www.madridiario.es

Madrid no quiere ir a 30 kilómetros por hora

martes 26 de marzo de 2013, 00:00h
El delegado de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Juan Antonio Gómez-Angulo, ha rechazado aplicar la velocidad máxima de 30 kilómetros por hora a todas las zonas de manera homogénea. En Madrid ya hay 852 calles con esa limitación y la DGT quiere que las de un carril por sentido tengan esa limitación.
Gómez-Angulo ha rechazado aplicar esta restricción de velocidad a todas las zonas de manera homogénea al "no ser razonable" en una urbe que cuenta grandes vías de varios carriles y con acceso a las principales carreteras. La propuesta había sido llevada al Pleno municipal por IU y consistía en que la ciudad se adhiriera a la campaña 30km/h, que coordinan Ecologistas en Acción, Andando, ConBici, CCOO y Stop Accidentes. El PSOE se ha abstenido.

Circular a 30 kilómetros por hora en las zonas residenciales urbanas es una opción que ya se aplica en muchas ciudades, como Pontevedra, y que reduce los accidentes, fomenta el uso de bicicletas, permite que caminar resulte más atractivo y hace que las calles sean más limpias, según los organizadores de la campaña, que recogen firmas para presentar una iniciativa ciudadana europea.

Pese a no apoyar la iniciativa, el Ayuntamiento sí se ha mostrado dispuesto a aplicar esta velocidad en casos concretos y a estudiar en los futuros planes de movilidad dónde se podría aplicar esa limitación para conseguir la mejor movilidad "en todos los sentidos". Además, la DGT ha planteado que todas las calles con un carril de circulación por sentido se ajusten a los 30 kilómetros por hora, medida incluida en el borrador del futuro Reglamento General de Circulación.

Por su parte, la concejal de Izquierda Unida Raquel López ha defendido esta iniciativa al considerar que la aplicación de la medida supone "menos atropellos y menos graves" dado que los accidentes mortales se reducirían del 45 por ciento al 5 por ciento, y se bajaría en tres decibelios los niveles de ruido.

Por otro lado, la concejal del PSOE Ruth Porta ha aludido a esa reforma que estudia la Dirección General de Tráfico y que su grupo es partidario de elaborar planes de movilidad para decidir, en cada circunstancia y para cada vía, las calles que pueden recibir el límite de 30 kilómetros por hora.

El responsable municipal de Medio Ambiente ha detallado que Madrid cuenta actualmente con 602 calles que de manera total o parcial tienen un límite de velocidad máximo de 30 kilómetros, 26 calles calificadas de Zona 30 (con prioridad de peatones) y 224 calles con limitación de 20 kilómetros. Entre todas, suman 852 calles con limitación de velocidad igual o menor a 30 kilómetros por hora.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios