www.madridiario.es
Continúa la espera de los fondos para el acceso a la M-50: 'Menos notas y más hechos'
Ampliar
(Foto: Juan Luis Jaén)

Continúa la espera de los fondos para el acceso a la M-50: "Menos notas y más hechos"

Por Teresa Aísa Gasca
viernes 13 de agosto de 2021, 07:30h

Tras 20 años de peticiones oficiales, enmiendas y reivindicaciones, los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2021 del Gobierno del PSOE y Unidas Podemos, hicieron pública una partida presupuestaria de seis millones de euros para la realización del acceso a la M-50 desde el municipio madrileño de Rivas-Vaciamadrid.

Con la publicación del Boletín Oficial del Estado (BOE) correspondiente a las cuentas generales, en diciembre de 2020, Pedro del Cura, alcalde de Rivas-Vaciamadrid, indicaba este diario que por fin se había “conseguido que haya un gobierno que entienda que el Sureste no puede estar en desventaja con respecto al resto de la Comunidad de Madrid”. Celebró en aquel entonces que hubieran “salido de esta especie de partido de tenis en el que unas veces se decía que tenía que pagar Fomento, otras veces el Ayuntamiento o la Comunidad, y de que en cada partido defendiera los hechos en función de si gobiernan unos u otros”. Sin embargo, por el momento el proyecto no se ha puesto en marcha.

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) publicó el pasado 27 de julio un comunicado en el que volvía a anunciar la subvención directa al Ayuntamiento de Rivas-Vaciamadrid “con objeto de financiar la construcción de un nuevo acceso a la autovía de circunvalación M-50 en el citado término municipal” con un importe de 6.656.020,00 euros. El objeto, recuerdan, es “mejorar la accesibilidad del municipio madrileño a la Red de Carreteras del Estado, la seguridad viaria y la fluidez del tráfico” a través de unas obras del “del actual paso superior de la carretera autonómica M-823 sobre la autovía de circunvalación M-50” y la implantación de “sendas glorietas en ambas márgenes con los correspondientes ramales de enlace”.

Serán gastos financiables todos los necesarios para la ejecución de la actuación, en los que se incluyen la redacción de los estudios y proyectos correspondientes, las expropiaciones de los terrenos y reposición de los servicios afectados, la ejecución de las obras y las asistencias técnicas para la dirección, control, vigilancia, seguimiento ambiental, coordinación de seguridad y salud e inspección de las obras”, reza la publicación del Mitma.

En esta ocasión, es el Consistorio ripense en beneficiario de la subvención y deberá “tramitarla y gestionarla, y tendrá que adoptar las medidas necesarias, tanto de carácter normativo como las que procedan en el ámbito de la gestión, a fin de que se acometan las actuaciones”. Al respecto, Pedro del Cura indica a este diario que para que se puedan poner en marcha las obras “hacen falta dos cosas: que el proyecto esté aprobado [por el Mitma] y que el dinero esté disponible”, dos cuestiones que por el momento no están vigentes.

“Rivas lo merece y queremos hechos”, dijo Del Cura poco después de que el Mitma publicara la nota de prensa en el mes de julio. “Necesitamos que el Ministerio apruebe el proyecto definitivo y financie toda la obra”, aseguró a través de su cuenta de Twitter. Como describe hoy en día el alcalde de Rivas a este diario, “la situación ahora mismo es que se dispone de esos fondos, pero no han sido transferidos por parte del Ministerio al Ayuntamiento de Rivas”, aunque lo que más reclaman es que “validen el proyecto técnico cuanto antes”.

Como comenta Del Cura, hasta que el Mitma no de el visto bueno al proyecto, este “no se va a poder licitar”. La realidad es que desde que se aprobara la partida presupuestaria de los PGE, el Ayuntamiento de Rivas ha “estado haciendo algunas modificaciones establecidas por la Dirección General de Carreteras del Estado y de la Comunidad de Madrid, que han hecho una serie de requerimientos que hemos subsanado y corregido”.

Se trata, comenta el alcalde, de lo “normal y habitual” en este tipo de proyectos, que requieren de “muchísima supervisión técnica” y que además ha tenido que lidiar con las problemáticas y esperas provocadas por la pandemia. De hecho, señala que “lo último que nos han solicitado ha sido una ampliación de unos estudios topográficos y una ampliación del cálculo de unas estructuras”, algo que sin embargo no impide que “estemos en condiciones” de contar con el visto bueno.

El equipo de ingenieros que está trabajando en las alegaciones lo está haciendo ahora, en el mes de agosto, precisamente para que esté cuanto antes y en el momento en el que lleguen los fondos nos puedan autorizar el proyecto”, añade Del Cura. Así, una vez aprobado, el regidor asegura que “el Ayuntamiento de Rivas lo licitará por la vía de urgencia”, el último requerimiento para poder poner en marcha las obras de construcción.

“Menos notas y más hechos”

En la urgencia de hechos coincide Janette Novo, concejal del Partido Popular en Rivas-Vaciamadrid. La popular afea que el Gobierno central “haya sacado una notificación de algo que ya estaba contemplado en los PGE” y que lo haya hecho porque “precisamente no tienen nada nuevo” al respecto. “Anuncian a bombo y platillo que se va a firmar el convenio y se va a hacer la transferencia de fondos, pero la realidad es que la llevamos esperando muchos meses”, dice a Madridiario.

“Menos notas de prensa y más hechos”, dice Novo, que además incide nuevamente -como ya viene haciendo el Partido Popular desde la publicación de los PGE- que “la partida es totalmente insuficiente”. Como recuerda, “de no ser por la enmienda que presentó el Partido Popular en el Congreso de los Diputados, solo tendríamos un millón de euros y no seis para que se realizara el proyecto”.

Novo relata que “en los PGE, el PSOE y Podemos contemplaban un millón de euros para destinar a este proyecto, pero el PP presentó la enmienda 1.017 para que fueran 12 millones de euros y, por el capítulo, seis de inversiones”.

Sin embargo, para Novo “la enmienda condicionante para que se ascendiera de un millón a seis el presupuesto fue la del Partido Popular”, ya que para ella la idea de que se aprobara por parte del Gobierno central una enmienda del Partido Popular “quedaría muy mal” y ese mismo hecho empujó a que se llegara al acuerdo. En cualquier caso, para los populares “sigue siendo insuficiente” contar tan solo con seis millones de euros para la primera fase del proyecto. “Ya se verá qué pasa”, dice Novo mientras argumenta que hasta que no llegue el dinero, “poco se puede hacer”.

Partida justificable

En este punto, surge la duda de qué pasará si los fondos no llegan, el proyecto no se aprueba o no puede licitarse antes de que termine el año 2021, ya que es en las cuentas de este periodo en las que se incluye la primera partida económica para las obras.

“De no ejecutarse la primera partida en 2021, que es lo más probable, en el acuerdo de la subvención se incluye la posibilidad de justificación hasta cuatro años, algo muy generoso”, explica Del Cura, que ejemplifica que entre las justificaciones posibles para la continuidad del acuerdo están los costes del proyecto o de ejecución realizados por el propio Consistorio, “que son muchos”, subraya. “Que ese dinero se encuentre recogido en los PGE del año 2021 no significa que se tengan que gastar en dicho periodo”, recalca el alcalde.

En cualquier caso, la realización del acceso desde Rivas a la M-50 requerirá de una segunda parte y de una nueva partida presupuestaria que tocará reclamar al Gobierno central próximamente. “La obra completa está en torno a los 14 millones de euros, por eso de cara al año que viene tenemos que reclamar lo que resta de la partida para poder continuar con la segunda parte del proyecto”, señala Del Cura.

“El silencio por respuesta”

Además, el regidor ripense explica a este diario que “hay muy buena relación y una conversación fluida entre las autoridades del estado encargadas de este tema”, pero no así con las de la Comunidad de Madrid. “Me comunico asiduamente con el Director General de Carreteras del Estado, Javier Herrero, y hemos tenido varias reuniones este mismo verano. También he hablado con Pedro Saura, ahora ex-secretario de Estado del Mitma, para todo el tema de las negociaciones y los presupuestos, así como con la actual secretaria de Estado en la materia, Isabel Pardo de Vera”, algo que no se da con las autoridades regionales.

“A nivel técnico, con la Dirección General de Carreteras de la Comunidad de Madrid no tenemos ninguna queja, pero es cierto que a nivel político no somos capaces de conseguir que nos digan nada”, señala Del Cura. “Es el silencio por respuesta”, explica el alcalde, que afea que siguen esperando que la Comunidad de Madrid “comparezca en algún momento al respecto, es una vía que conecta una carretera autonómica y una estatal y no se puede desentender”.

Como reclama, el exconsejero de Ciudadanos Ángel Garrido señaló que la Administración regional participaría de la financiación, “se comprometió públicamente a ello”, asegura. Sin embargo, “vino la crisis de Gobierno, las elecciones y ahora ya parece que la Comunidad no tiene ningún interés en financiar este acceso al Sureste, que además le va a dar acceso a todos los desarrollos del sureste de Madrid, como Los Ahijones o los Berrocales”, lamenta.

Sin embargo, hace unos meses el diputado popular en la Cámara regional y en su momento encargado de llevar a cabo las negociaciones para la dotación del proyecto en el Gobierno, Pedro Muñoz Abrines, explicó a este diario que “en vez de recogerse en los PGE una partida presupuestaria suficiente para iniciar de verdad la obra, presentaron en la Asamblea de Madrid una propuesta para que la Comunidad de Madrid fuese quien financiase la obra, pero la competencia es del Ministerio”. “La Comunidad de Madrid tiene competencia para apoyar, ayudar o contribuir, pero la responsabilidad es del Ministerio porque es una conexión con una carretera nacional como es la M-50”, señaló Muñoz Abrines, al tiempo que aseguró que todo eso “se ha hecho”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios