www.madridiario.es
El portavoz del PP en Alcalá, Víctor Chacón, presentó una querella contra el alcalde a raíz de la celebración de un pleno de presupuestos que se convocó por la vía de urgencia el 10 de junio de 2016. Al Pleno no pudieron asistir ni él ni otro edil del Grupo del PP
Ampliar
El portavoz del PP en Alcalá, Víctor Chacón, presentó una querella contra el alcalde a raíz de la celebración de un pleno de presupuestos que se convocó por la vía de urgencia el 10 de junio de 2016. Al Pleno no pudieron asistir ni él ni otro edil del Grupo del PP (Foto: Javier Bernardo)

La Comunidad desarrollará 'in extremis' la ley LGTBi: creará un Consejo para supervisar su implantación antes de las elecciones

martes 16 de octubre de 2018, 07:44h

La Comunidad de Madrid ha publicado el Proyecto de Decreto que regula la creación y el funcionamiento de un Consejo en el que el Gobierno regional y las asociaciones supervisarán la implantación de la Ley contra la LGTBifobia aprobada en junio de 2016. Durante este tiempo, las críticas sobre su no cumplimento han sido incesantes. Tanto, que fue una de las excusas con las que el Colectivo de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales de Madrid (COGAM) justificó la no invitación al Gobierno al último Orgullo.

En julio de 2016, la Asamblea aprobó por unanimidad la Ley de Protección Integral contra la LGTBifobia y la Discriminación por Razón de Orientación e Identidad Sexual. Una iniciativa impulsada por el propio Gobierno regional que, sin embargo, apenas ha contado con partidas presupuestarias y desarrollo en los años posteriores. Eso sí, la Consejería de Políticas Sociales quiere ponerle remedio y ya ha dado luz verde a uno de sus puntos clave: la creación de un Consejo consultivo que controlará la aplicación del texto.

Da la casualidad que, si bien este paso no es estrictamente necesario para la aplicación completa de la Ley, el Consejo sí es una buena medida para asegurar su posterior desarrollo. Las fechas, además, acompañan: fuentes de la Consejería destacan que el Consejo comenzará su actividad en marzo de 2019, dos meses antes de las elecciones de mayo.

Presidido por la propia consejera, Lola Moreno, el órgano consultivo también contará con representantes del Ejecutivo regional, de entidades del Tercer Sector y organizaciones sindicales y empresariales. En este sentido, entre sus funciones también estará la elaboración de un informe anual sobre el impacto social de la Ley que, después, remitirá a la Asamblea de Madrid.

Además, tal y como se describe en el Proyecto de Decreto al que ha tenido acceso Madridiario, también será su función proponer mejoras específicas al Gobierno regional en materia LGTBi, asesorar a cualquier administración respecto a las consultas formuladas relativas a los derechos de este colectivo y dar voz a las personas LGTBi "para lograr una sociedad con plena garantía del respeto de sus derechos y eliminar los prejuicios, estereotipos y actitudes discriminatorias que sufre este grupo de población".

La ley es "papel mojado" y el Consejo, "un órgano diseñado a medida"

Este proyecto de ley de creación del Consejo llega semanas después de la sonada intervención del diputado de Podemos Eduardo Rubiño en la Asamblea de Madrid. En una pregunta a la consejera de Políticas Sociales, el joven señaló, una a una, las medidas incluidas en la ley que no se han cumplido.

"Han pasado más de dos años desde que aprobamos una ley que llenó de esperanza a muchos ciudadanos madrileños y ustedes la han convertido en papel mojado", dijo, antes de enumerar las medidas que no se han llevado a cabo: la realización de informes puntuales sobre LGTBifobia, el protocolo de atención a las víctimas, la estrategia integral de Educación, la formación para los cuerpos y fuerzas de seguridad y el centro de documentación y memoria histórica.

Preguntado por Madridiario sobre la creación del Consejo, Rubiño pone el acento en el método de elección de las personas que formarán parte del mismo. En este sentido, espera que sea "una foto real" de la sociedad LGTBi y no "un órgano diseñado a medida del Gobierno para hacerle el coro".

Sobre la elaboración del Decreto, denuncia que se ha hecho "completamente a espaldas" de los colectivos, por lo que espera que les hagan partícipes si no quieren que termine siendo "una farsa".

Además, termina señalando dos cosas "poco lógicas" en la selección de los miembros del Consejo: en primer lugar, que haya más personal de la administración que de los propios coletivos y, después, que sea el CEIM y no la Asociación de Empresas Profesionales para Gays y Lesbianas (AEGAL) quien designe los representantes del sector empresarial.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.