www.madridiario.es
    14 de octubre de 2019

oficios

La Real Fábrica de Tapices, fundada en 1721 por Felipe V, quiere convertirse en referencia europea en la restauración de tapices. A pesar de la complicada situación económica que vivió hace un año, de la que todavía no se ha recuperado del todo y que pudo haber supuesto su cierre, a día de hoy parece que el histórico espacio comienza a ver la luz al final del túnel. Dos importantes encargos garantizan empleo al menos durante cinco años.

PROFESIONES EN EXTINCIÓN (V)

Nuestro serial sobre profesiones en extinción finaliza este viernes con la visita a la botería de Julio Rodríguez. Un experto hilvanador de piel de cabra que realiza a diario botas de vino en un rincón madrileño cercano a la Puerta de Toledo. Entre puntada y puntada, este artesano sueña con un futuro prometedor para un oficio centenario que camina por el difícil sendero de las profesiones olvidadas.
  • 1