www.madridiario.es
El Ayuntamiento quiere que se le deleguen las competencias sobre viviendas turísticas
Ampliar
(Foto: Kike Rincón)

El Ayuntamiento quiere que Cifuentes le delegue las competencias sobre viviendas turísticas "como hizo la Generalitat con Barcelona"

jueves 04 de mayo de 2017, 19:36h

José Manuel Calvo, delegado de Desarrollo Urbano Sostenible, ha sugerido este jueves la posibilidad de asumir las competencias de la Comunidad de Madrid en relación a la regulación de las viviendas turísticas para, además, “garantizar el desarrollo de la economía colaborativa”.

El delegado de Desarrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo, ha mostrado sus cartas este jueves y ha dado a entender la voluntad del Consistorio de asumir las competencias de la Comunidad de Madrid en relación a la regulación de viviendas turísticas. Calvo, que ha acusado al Gobierno regional de “ponerse de perfil” en esta materia, ha declarado que “el Ayuntamiento de Madrid tiende la mano al ejecutivo regional para actuar y regular las viviendas turísticas”.

El edil ha “exigido” a la Comunidad de Madrid que se moje y que, “en caso de no querer hacerlo”, delegue las competencias en materia de turismo “como lo hizo la Generalitat con el Ayuntamiento de Barcelona”, ha subrayado el delegado. “La Comunidad pretende seguir poniéndose de perfil ante un tema que no para de crecer”, ha declarado Calvo.

Competencias municipales

El delegado ha avanzado que el Consistorio tiene la posibilidad, en el marco de sus competencias, de firmar un acuerdo con las plataformas y establecer en las condiciones que una parte revierta en la Administración. Este punto ya es habitual en muchas ciudades estadounidenses, francesas y holandesas. "Es más un acuerdo que una tasa”, ha dicho.

Sin embargo, a la hora de establecer unos requisitos mínimos de calidad sobre las viviendas, Calvo ha depositado la pelota en el tejado de la Comunidad, a la que, en este caso, le atribuye toda la responsabilidad.

Nueva Orleans, el modelo a seguir

Uno de los casos de éxito mencionados por Calvo de acuerdos municipales con estas plataformas es el de Nueva Orleans, cuyo Ayuntamiento llegó hace menos de 5 meses a una resolución con Airbnb por la que la plataforma se comprometía no solo a recaudar impuestos y tasas y a limitar el número de noches –algo que Calvo ya tiene en mente-, sino a evitar la proliferación de fiestas en las viviendas que alteren la paz vecinal, prohibiendo la estancia de más de 2 personas por habitación y el alojamiento a más de 10 inquilinos según la zona de la ciudad en la que se encuentre la residencia.

Además, el Consistorio estadounidense, a través de la nueva regulación, solicita a la plataforma un registro de todos los propietarios que oferten sus hogares para que exista un control sobre los mismos. Esta “cesión” de datos a la ciudad se recopila de forma automática desde el momento en que el “anfitrión” se registra en la web.

De hecho, la plataforma accedió a las exigencias de las autoridades y prohibió los alquileres a corto plazo en el barrio Francés, el más importante de la ciudad y en el que el sector hotelero tiene un gran peso. Este acuerdo es el que la empresa usa como modelo marco para las negociaciones con ciudades de todo el mundo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.