www.madridiario.es

TAL DÍA COMO HOY

Sandra Palo, 15 años de la víctima de otra 'manada'
(Foto: MDO)

Sandra Palo, 15 años de la víctima de otra 'manada'

jueves 17 de mayo de 2018, 11:30h
Tal día como hoy, la joven madrileña Sandra Palo fue asaltada cuando se dirigía a su casa por cuatro jóvenes, tres de ellos menores de edad, que la violaron en un descampado, para después atropellarla varias veces y terminar quemando su cuerpo todavía vivo para no dejar huella. De la otra 'manada', tan solo queda el mayor de edad encerrado en prisión, mientras los otros hace tiempo que quedaron en libertad. Un caso que el fiscal tildó de "atroz y de los más inhumanos jamás visto".
Quince años han pasado del atroz asesinato de la joven Sandra Palo, de 22 años y que el Ministerio Fiscal consideró este caso como "uno de los crímenes más desproporcionados, viles, inhumanos y sangrantes que existen".

A la joven Sandra, natural de Getafe, la secuestraron a punta de navaja cuando se dirigía a la parada del autobús de Marqués de Vadillo junto a un amigo la madrugada del 17 de mayo de 2003. Cuatro jóvenes delincuentes, uno de 18 años y el resto menores de 16 años y uno de 14, que se autodenominaban 'la banda del chupete', decidieron robar a la pareja y posteriormente violar a la joven.

Tras despachar al joven que acompañaba a Sandra, la violaron por turnos en un descampado. Cuando terminaron, mientras la joven intentaba vestirse y marcharse cuanto antes, decidieron matarla para que no los pudiera delatar.

Los cuatro asesinos, con un Citroën ZX que habían robado pocas horas antes en Alcorcón, emprendieron dirección hacia la chica, empotrándola contra un muro. Sandra cayó al suelo y procedieron a pasar por encima de su cuerpo, una y otra vez, hasta diez veces, como recordaron después los culpables.

Tras los hechos, los homicidad pensaron que era mejor destruir cualquier prueba, por lo que decidieron quemarla. La abandonaron moribunda y se dirigieron a una gasolinera para comprar un euro de gasolina en una botella de plástico. Pese a observar a su regreso, que Sandra seguía viva y movía los brazos despacio, la rociaron y le prendieron fuego. Según la posterior autopsia, se determinó que la joven había sido quemada viva.

Mentes retorcidas

Los cuatro homicidas eran extremadamente jóvenes para los actos que cometieron, sin embargo, según la sentencia eran peligrosos y plenamente conscientes de sus actos. Rafael Fernández García, "Rafita", era el pequeño, el de 14 años. Juan Ramón Manzano Manzano, "Ramoncín" y Ramón Santiago Jiménez, "Ramón", tenían 16. El único mayor era Francisco Javier Astorga Luque, "El Malaguita", con 18 años y cinco meses.

A día de hoy, tan solo "El Malaguita" continua tras los barrotes, condenado a 64 años. Los otros tres menores, por aquel entonces, quedaron en libertad hace tiempo, tras cumplir las medidas de internamiento que les fueron impuestas.

Todavía vigente, dicha sentencia se ajustó a la ley del Menor, por eso, los dos jóvenes de 16 años pasaron ocho años encerrados en un centro de menores y otros cinco años después, de libertad vigilada. El "Rafita", de 14 años, estuvo cuatro años en un centro y otros tres de libertad vigilada.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.