www.madridiario.es
Cifuentes, como presidenta, se sentaba en la primera fila, reservada al Gobierno.
Ampliar
Cifuentes, como presidenta, se sentaba en la primera fila, reservada al Gobierno. (Foto: Kike Rincón)

A la tercera, vencida: Cifuentes renuncia a su escaño en la Asamblea de Madrid

martes 08 de mayo de 2018, 10:43h
Antes de volver a someterse al escrutinio de los focos que le iban a perseguir en el próximo Pleno, Cristina Cifuentes ha preferido renunciar a su acta como diputada en la Asamblea de Madrid. Con esta decisión, comunicada este martes, la expresidenta pierde el aforamiento que le garantizaba el cargo. Desde el PP, creen que su paso atrás, que cierra definitivamente el 'cifuentismo', es "lógico".

No habrá imagen de Cristina Cifuentes sentada en un escaño distinto al protagónico que ocupaba hasta hace dos semanas en la Asamblea de Madrid. A dos días de que se celebre el próximo Pleno regional en el hemiciclo de Vallecas, la expresidenta ha renunciado este martes a su acta de diputada obtenida en las elecciones de 2015.

El de parlamentaria -que le brindaba aforamiento- era el último cargo político que ostentaba, tras renunciar como jefa del Ejecutivo madrileño primero y 'lideresa' del PP autonómico después, acosada por el caso máster y la filtración de su polémico vídeo en un supermercado.

Ocho legislaturas

Cifuentes ha comunicado su decisión a la presidenta de la Cámara, Paloma Adrados, a través de un escrito en el que anuncia su marcha a partir de este mismo martes, según ha informado el Grupo Popular en el Parlamento. Tal y como reconocían en privado sus colaboradores más próximos, su renuncia era cuestión de tiempo y la salida personal más digna, pese a que en un principio ella misma mantuviese su intención de permanecer en el escaño.

En su lugar entrará previsiblemente a la Cámara el barcelonés Federico Jiménez de Parga, que no consiguió revalidar su escaño en 2015 tras cuatro legislaturas. Jiménez, actual director gerente del Consorcio Urbanístico Escorial de la Comunidad de Madrid, ocupó el puesto 76 de la lista en esos comicios, cuando el PP obtuvo 48 asientos.

A la espera de que se celebre el Pleno de investidura la próxima semana y en plena ronda de conversaciones, su antiguo 'número dos', Ángel Garrido, es el favorito para ocupar su cargo en la Real Casa de Correos de Sol, después de granjearse el aval de Génova y la adhesión de Ciudadanos (Cs). La huella 'cifuentista', así, termina de borrarse también en el partido, donde le sucederá de forma interina Pío García-Escudero.

La expresidenta ha sido diputada desde 1991, en ocho de las diez legislaturas que se han sucedido en Madrid desde la obtención de la Autonomía y con la única excepción de los tres años en los que estuvo al frente de la Delegación del Gobierno.

El PP lo ve "lógico"

El coordinador general del PP, Fernando Martínez-Maillo ha asegurado que la marcha es algo que "le viene bien en lo personal" para "apartarse un poco de la vida política".

"Intuía que esto iba a suceder, era lo lógico y lo normal. Nosotros no le hemos pedido que deje al acta", ha comentado en declaraciones a laSexta recogidas por Europa Press para destacar que, en cualquier caso, la de Cifuentes, "por ella misma, ha sido una decisión positiva" porque "ha sufrido mucho".

"Seguramente, quedarse como diputada hubiera resultado relativamente cómodo pero ella siempre ha antepuesto los intereses de los ciudadanos y del partido. Es algo que yo le agradezco y que creo que todos los militantes le agradecemos", ha sostenido por su parte su 'delfín' Garrido en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno que se ha celebrado este martes.


El máster, la cafetería o Granados: Cifuentes podrá ser imputada por cualquier juez

Con la renuncia de su acta de diputada regional, Cristina Cifuentes ha perdido el aforamiento del que gozaba ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM), lo que se une a la pérdida de ese privilegio ante el Tribunal Supremo tras su dimisión como presidenta.

A día de hoy, sería un juzgado ordinario el que investigara a Cifuentes si se abriera una causa judicial contra ella, un supuesto que no se da actualmente, informa Europa Press.

Aunque no está imputada, Cifuentes está bajo la lupa de la Justicia por varios casos, pero principalmente por el contrato de la cafetería de la Asamblea al Grupo Cantoblanco, siendo ella vicepresidenta del Parlamento, un asunto incluido en la trama Púnica.

El pasado abril, el juez que investiga el caso se negó a archivar esta investigación. En mayo de 2017, la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil pidió un informe para que Cifuentes fuera investigada por delitos de prevaricación continuada y cohecho que observaba en esta adjudicación.

La UCO cree que los concursos de 2009 y 2011 pudieron estar amañados porque "se articularon a través de una pluralidad de arbitrariedades que fueron cometidas por las personas que conformaron el comité de expertos en ambas licitaciones".

Además, en su declaración de febrero ante el juez, el exsecretario general del PP de Madrid Francisco Granados implicó a Cifuentes y a la expresidenta regional Esperanza Aguirre en la 'caja B' del partido, afirmando que eran conocedoras de la presunta financiación del PP de Madrid.

Tras sus manifestaciones, Cifuentes interpuso una querella contra Granados. Sin embargo, la juez rechazó la misma ya que a su juicio la conducta de su excompañero de partido no podía encuadrarse en un delito de "trato degradante, calumnias e injurias", tal y como le acusaba la exdirigente regional.

Además, es sin ser investigada la protagonista de la causa que se sigue en el Juzgado de Instrucción por un delito de falsedad documental en relación al máster que cursó la exdirigente madrileña en la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid (URJC).

Esta causa se encuadra en la denuncia presentada por una catedrática de la Universidad de Salamanca, así como sobre el acta relativa a la defensa de este trabajo. Este jueves, comparecen como investigadas una de las profesoras que firmó el acta del Trabajo de Fin de Máster y la funcionaria que habría retocado las notas.

Paradójicamente, la eliminación del aforamiento era uno de los compromisos de Cifuentes en su programa electoral. El 23 de mayo de 2016 su Gobierno aprobó el proyecto de ley de reforma del Estatuto, incluía esta medida y la reducción del número de diputados, pero se encuentra paralizada en su tramitación parlamentaria.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Foro asociado a esta noticia:

  • Cifuentes renuncia al escaño, su último asidero a la política regional

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    9966 | Paco - 08/05/2018 @ 12:52:33 (GMT+1)
    No me voy , me quedo ..... me voy a quedar.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.