www.madridiario.es
Agencia para el Empleo: Una ventana pública a nuevas oportunidades laborales
Ampliar

Agencia para el Empleo: Una ventana pública a nuevas oportunidades laborales

miércoles 16 de septiembre de 2020, 14:25h

Conectar demandantes de empleo con empresas y viceversa. Bajo esta premisa articula su razón de ser la Agencia para el Empleo de Madrid, que se erige como un dinamizador de la economía de la ciudad. Este órgano público municipal ofrece servicios de orientación laboral a personas en paro, a la par que pone a su disposición cursos formativos en múltiples áreas de actividad para ampliar su capacitación. El fomento del emprendimiento a través del asesoramiento técnico, que también brinda a empresarios, completa su diversificada labor, que se orienta a generar nuevas oportunidades de trabajo para los madrileños.

La Agencia para el Empleo constituye el principal instrumento del Ayuntamiento de Madrid para auspiciar la inserción laboral y facilitar a las empresas la búsqueda de personal. Este órgano diseña programas y servicios desde 2004 que dan una respuesta real y ajustada a las necesidades de las personas en situación de desempleo en la ciudad. A tal fin, elabora estudios de mercado para obtener un conocimiento actualizado de la evolución de la situación de los madrileños parados y detectar, al mismo tiempo, actividades generadoras de empleo.

Consciente de que la orientación laboral y la formación profesional contribuyen a la protección frente al desempleo, la Agencia ofrece ambos servicios. El primero de ellos lo articula a través de seminarios sobre objetivos profesionales y redacción de currículums, procesos de selección, búsquedas de empleo o informática.

En materia educativa, su estrategia se centra en proporcionar unos conocimientos en relación directa con el mercado de trabajo para aumentar las oportunidades laborales de los beneficiarios de estos cursos gratuitos.

La programación permanece abierta a lo largo de todo el año y abarca cursos en distintas especialidades: desde Industria, Construcción y Medio Ambiente a Hostelería, Turismo o Nuevas Tecnologías de la Información. En muchas de estas disciplinas se puede conseguir un Certificado de Profesionalidad, una titulación que acredita de forma oficial la cualificación en la materia cursada válido en todo el territorio nacional. En su catálogo, la Agencia incluye hasta 200 cursos presenciales, pero también cuenta con opciones on line.

En 2019, se impartieron 363 acciones formativas para el empleo en las que participaron un total de 4.467 personas. Entre los cursos más demandados, destacaron los ligados a áreas como el comercio y el marketing, los servicios socioculturales y a la comunidad, la electricidad y electrónica o la informática y las comunicaciones.

También se desarrollaron cursos de formación en el sector alimentario, en concreto en la capacitación para puestos en las ramas de pescadería, carnicería y frutería.

En conjunto, la oferta destaca por su carácter multidisciplinar, una diversificación necesaria para obtener más facilidades de acceso a un puesto de trabajo, de ahí que sus propuestas engloben casi todos los tramos de edad. Además, estos cursos cubren una amplia franja de niveles formativos, incluidos aquellos en los que no se requiere ningún tipo de titulación previa para evitar exclusiones por esta cuestión.

Prácticas en empresas

El plan de formación de 2020 de la Agencia para el Empleo incluye talleres para perfeccionar el dominio de distintos niveles de la lengua inglesa enfocados al entorno profesional. Asimismo, ha implementado un curso de formación en línea dirigido a preparar la certificación oficial Microsoft Office Specialist (MOS) en los respectivos programas del paquete informático Microsoft Office. Con él se favorece la mejora de las competencias digitales de los usuarios y se ayuda a estos a conseguir uno de los certificados más valorados y demandados por las empresas en la actualidad. En sus programas mixtos de formación y empleo se combina el aprendizaje de una profesión con estancias temporales y remuneradas en un entorno laboral real con objeto de aumentar la empleabilidad y adquirir experiencia laboral.

Los estudiantes se incorporan a una compañía en calidad de alumnos en prácticas para aprender a desarrollar las actividades requeridas in situ y a adaptarse a los ritmos de trabajo. Una metodología que no solo goza del favor de los demandantes de empleo, sino del gremio empresarial, cuyo grado de aceptación y participación se ha consolidado a lo largo del tiempo.

Solo en 2019, la Agencia suscribió un total de 144 nuevos convenios de prácticas con empresas. Gracias a los mismos, más de 600 personas paradas formadas en el centro pudieron aplicar las destrezas adquiridas en su formación teórica delante de potenciales empleadores. Las posibilidades de optar a una vacante se multiplican al haberse introducido en el proceso productivo de la compañía, donde fomentan su responsabilidad en el mundo empresarial. Por otro lado, los empresarios también se benefician al poder conocer a futuros profesionales a su cargo y comprobar de primera mano su desempeño.

Del total de las plazas ofertadas en cursos de formación profesional en la Agencia el año pasado, el 54,84 por ciento se dirigieron a la obtención de Certificados de Profesionalidad en distintas especialidades. Así, se expidieron 1.841 títulos acreditativos después de que estas personas sin empleo formaran parte de diversas acciones de aprendizaje, recualificación o reciclaje profesional adecuadas a las necesidades del mercado.

Impulso a emprendedores

Por otro lado, este organismo consistorial pone a disposición de los madrileños una bolsa de empleo. Tras la inscripción de los solicitantes, los técnicos de la Agencia rastrean el mercado en busca de ofertas que se adapten a su perfil específico. Esta prestación se complementa con el proceso inverso, un servicio de intermediación laboral que selecciona a los candidatos que encajan en el puesto y que lleva a cabo un seguimiento de todo el procedimiento.

Bajo unas premisas similares funciona la Oficina Auxiliar de la Agencia de Empleo en Mercamadrid, que cuenta con una bolsa de empleo propia. En ella confluyen tanto empresas que necesitan personal como trabajadores del sector alimentario interesados en incorporarse a la mayor plataforma de distribución, comercialización, transformación y logística de alimentos frescos de España.

Los candidatos se someten a una entrevista personal a fin de añadir su contacto a una base de datos y cuando una compañía pide referencias para una vacante el equipo técnico realiza una selección de los mejores aspirantes en un plazo de 48 horas.

Además de colaborar con los empresarios en la incorporación de nuevos efectivos a su plantilla, también se ha habilitado para estos otros servicios de prospección y asesoramiento en material laboral. Así, explican a estos los incentivos y bonificaciones a la contratación a los que pueden acogerse y les ayudan en la definición de puestos de trabajo.

Una práctica similar de asesoramiento se despliega en su respaldo al autoempleo. El Ayuntamiento de Madrid, por mediación de la Agencia, estimula este tipo de proyectos y aporta a sus impulsores información sobre ayudas y subvenciones, así como orientación técnica cualificada. Con esta línea de actuación promueve la puesta en marcha de nuevas actividades económicas a fin de que estas redunden en la creación de empleo.

En este sentido, esta Agencia ofrece asistencia individualizada de expertos a quienes dan vida a un proyecto personal por voluntad propia y también a aquellos que se suman al emprendimiento como respuesta forzada al encontrar dificultades en el acceso al mercado típico.

Así, se imparten sesiones de motivación al autoempleo orientadas a transmitir las cualidades necesarias y los primeros pasos que se deben seguir para iniciar cada propuesta. Estas personas que se decantan por ser autónomas pueden beneficiarse también de una bolsa de autoempleo que recoge ofertas de empresas integradas en sectores económicos susceptibles de establecer relaciones mercantiles estables.

Inscripción on line o telefónica

Como condiciones de acceso a las acciones formativas de este órgano bajo el paraguas de la Alcaldía capitalina se ha de cumplir, con carácter general, con los requisitos de haberse inscrito como demandante en una oficina del servicio público de empleo y estar empadronado en el municipio de Madrid. Al margen de estas formalidades, pueden aparecer otros requerimientos de carácter técnico en la propia convocatoria de cada curso concreto.

Para informarse del catálogo en vigor o proceder a la matriculación en cualquiera de las plazas ofertadas, los interesados disponen de dos opciones: llamar al teléfono gratuito 010, correspondiente a la Red de Atención a la Ciudadanía Línea Madrid, o hacerlo vía on line desde la propia web de la Agencia.

Asimismo, su centro especializado del sector alimentario y las ocho agencias de zona ubicadas en los distritos de Arganzuela, Latina-Carabanchel, Barajas, Puente de Vallecas, Retiro, Tetuán, Vicálvaro y Villaverde permanecen abiertas al público de lunes a viernes en horario de 8:30 a 14:00 horas.

Excelencia reconocida

Con la Agencia de Empleo, el Consistorio madrileño dispone de un extraordinario instrumento para generar oportunidades laborales a la ciudadanía. Este servicio público lo ejerce desde una doble vertiente colaborativa tanto con las personas en situación de desempleo como con las compañías que o bien carecen de mecanismos propios suficientes para difundir sus vacantes entre la ciudadanía y así poder cubrirlas como para los que confían en los completos procesos de selección que este órgano ejecuta.

Su dedicación y empeño por construir un futuro profesional de garantías a personas en situación de vulnerabilidad, a quienes disponen de recursos limitados para costearse su formación o, simplemente, a quienes buscan mejorar sus aptitudes se ve avalada por la valoración positiva de sus alumnos.

Así, el 91,50 por ciento de los usuarios formados en los cursos de la Agencia para el Empleo manifestaron una satisfacción igual o superior a ocho puntos sobre 10 con respecto a la labor de los monitores. El Sello de Calidad de Excelencia Europea 400+ atestigua su valía.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios