www.madridiario.es
Una moto de eCooltra
Ampliar
Una moto de eCooltra (Foto: Kike Rincón)

Nuevo capítulo para un Madrid más sostenible: opciones de moto-sharing

sábado 28 de abril de 2018, 09:41h
Esta semana, el fondo de inversión que controla Cabify ha lanzado su servicio de moto-sharing: Movo. Con este desembarco, son ya cuatro las opciones entre las que pueden elegir los ciudadanos madrileños para moverse en moto por la capital. Madridiario las compara y señala sus similitudes y sus diferencias.

Madrid va camino de ser una ciudad verde. Todavía queda mucho, pero la sociedad civil avanza a buen ritmo acompañando las directrices del Ayuntamiento. Pero los ciudadanos no son los únicos que parecen haberse concienciado. Las empresas también van en esa dirección. Por conciencia o por supervivencia, andan por esa senda.

Así, a la ya gran oferta de movilidad sostenible en la ciudad (BiciMAD, buses ecológicos, taxis de bajas emisiones o aplicaciones de coches de alquiler) se le suma ahora otra opción que cuenta ya con cuatro grandes empresas: el moto-sharing.

A grandes rasgos, ofrecen el mismo servicio pero se diferencian en zona de uso, horario, precio y color.

Movo, la novata

Es la opción que menos tiempo lleva: llegó el lunes de la mano de Cabify -detrás está el mismo fondo de inversión-, que ha decidido aparcar la guerra del taxi e intentar hacer carrera en la movilidad sostenible.

Bajo el color azul, su precio es de 22 céntimos por minuto -no es ni la tarifa más cara ni la más barata- y funciona las 24 horas de los siete días de la semana. Tiene dos cascos y alcanza casi todo el perímetro interior de la M-30. De momento sólo puede utilizarse con el sistema operativo de Apple.

eCooltra, la 'triunfadora'

El servicio de eCooltra fue el primero en llegar a Madrid y el que más reconoce el ciudadano de a pie. En dos años cuenta ya con más de 300.000 usuarios en toda Europa. Es la más cara junto con Ioscoot pero, al contrario que sus competidores, no cobra la parada. Sus motos blancas son cero emisiones y están disponibles todos los días de la semana.

Muving, la que llega más lejos

El color amarillo de sus vehículos hace que sea la aplicación que más resalta. Además, su tarifa básica es la más baja -21 céntimos por minuto-. Pese a que no funciona en ninguna ciudad que no sea española, en un año de actividad ha alcanzado ya los 115.000 clientes. A direfencia de las demás, su servicio no se encierra en la M-30 pero, por el contrario, es la única que no ofrece un servicio 24 horas (cierra de una a seis de la madrugada).

Iooscot, la desconocida

Fue pionera en Barcelona bajo el nombre de Motit y se trasladó a la capital con un rediseño de marca, pero no ha conseguido calar del todo. El precio del servicio ronda entre los 20 y los 24 céntimos, según la tarifa horaria en la que se utilice. Su scooter -minimalista, eléctrica y ligera-, es la que menos alcance tiene, pues ni sale de la M-30 ni cubre barrios como El Pilar, Valdezarza o Almenara.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Foro asociado a esta noticia:

  • La moto compartida se abre paso en Madrid: estas son las opciones

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    9861 | Ana Sánchez - 28/04/2018 @ 15:34:32 (GMT+1)
    ¿Los cascos también se comparten, junto con los piojos? Bueno imagino que a algún rastafari no le importará mucho. La cuestión es si esa guarrada hay que pagarla desde los presupuestos públicos. Evidentemente, no.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.