www.madridiario.es
Interior liberará a internos de CIEs tras 60 días durante la crisis
Ampliar
(Foto: Juan )

Interior liberará a los internos de CIEs tras 60 días durante la crisis del coronavirus

miércoles 18 de marzo de 2020, 18:11h

El director adjunto operativo de la Policía Nacional, José Ángel González, ha asegurado que toda persona interna en un Centro de Internamiento para Extranjeros (CIE) será puesta en libertad si durante la crisis del nuevo coronavirus Covid-19 supera el máximo de estancia legal en estos centros, fijado en 60 días.

Así lo ha manifestado este miércoles, 18 de marzo, durante la rueda de prensa tras la reunión diaria del Comité de Gestión Técnica del Coronavirus. Según ha informado, se está estudiando "caso por caso" la situación de cada interno.

Asimismo, ha recordado que las personas "pueden estar como máximo 60 días" en estos centros y siempre se "procura" que el internamiento no se prolongue más. "Todo el que tenga que ser puesto en libertad, así lo haremos", ha dicho.

Los CIE son una instalaciones policiales de carácter no penitenciario diseñadas para poder ejecutar la expulsión del territorio nacional. En España, operan siete centros de este tipo, entre ellos uno ubicado en Aluche (Madrid), donde ayer tuvo lugar un motin por parte de un grupo de internos.

Según ha apuntado González, fue un "pequeño motín" por parte de 20 internos que se subieron al tejado del centro para protestar sobre la situación sanitaria allí y para pedir su puesta en libertad.

Varias entidades y colectivos sociales habitualmente críticos con la existencia de estos centros, ante la crisis del coronavirus han reclamado a Interior la puesta en libertad de los internos. Así lo hizo la Campaña 'CIEs No', compuesta por colectivos sociales y organizaciones de defensa de los derechos humanos, así como la Asociación de Abogados Extranjeristas, que anunció que presentará queja al Defensor del Pueblo por la continuidad de los CIE durante la crisis del Covid-19.

Fugas en el centro de Hortaleza

Centro de Primera Acogida de Hortaleza. (Foto: Javier Bernardo)

Mientras se vive esta situación excepcional, muchos vecinos han denunciado con vídeos grabados desde sus casas y colgados en redes sociales que en los últimos días, algunos adolescentes de la residencia de Primera Acogida de Hortaleza saltan las vallas, salen a la calle e incluso pasean por la zona, volviendo al centro tras las advertencias de la Policía.

Los 80 menores que allí viven, dependientes de la Comunidad de Madrid, pueden salir al patio de las propias instalaciones pero no a la calle bajo ninguna circunstancia. Pero algunos de ellos no atienden a las indicaciones de los responsables del centro, por lo que desde hace unos días un vehículo de la Policía Nacional está patrullando la zona.

Preguntado sobre este asunto en una entrevista esta mañana en Telemadrid el consejero de Políticas Sociales, Familias, Igualdad y Natalidad, Alberto Reyero, ha informado de que está llegando estos días más menores al centro y que se está "en una situación de preocupación". Pero ha advertido que estos menores "tienen que cumplir lo mismo que todos los ciudadanos en España y, por tanto, tiene que permanecer en el sitio".

"Somos conscientes de la situación. Estamos trabajando para que estos chavales estén bien atendidos y tengan ocupado su tiempo. Lo mismo que está pasando a la mayoría de los madrileños y tenemos que ocupar porque nos esperan más de 15 días de confinamiento", ha añadido.

Ante este escenario, trabajadores del centro se muestran "agotados" y confirman la dificultad de contener a los menores dentro del recinto, ya que como es un centro abierto, están acostumbrados a entrar y salir cuando disponen, han señalado a Europa Press fuentes sindicales. "Hay algunos conflictivos y con adicciones, que se ponen violentos y se escapan porque no entienden el estado de alarma ni lo que significa", apuntan.

De momento, no hay datos positivos de coronavirus confirmados ni entre los menores ni entre los trabajadores, que ya han recibido las primeras mascarillas y guantes de protección. "El problema, como siempre, es la escasez de personal, y la falta de un protocolo eficaz para prevenir los contagios", han indicado las mismas fuentes.

'SOS Racismo' critica el "trato inhumano" a los internos

Por su parte, la ONG SOS Racismo Madrid ha mostrado este miércoles su "repulsa" ante el "trato inhumano" que a su juicio reciben los internos del Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de toda España, para los que piden de nuevo su cierre.

Ayer varios internos subieron a uno de los tejados del CIE de Aluche al grito de "Libertad, Libertad". Fueron enviados de nuevo abajo por miembros de la Unidad de Intervención Policial (UIP) de la Policía, sin incidentes relevantes.

"Iniciaban un acto de resistencia, ante la insalubridad sanitaria. Exigían la libertad frente a la emergencia sanitaria que atraviesa el Estado español", señala la ONG en un comunicado.

En este sentido, ante la imposibilidad de deportación por el cierre de las fronteras, consideran que la retención de personas en estos centros "es un sinsentido". "Mantenerlos encerrados y expuestos al contagio de coronavirus es un atentado contra su salud y una flagrante violación de los derechos humanos. El Estado Español es directamente responsable de la vida y bienestar de los internos en Aluche", apuntan.

Además, según SOS Racismo Madrid, el Ministerio del Interior ha puesto en libertad a algunos internos "sin proveerles de opción habitacional o alimentaria y sin atención médica adecuada, poniéndoles en situación de vulnerabilidad".

"Muchos internos ingresan al CIE ya con una situación precaria que se ve agraviada tras su estancia en el Centro de Internamiento, pierden sus fuentes de ingresos y sus posibilidades de mantenerse por sí mismos quedando muchos de ellos en situación de calle. Situación que promueve, debido al estado de alarma, una persecución policial constante", esgrimen.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.