www.madridiario.es
El PSOE denuncia la actitud 'insultante e inapropiada' del director artístico del Price

El PSOE denuncia la actitud "insultante e inapropiada" del director artístico del Price

Por Enrique Villalba
jueves 11 de diciembre de 2008, 00:00h
El Grupo Municipal Socialista de Madrid denuncia que la delegada de Las Artes, Alicia Moreno, recibió información y quejas sobre la conducta "inapropiada e insultante" de 'Monti' (Joan Montanyes), director de actividades del Teatro Circo Price, por parte de los trabajadores del centro, actitud que provocó que varios de ellos tuviesen que pedir excedencias y bajas médicas.
Según el portavoz socialista de Las Artes, Daniel Viondi, concretamente, Montanyes dirigió a uno de los empleados del Price un escrito en el que aparecían expresiones como "acojonado", "egoísta", "patético", junto con afirmaciones como "estarás escribiendo mierda" y otras amenazas y provocaciones. Estos sucesos, informa el edil, se produjeron en octubre y "el Gobierno municipal no ha hecho más que intentar echar tierra al asunto y dejar abandonados a su suerte a los trabajadores del Price sin darles siquiera respuesta".

El PSOE asegura que consideró que el nombramiento de 'Monti' no tenía ningún rigor artístico y que no era más que “una desafortunada elección “a dedo” de la Delegada de las Artes, cuya familia tiene conocidas vinculaciones con él”. Viondi afirma no entender “por qué Alicia Moreno oculta hechos tan graves como los que parece haber cometido el ya ex director de actividades circenses del Price y cómo no da explicaciones convincentes y públicas sobre todo lo que ha ocurrido en el teatro circo Price”.

Ceses
Como ya informó Madridiario, tanto 'Monti' como el director-gerente del Price, Tato Cabal, dejarán de pertenecer al organismo directivo del centro a partir del mes de enero, momento en el que concluye su contrato. Viondi asevera que “no hay ninguna justificación artística ni profesional en la destitución de Tato Cabal”. Y argumenta esta afirmación poniendo sobre la mesa los resultados del Price, mucho mejores que los de las demás salas de titularidad municipal (60 por ciento de ocupación media) donde “tanto las producciones como los altos cargos son más y cuestan mucho más dinero y, sin embargo, tienen menos aceptación entre la ciudadanía”. Un ejemplo evidente es el del teatro y las naves del Español, con más de cinco millones de euros al año en producciones y una tasa de ocupación que, en algún caso, no ha llegado a superar el 20 por ciento.

Finalmente, el edil recuerda que los socialistas propusieron en el Pleno de septiembre que el Ayuntamiento adoptara el Código de Buenas Prácticas suscrito por el Ministerio de Cultura y por la Comunidad de Madrid, con el fin de que quienes vayan a dirigir proyectos culturales con financiación pública sean elegidos en base a sus méritos profesionales y no a la libre designación de los gobernantes de turno. “El PP se opuso a esta propuesta y así ha facilitado que se perpetúe el modelo basado en las nominaciones “a dedo”, sin criterio artístico ni profesional”, concluye Viondi.

Normalidad
El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, respaldó a la delegada de Las Artes, Alicia Moreno, diciendo que estos cambios entran dentro de "la más absoluta normalidad" y que además el Ayuntamiento de la capital es "una de las administraciones que más estabilidad tiene en nombramientos y sostenimiento de cargos de libre designación".

A las críticas socialistas, Ruiz-Gallardón apuntó que los nombramientos de los cargos de libre elección son "discrecionales" y, como tal, no están sujetos a un plazo de tiempo determinado sino "exclusivamente al grado de confianza" por parte del delegado en cuestión. "Creo que somos de las administraciones que más estabilidad tenemos en nombramientos y sostenimiento de cargos de libre designación pero la modificación, sustitución, cese y cambio de estos cargos entra dentro de la absoluta de la normalidad, no es un asunto de especial relevancia", insistió el primer edil madrileño.

El alcalde defendió que cuando se nombra a una persona para un puesto de libre designación "hay que darle plena confianza para que escoja a su equipo aunque sé que no todo el mundo funciona así". "Hay otras formas de entender el gobierno, donde quien tiene la máxima responsabilidad no sólo nombra a los jefes de los equipos y departamentos sino que introduce nombramientos a segundos o terceros niveles, no es mi estilo, no lo he hecho nunca, ni en la Comunidad de Madrid ni en el Ayuntamiento, porque creo que no es operativo", explicó.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios