www.madridiario.es

La iniciativa ha sido puesta en marcha por el Ayuntamiento

Un taller de galletas inicia a los niños madrileños en el mundo de la cocina

martes 02 de enero de 2007, 00:00h
 El Ayuntamiento de Madrid organiza hasta el 7 de enero un taller de galletas con motivos navideños en una de las carpas instaladas en la céntrica plaza de Colón, destinada a iniciar a los niños en el mundo de la cocina con la ayuda de profesionales de la hostelería.

Una de las cocineras profesionales encargada de enseñar a los niños a hacer galletas, Rosa, explicó que esta iniciativa era "una manera de empezar a enseñarles a trabajar en equipo". Según ella, "la actividad es por un lado muy física", y por otro lado, "intervienen mucho los sentidos", ya que los niños "agudizan la vista y el olfato" por el colorido y olor de los ingredientes.

Según Rosa, este tipo de actividades acaba con el cliché sexista que supone "que son las niñas las que cocinan y los niños no". Tal y como la cocinera denunció, a pesar de que, a nivel familiar, siguen existiendo estas diferencias, en los talleres sucede "todo lo contrario porque todos juegan a todo, es una cosa muy democrática, son niños y no reparan en otra cosa".

"Acto de generosidad"
Además, destacó que cocinar "es un acto de generosidad, porque al final siempre se cocina para los demás" y aclaró que "se trata de aprender a dar y disfrutar" de lo que uno mismo ha hecho. "Es la primera vez que ellos cocinan algo que ellos mismos se comen, que no se lo ha hecho ni su mamá ni se lo han comprado, es un placer para ellos muy sorprendente", añadió.

Una de las niñas que asistió el primer turno del taller, Cristina, mostraba sus galletas mientras explicaba cómo se hacían y aclaró que estaba haciendo su "nombre, un corazón y una estrella". También afirmó que acudía a la clase de cocina "para saber cocinar" y de mayor poder ayudar en casa, aunque aclaró que ya echaba una mano a cocinar porque le gustaba "mucho".

Por otro lado, Juanjo aseguró que había aprendido a hacer "unas galletas sin molde y otras con un molde de corazón" mientras situaba bolas de azúcar sobre sus galletas recién hechas y aclaró que, aunque le gustaría ser cocinero en un futuro, también querría desempeñar la profesión de "policía o bombero".

Otra de las niñas, Carlota, subrayó sobre el proceso de elaboración que primero habían "hecho un molde, después la figura", lo habían puesto en el horno y ahora lo estaban coloreando con azúcar líquido de colores.

"Relacionarse con otros niños"
Al final del proceso de elaboración, los padres de los niños entraron a observar lo que sus hijos habían cocinado. Una de las madres que había venido desde Cantabria para vivir la navidad en Madrid "en familia", destacó que lo más importante para ella era ayudar a que su hija se "relacionase con otros niños".

Por último, otra de las madres afirmó que "aquí siempre en navidad hay actividades para las niñas", y, aunque se quejó de que este año era necesario "sacar entrada", se resignó al decir que "siempre hay muchos niños y todos queremos que haya más actividades". En cualquier caso, "desde luego están mucho mejor este tipo de actividades que no tantos juguetes", concluyó.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.