www.madridiario.es
José Luis Martínez-Almeida en el pleno extraordinario celebrado este viernes en Cibeles.
Ampliar
José Luis Martínez-Almeida en el pleno extraordinario celebrado este viernes en Cibeles. (Foto: Ayuntamiento de Madrid)

La oposición tiende la mano unánime a Almeida, pero critica su “silencio” sobre la gestión de Ayuso

viernes 17 de abril de 2020, 16:32h

En el Palacio de Cibeles se ha vivido este viernes un Pleno atípico. No solo por su carácter extraordinario, sino porque más de la mitad de los concejales lo han seguido confinados en sus domicilios por vía telemática. Los 18 representantes políticos presentes, ataviados con mascarillas, han presenciado la rendición de cuentas que el alcalde y la vicealcadesa han prestado sobre la gestión del Gobierno ante la crisis del coronavirus. La oposición ha ejercido una crítica marcada por el buen tono, salvo contadas excepciones, y ha agradecido al regidor que se mantenga al margen de debates partidistas. No obstante, le han pedido explicaciones por callar ante la actuación de la Comunidad frente a la pandemia.

En el día de su cumpleaños, José Luis Martínez-Almeida ha comparecido a petición propia en el parlamento local. “Este Pleno es la continuación de la interlocución permanente que hemos querido mantener con la oposición”, ha explicado antes de alabar la “lealtad crítica” que los grupos han ejercido en las últimas semanas. Tras recordar el “heroísmo” con el que varios colectivos “mantienen la ciudad aún en estado shock”, ha ensalzado al conjunto de la sociedad madrileña, que “cumple de manera modélica” con las restricciones establecidas. En reconocimiento a su “comportamiento ejemplar”, ha anunciado que el pueblo de Madrid recibirá la Medalla de Oro de la ciudad.

El ‘popular’ ha proseguido con un repaso a las directrices económicas, sociales y fiscales adoptadas por el Consistorio y ha insistido en que fueron “la primera administración que tomó conciencia de la crisis y tomó medidas para paliar sus efectos devastadores”. Así, ha recordado que decretaron el teletrabajo “masivo” del personal del Ayuntamiento tres días antes de que se declarase el estado de alarma. Además, ha trasladado que se encuentran en disposición de garantizar la seguridad de los 40.000 trabajadores públicos en la vuelta a sus puestos tras aprovisionarse con test suficientes para todos.

Por su parte, Begoña Villacís ha emulado la solicitud de comparecencia del Almeida y ha contado con intervención propia en nombre del Gobierno y no de su partido. Una decisión que le han afeado tanto Vox como el PSOE. La dirigente de Ciudadanos ha centrado su discurso en las políticas sociales ejecutadas, como habilitar 150 camas en Ifema para personas sin hogar, ampliar la campaña del frío o detectar a los mayores en situación de especial vulnerabilidad gracias al “esfuerzo ingente” del 010. “Nuestro objetivo es que no se nos queden familias sin atender”, ha enfatizado.

La vicealcaldesa ha hecho una leve autocrítica al aceptar algún error. “Madrid se ha visto golpeada de una manera que no nos imaginábamos, pero vamos aprendiendo, acertando y también equivocándonos”, ha señalado. Además, ha puesto en valor la proactividad del resto de fuerzas políticas a la hora de plantear propuestas: “Habéis estado a la altura de lo que necesita esta ciudad, os hemos tenido y es algo que no vamos a olvidar”, ha remarcado.

La vicealcaldesa durante su discurso.

La confianza de Más Madrid y la suerte de Vox

Rita Maestre, portavoz de Más Madrid, ha exhibido un talante conciliador y ha avanzado que el apoyo a las medidas que tome el Ejecutivo municipal será “total”. “Prometimos no hacer lo que la oposición nos hizo en su momento y eso significa partir de la confianza sincera”, ha expuesto. “Confiamos en vosotros como Gobierno”, ha añadido. La edil ha reconocido el “esfuerzo por llegar a la emergencia social, por conseguir material de protección y porque los niños no se alimenten de ‘nuggets’ fríos”, en alusión velada a los menús de Telepizza que la Comunidad contrató para repartir a los menores de la región con beca comedor.

En esta línea, la concejala ha rechazado la actitud condescendiente de Almeida con la gestión que Isabel Díaz Ayuso ha llevado a cabo en las residencias de ancianos, donde se concentran cerca del 75 por ciento de los fallecimientos por Covid-19. Maestre ha reprochado al alcalde no haber hecho “ninguna critica” al respecto: “Te has comportado como militante del PP y no como alcalde y eso no es positivo”. Sin embargo, ha agradecido al Consistorio que no se haya sumado “a la política de las salidas de tono”, algo “especialmente visible en el alcalde”. “A ver cuánto dura cuando se levante el confinamiento”, ha planteado.

Por su parte, Vox ha trasladado su “absoluto desacuerdo con la nefasta actuación del gobierno comunista de la nación” y ha aclarado que, “por responsabilidad”, no iba a entrar en más detalles. Con respecto a cómo se ha afrontado la crisis en la capital, su portavoz, Javier Ortega Smith, ha apuntado que “no es el momento de criticar, sino de sumar esfuerzos y aportar cuantas ideas e iniciativas se puedan y trabajar en el día de después”. Al término de su discurso, el edil ha deseado “mucha suerte” a PP y Ciudadanos.

El momento tenso de la sesión

La calma reinante en el Pleno se ha roto con la intervención de Pepu Hernández, portavoz del Partido Socialista, que ha dedicado al equipo de Gobierno las palabras más duras de la oposición. Comenzó su intervención tendiendo la mano al anunciar que apoyarán las medidas económicas que se presenten e incidió después en la “absoluta lealtad” con la que su partido ha actuado. “Se nos reclamó unidad y eso estamos ofreciendo”, aclaró. Después armó una defensa del Gobierno de Pedro Sánchez a la par que inició los reproches al alcalde y su equipo.

“Ninguna administración, del color que sea, estaba preparada y este Ayuntamiento tampoco lo estaba”, ha lanzado. Acto seguido ha cuestionado por qué se requirieron al Ministerio de Sanidad y no a la Comunidad de Madrid equipos de protección cuando esta última es la autoridad competente. “Las acusaciones de improvisación son ridículas”, comentó antes de recriminar que el Ayuntamiento animara “a acudir en masa al cristo de Medinaceli” el 6 de marzo y que la Iglesia se encontrara “llena de fieles, incluido el propio alcalde”.

Dio una tregua al regidor al reconocerle que “se haya distinguido de sus compañeros de partido por no haberse entregado al juego sucio ni a las descalificaciones personales”. No obstante, animó a Almeida a que “venza las tentaciones partidistas que de vez en cuando afloran”. Tras criticar que “no se haya pronunciado en ningún momento sobre la deficiente gestión de Ayuso”, volvió a apaciguar el debate al pedir que se convoque a todos los partidos para buscar soluciones a los dramas que ha traído el coronavirus. “El PSOE estará a su lado”, adelantó.

En su turno de réplica, el mandatario del Partido Popular dio las gracias a Rita Maestre por su “tono”: “Nos separan antípodas ideológicas, pero hoy nos acerca la humanidad”. A Pepu le reconoció que “no esperaba su intervención”, la cual tildó de “argumentario pedido desde el palacio de la Moncloa”. Almeida no ha ocultado su “sorpresa” ante las “injustas” declaraciones del portavoz socialista y manifestó no entender cómo apelaba a la “lealtad” mientras “criticaba acerbamente las actuaciones de este Gobierno”. Además, aprovechó para puntualizar que “Madrid ha recibido material de protección de la Comunidad, pero no del Ministerio”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

2 comentarios