariano Rajoy ha elegido finalmente la opción menos sorprendente: Ángel Garrido, presidente en funciones, será el candidato del PP para hacerse con la Presidencia de la Comunidad de Madrid hasta las elecciones de 2019 en el próximo Pleno de investidura. La presidenta de la Asamblea de Madrid, Paloma Adrados, inicia esta tarde su ronda de consultas con los partidos tras la decisión de Génova.

Moncloa difunde este martes el barómetro del CIS, que incluye intención de voto. El Gobierno debería haber publicado esta encuesta hace unos días, justo cuando todos los sondeos privados apuntan a que Ciudadanos (Cs) habría ya desplazado al PP del primer puesto a escala nacional.

A un día de que la dirección general del PP decida a su candidato para la Presidencia regional hasta las elecciones de 2019, Ángel Garrido, que ejerce de presidente en funciones, no se ve el “caballo ganador” y cree que todos los diputados son válidos para asumir el cargo. Por otro lado, Begoña Villacís, portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento madrileño, ha criticado que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tarde tanto en encontrar un presidente “limpio y sin escándalos”.

Tras la sonada dimisión de Cristina Cifuentes, el PP de Madrid y la región cuentan los segundos para regresar a la normalidad. O aparentarla. Este lunes, la presidenta de la Asamblea, Paloma Adrados, vuelve a poner en marcha el reloj institucional al iniciar las reuniones con los partidos para proponer a un candidato. Lo hará, eso sí, después de que la dirección nacional del PP proponga un nombre. El del actual jefe del Ejecutivo en funciones, Ángel Garrido, mantiene su prevalencia en unas quinielas que han demostrado el poco banquillo con el que cuentan los populares.

UNA COMUNIDAD EN FUNCIONES

El presidente en funciones, Ángel Garrido, ha descartado este jueves presentar sus credenciales para 'consolidar' su puesto interino ante el PP. El candidato a suceder a la dimitida Cristina Cifuentes no se ha movido ni un milímetro de la postura expresada hace solo una semana: Rajoy y solo Rajoy es el encargado de decidir el futuro de la región.

Todo el que pretenda hacerse con el Gobierno de la Comunidad de Madrid en el corto tiempo se ha dejado ver hoy por la Real Casa de Correos de Sol. Desde la pléyade de diputados presidenciables del PP al socialista Ángel Gabilondo, pasando por quienes miran a 2019, los candidatos a liderar la región en los próximos meses han sido los grandes protagonistas de un Dos de Mayo en funciones y con una Cristina Cifuentes fuera de órbita. La coincidencia de Soraya Sáenz de Santamaría y Dolores de Cospedal, a las que se les presupone una enemistad capaz de ordenar las lealtades en el partido, ha alimentado las elucubraciones sobre el futuro inminente de la región.

Diputado en la primera y la última legislaturas de la Asamblea de Madrid, el veterano 'popular' Juan Antonio Gómez-Angulo suena desde hace días como uno de los posibles candidatos preferidos por Mariano Rajoy para suceder a Cristina Cifuentes en la Presidencia de la Comunidad. Aunque, por el momento, solo son elucubraciones y lo único cierto es que Génova ya ha aclarado que, en cualquier caso, hará falta decidir un segundo nombre para dirigir el PP de Madrid, huérfano también.

Este viernes, Ángel Garrido se ha reunido por primera vez con el Grupo Parlamentario Popular en la Cámara regional como presidente en funciones para transmitirles "normalidad y tranquilidad" tras la dimisión de Cristina Cifuentes, que no ha asistido al encuentro. Antes, tras un acto en la Real Casa de Correos, Garrido ha afirmado que no contempla a la expresidenta como posible portavoz de su Ejecutivo en el caso de que él se quede a cargo del Gobierno regional.

La ya expresidenta Cristina Cifuente aprobó en su último Consejo de Gobierno antes de dimitir el Plan Anual Normativo para el próximo año, el grupo de leyes y reglas que se compromete a presentar el Ejecutivo. Aunque alterarlo es posible, su cambio supondría lo contrario a la transición tranquila entre popular y popular que más interesa a Génova.

El presidente madrileño en funciones, Ángel Garrido, ha apremiado públicamente a Mariano Rajoy para que opte cuanto antes por un nombre para suceder a la dimitida Cristina Cifuentes al frente del Gobierno regional. En una comparecencia ante la prensa tras la primera reunión con sus consejeros, el hasta ayer 'número dos' de Cifuentes ha evitado proponer su candidatura, pese a la insistencia de su entorno en que la suya es la única alternativa plausible que hay en el banquillo popular a un año de las elecciones. Garrido ha defendido el trabajo de su predecesora y ha atacado la filtración del vídeo del hurto que ha acabado con su carrera: "Este fuego puede ser muchas cosas, pero, 'amigo', de ninguna manera", ha denunciado.

La cúpula del PP nacional será quien decida el sustituto de la dimitida Cristina Cifuentes y así lo recuerdan fuentes de Génova. Actualmente hay dos opciones: lanzar ya un candidato que presida la Comunidad y que se presente a las elecciones de 2019 o a un interino que gobierne hasta mayo de ese mismo año. De igual forma, abogan porque Cifuentes deje también la presidencia del PP madrileño.