www.madridiario.es
Alejandro Arderius, director General de SULO.
Ampliar
Alejandro Arderius, director General de SULO. (Foto: Chema Barroso)

La apuesta de SULO por reutilizar el plástico: de materia denostada a clave en la sostenibilidad

Por MDO
martes 23 de noviembre de 2021, 13:20h

Los contenedores contribuyen a la economía circular en una doble vertiente. Por un lado, como recipientes de residuos que después se transformarán en otros productos. Por otro, en su propia fabricación, que puede realizarse a partir de elementos reciclados. En SULO elaboran contenedores con materiales cien por cien reciclados y Alejandro Arderius, director general de la compañía, ha explicado en la XIX Jornada de Medio Ambiente que organiza Madridiario cómo el plástico, "una materia prima denostada", puede tener una segunda vida tras su reciclaje favoreciendo la sostenibilidad. "El problema es cuando se deposita en lugares donde no conviene, siendo así altamente contaminante, pero tenemos la oportunidad de que no sea así", ha enfatizado en el auditorio de la Escuela de Posgrado de la Universidad Camilo José Cela donde se celebra el evento.

En SULO trabajan bajo esta premisa y contribuyen a reducir la huella de carbono empleando plástico reciclado en la producción de contenedores que después pueden encontrarse en las calles de Madrid y otros municipios de la región. "Cada kilo de plástico reciclado permite que se dejen de expeler 1,5 kilos de CO2", ha explicado Arderius. En este proceso, la ciudadanía puede jugar un papel determinante. Aunque el porcentaje de reciclaje de plástico es elevado, empresas como esta "no somos capaces de tener toda la materia prima que necesitamos". "No procesamos más porque no lo encontramos", asegura el director general.

Cada año fabrican alrededor de 4 millones de contenedores compuestos en su totalidad por material reciclado. El 60 por ciento de su producción se realiza a partir del post-consumo doméstico, es decir, de tapones, botellas y otros elementos que los ciudadanos depositan en el cubo amarillo. El 40 por ciento restante, ha indicado Alejandro Arderius, proviene de los propios contenedores deteriorados. Este sistema de transformación es complejo ha manifestado el representante de SULO. "Recibimos muchas calidades y tipologías de plástico y eso nos complica el proceso", ha señalado.

Además, se trata de un procedimiento costoso. "Solo para la labor de clasificación hemos invertido 15 millones en tecnología para separa por colores y calidades de productos", ha detallado. Además, cuando piensan en el diseño de los contenedores introducen un factor determinante: "Deben ser apilables para que quepa la mayor cantidad posible en cada camión y que las emisiones de estos sean mínimas".

Si la concienciación de la ciudadanía resulta clave, no menos la involucración de los gobiernos. "La administración pública es la responsable de la aplicación de las políticas de economía circular y es importante que exijan que los elementos que compran tengan reciclabilidad", ha remarcado. Mientras el Ayuntamiento de Madrid ha licitado unos nuevos contratos de limpieza que obligan a que la flota de las empresas se compongan de vehículos ECO y CERO, otros consistorios les piden "expresamente" contenedores fabricados al 100 por 100 con materiales vírgenes. "Esto va contra cualquier política de economía circular", ha reprochado a la par que identificado como una mala práctica. Por el contrario, Arderius apuesta por seguir en esta senda del reciclaje y la recogida selectiva imitando a otros países que incluso han alcanzado la décima fración cuando España aún va por la quinta.

La jornada se ha podido seguir por streaming en Madridiario y también en redes sociales bajo el hashtag #EconomiaCircular. El evento ha sido organizado por Madridiario y patrocinado por la Comunidad de Madrid, Ayuntamiento de Madrid, FCC, Sulo, Valoriza, Ferrovial, DCN, Ros Roca, Alsa y Licuas. . Asimismo, colaboran Diariocritico, SEK, Universidad Camilo José Cela y The Westin Palace.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios