www.madridiario.es
Nuevo carril bici en la calle Ribera del Sena
Ampliar
Nuevo carril bici en la calle Ribera del Sena (Foto: Pedalibre)

Sin conexión e inseguros: así son los nuevos carriles bici que denuncian los ciclistas

jueves 23 de julio de 2020, 07:27h

Tan solo han pasado dos semanas desde que el Ayuntamiento de Madrid firmara con todos los grupos políticos del Consistorio los "Pactos de la Villa", un plan que recoge las medidas a adoptar para la recuperación del Madrid post Covid-19, y la implantación de las primeras medidas ya han suscitado críticas por parte de algunos grupos políticos así como por parte de asociaciones.

Una de esas medidas aprobadas fue la creación de carriles bici provisionales “continuos y coherentes” para dotar a Madrid de una red ciclista que permita a la ciudadanía optar por la bicicleta para moverse por la ciudad. Pero, según declaran desde la asociación Pedalibre, el Consistorio incumple la medida al poner en marcha los primeros carriles provisionales sin ningún tipo de protección para el ciclista y sin conexión entre otras sendas.

El colectivo reitera el objetivo de los carriles bici provisionales: atraer un número suficiente de nuevos ciclistas que pueda compensar el previsible aumento del uso del coche a partir de la menor ocupación del transporte público. Sin embargo, según la asociación, “difícilmente” puede cumplir su objetivo cuando “tan solo hablamos de doce kilómetros en seis tramos” de carriles bici “inconexos y no conectados entre sí”. Señalan que estas vías deberían ser “seguras, continuadas y coherentes” y cuando se incorpora en los Pactos de la Villa no cabe otra actuación que no fuera hablar de ejes interconectados entre sí, “justo lo que no ha hecho el consistorio”. Faltan, a su juicio, “grandes ejes norte-sur y este-oeste”.

"Para que un carril bici sea utilizado, este debe ser seguro"

Miguel de Andrés, responsable de ciclismo urbano de la asociación Pedalibre, subraya que para que un carril bici pueda ser utilizado, este debe ser seguro, es decir, tiene que estar protegido. “La convivencia bicicleta-vehículo motorizado puede darse pero siempre en lo que son las calles residenciales; en los ejes principales es necesario ir protegidos”, indica. Por ello, denuncia que el carril bici que ha inaugurado el Ayuntamiento en la calle Ribera del Sena, “una autovía urbana”, va a estar “sistemáticamente” ocupado por coches que entran y salen del aparcamiento, lo que implica que los ciclistas no se encuentren protegidos contra los vehículos que circulan a su izquierda: “No se puede crear un carril bici entre la calzada y los aparcamientos. Estos últimos deberían ser la barrera que les protegiera del tráfico motorizado”.

Pero esta protesta no llega solo de asociaciones ciclistas. La concejala de Más Madrid Esther Gómez ha cargado contra la "chapuza" del carril ciclista provisional de la calle Ribera del Sena, a la altura de Ifema, dado que "incumple lo acordado en los Pactos" de la Villa, es "inseguro" porque se encuentra "pegado a la línea de estacionamiento, no guarda ningún tipo de separación con los carriles de circulación, es muy estrecho y no figura dentro del Plan Director Ciclista"

A pesar de todo, desde el Área de Medio Ambiente, ante esta denuncia, aseguran a Madridiario que los trabajos de señalización “no están terminados”. Añaden, además, que la señalización se acometerá con pintura amarilla en el asfalto y guardará “una separación mediante bolardos, como se había anunciado”. Sin embargo, desde la asociación se muestran sorprendidos de la respuesta municipal, contraria a la que recibieron: “Nos dijeron que esta es la medida aunque no descartan que en un momento dado pueda haber otra, pero en el plano definitivo”. Esto, para ellos, es incumplir lo pactado en los acuerdos ya que los carriles provisionales nacen con vocación de ser definitivos. Consideran que “lo que hacen es retrasar la aplicación de la decisión” al comprobar que en otros países lo que deciden es “hacerlo todo provisional y luego ir convirtiéndolo en definitivo”.

Red ciclista de 27 kilómetros

Ante esta situación, Miguel de Andrés se pregunta qué intereses protege el Ayuntamiento para no propiciar a la bicicleta como se merece. Según apunta, la eclosión de ciclista que experimenta París “no es para nada” como consecuencia de las actuaciones como las que se desarrollan en Madrid. “O se hace bien o casi mejor no se haga”. En este sentido, los ciclistas difieren bastante del sentir municipal: "Podría ser fruto de una estrategia torticera para luego argumentar que como no se usa dejo de hacerlo y lo que deberían es promover todos aquellos vehículos que sean eficientes en los desplazamientos ya que la movilidad en Madrid es la causante de los altos niveles de contaminación, causante de enfermedades y muerte prematura. No es ningún juego de niños”.

"Madrid se vuelve a quedar a la cola"

Tras el anuncio del gobierno municipal de los seis carriles bici provisionales, presentaron al Ayuntamiento una propuesta de ejes estructurantes mínimos que conecten los existentes para crear una red ciclista con 27 kilómetros en toda la ciudad. Aunque se trata de un compromiso adquirido en un pleno del mes de noviembre de 2019 y que fue aprobado por unanimidad, el eje de la Castellana “no se va a hacer provisional”. Por ello, ven previsible llevar este tema a la comisión o al pleno del ayuntamiento: “Nosotros trabajamos para implantar una medida válida y demostrada en muchas ciudades del mundo”. Y Madrid, denucia, “se vuelve a quedar a la cola" perdiendo la oportunidad de implantar la bicicleta como una alternativa real de movilidad en la capital: “Llevamos hablando de movilidad sostenible y bicicleta desde hace muchos años pero vamos a la Castellana y encontramos carriles dedicados exclusivamente al vehículo privado. Se convierten en autovías urbanas”, denuncia.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios