www.madridiario.es
Una pancarta reclama la construcción del instituto en el barrio de Rejas
Ampliar
Una pancarta reclama la construcción del instituto en el barrio de Rejas (Foto: @Instienrejasya)

Las alternativas de Educación, "parches" para los vecinos de Rejas, que siguen reclamando su instituto

jueves 25 de mayo de 2017, 07:45h
La Consejería propone tres alternativas a los vecinos de Rejas que estos interpretan como "parches" a la imperiosa necesidad de un instituto de Educación Secundaria en el barrio.

Las familias de Rejas siguen en pie de guerra. Este mismo miércoles, la Consejería de Educación de la Comunidad de Madrid ha cancelado una visita al barrio, en el distrito de San Blas-Canillejas, en la que pretendían hablar de las alternativas a la demanda educativa de los vecinos: la necesidad urgente e innegable de un instituto. La presión vecinal, que invitaba a una concentración frente al Colegio Público Ciudad Pegaso para mostrar su rechazo a cualquier plan B que la Consejería pudiera sugerir para sus hijos, continúa. Mientras, desde la Consejería apuntan no a una suspensión si no a un aplazamiento e indican que el cambio de planes se debe a que prefieren llegar al encuentro con más información sobre la situación.

En lugar de la reunión prevista, la Consejería ha enviado un comunicado en el que se informa de la inminente realización de una encuesta para conocer las preferencias de las familias entre las alternativas que está barajando la Comunidad de Madrid para los alumnos que terminan Primaria en el colegio del barrio y que se ven obligados a continuar con los estudios de Secundaria en otros barrios, al carecer Rejas de instituto. Sin embargo, desde la Plataforma 'Instituto en Rejas Ya', insisten en que solo aceptarán la primera -y única para ellos- opción: la construcción de un instituto en la parcela de la C/Deyanira que cedió el Ayuntamiento y que la Comunidad rechazó por ser demasiado pequeña. Los vecinos, no obstante, aseguran que el estudio solicitado por la Consejería de Educación a la Dirección General de Planeamiento y Gestión Urbanística del Área de Desarrollo Urbano Sostenible del Consistorio y realizado por un grupo de técnicos independientes avala la viabilidad del proyecto en la parcela planteada.

Un barrio sin instituto

El barrio de Rejas tiene un problema: no hay instituto, ni público ni concertado. La mayoría de los alumnos que terminan Primaria en el barrio, acuden al IES Alameda de Osuna, un trayecto de, mínimo, una hora de ida y otra de vuelta en autobús en un recorrido que tiende al colapso del tráfico a su paso por el centro comercial de la zona. El tiempo perdido en trayectos y las complicaciones que implican en el día a día de niños de apenas 12 años, sumado a la masificación del instituto del barrio vecino -1.320 niños frente a las 900 plazas para las que fue construido, según el portavoz de las familias-, llevaron a los vecinos a plantarse y exigir un instituto en su zona.

Desde las instituciones, la voluntad de atajar el problema, que amenaza además con agudizarse en un barrio en el que nacen más de 200 niños cada año, ha sido tibia en buena parte del camino, que arrancó ya hace más de un año y que tiene para los vecinos un 'deadline' definitivo: septiembre de 2018. Así lo asegura Alberto Arkones, portavoz de la plataforma 'Instituto en Rejas Ya', que recuerda que esa fecha fue el límite acordado con el consejero de Educación, Rafael Van Grieken, en la última reunión mantenida el pasado mes de febrero.

A base de movilización ciudadana y empeño, Rejas consiguió una partida en los presupuestos de la Comunidad de 30.000 euros para el estudio geotécnico y el proyecto del IES. Los vecinos han asumido que el próximo curso sus hijos deberán seguir matriculándose fuera del barrio, pero quieren, de cara al curso 2018-2019, que la solución sea definitiva y no un "parche".

Deficiencias en Primaria

Precisamente, las tres alternativas que Educación quiere que las familias valoren en una encuesta telemática no son, según Arkones, bien recibidas por los vecinos. En primer lugar, la Consejería propone realizar una obra de ampliación del colegio Ciudad Pegaso para que pueda ofertarse allí enseñanza Secundaria. Se trataría de convertir el centro en un Colegio de Educación Infantil, Primaria y Secundaria (CEIPSO), que acogería alumnos desde los 3 a los 16 años. Sin embargo, para los vecinos, el CEIPSO es un "parche" con "deficiencias en educación".

Además, aseguran que el propio Ciudad Pegaso necesita una reforma y que ni siquiera tiene capacidad para acoger a los alumnos del barrio que empiezan la Educación Primaria. Según Arkones, el próximo mes de septiembre 234 niños saldrán de las cinco escuelas infantiles del barrio, la mitad de ellos, de escuelas infantiles públicas. Sin embargo, el colegio público del barrio, el Ciudad Pegaso, cuenta solo con 50 plazas para nuevos alumnos de Primaria, por lo que 184 tendrán que acudir a centros fuera del barrio u optar por la educación privada.

Arkones subraya también que, aunque "el plan educativo es ejemplar", el edificio tiene grietas estructurales y precisa de una remodelación de los aseos y del gimnasio, tal y como ya denunció el Grupo Municipal Popular en febrero de 2016. "Para que se puedan hacer ustedes una idea de su grosor (de las grietas), se puede llegar incluso a introducir una moneda de un euro en alguna de ellas", criticó entonces el PP en el Pleno de la Junta de San Blas. "El CEIPSO en el Ciudad Pegaso sería un fracaso", zanja Arkones.

Las parcelas

La segunda alternativa de la Consejería pasa por la construcción de un instituto, tal y como demandan los vecinos. El problema en este punto es la ubicación. Ya a finales de 2016, la Junta Municipal del distrito cedió una parcela, la más grande de las que disponen en la zona, de 11.000 metros cuadrados en la esquina Calle Arrastraría con la Calle Deyanira, 37. Sin embargo, la Consejería de Educación alega que el terreno apropiado debería tener, como mínimo, 20.000 metros cuadrados que permitan futuras ampliaciones en el centro, como laboratorios, equipamientos deportivos o nuevas aulas, por lo que condiciona la construcción del centro a la cesión de otro terreno.

Arkones explica que, ante el requirimiento de la Comunidad, la Junta de Distrito propuso otra parcela al lado de la Quinta de Torre Arias, una ubicación que, critican los vecinos, sigue estando retirada del barrio.

Las familias reivindican que otros institutos se han levantado sobre terrenos por debajo de los 20.000 metros -10.496 metros cuadrados en el instituto de Butarque (Villaverde), 11.000 en el de Las Rozas, 12.585 del de Loeches o menos de 14.000 del futuro centro educativo de Las Tablas- y remiten al informe técnico solicitado por la propia Consejería y en el que se concluye que la parcela propuesta "permite la implantación del uso educativo de forma inmediata posibilitando la construcción de un edificio de 15.135,40 m² de superficie; si el edificio se proyecta ocupando la mitad de la parcela (unos 5.400m2), se podría ejecutar en baja más dos plantas y quedaría libre una superficie de otros 5.400m2 de suelo (medio campo de futbol, medio Santiago Bernabéu) para pistas de juego y deportivas".

Otros barrios

La tercera alternativa que Educación pone encima de la mesa es la oferta existente en los institutos de barrios cercanos: el ya mencionado IES Alameda de Osuna, el Marqués de Suanzes o el Carlos III, todos ellos a unos 5 kilómetros de distancia del centro de Rejas y, según Arkones, "masificados". De hecho, el portavoz de las familias asegura que los propios padres de los alumnos de esos institutos aportaron firmas en apoyo del instituto en Rejas para constribuir a la "desmasificación" de las aulas en sus barrios.

La Consejería de Educación asegura que preguntará a las familias por sus preferencias entre estas tres opciones y, una vez analizados los resultados de la encuesta, convocará a los representantes de los padres del Ciudad de Pegaso, al equipo directivo del centro y al Ayuntamiento a una reunión en las primeras semanas de junio para "tratar de consensuar una solución".

Arkones avanza cual será el resultado de ese tanteo a las familias: "La única solución a la Educación Secundaria en Rejas, es la construcción del instituto en la calle Deyanira". En este sentido, el portavoz de la plataforma de padres advierte de que van a salir a la calle de nuevo para conseguir su centro de Secundaria. "Estoy convencido de que lo vamos a conseguir. No vamos a ceder", termina.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.