www.madridiario.es
Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid
Ampliar
Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid (Foto: William Criollo)

Ayuso reivindica la libertad y la bajada de impuestos en su balance anual

Por Alejandro Navas
miércoles 29 de diciembre de 2021, 12:05h

Este último miércoles de 2021 ha sido el día elegido por Isabel Díaz Ayuso para realizar su balance del año. En su análisis político y de gestión, se ha mostrado orgullosa por lo que ha logrado hacer su Gobierno en un año convulso marcado por la pandemia y por las elecciones del cuatro de mayo. Según la presidenta de la Comunidad de Madrid, "la libertad" es un valor que ha antepuesto a cualquier otro durante toda su legislatura.

La Sanidad ha sido otra de las prioridades durante este 2021. La vacunación masiva de la población, la apuesta por los cribados mediante el uso de test diagnósticos o el equilibrio entre la libertad económica y la seguridad sanitaria han supuesto algunos de los elementos más importantes en este ámbito para la jefa del Ejecutivo regional. "Nosotros nunca hemos apostado por cerrar todo a la mínima", ha explicado de nuevo, en referencia a los diferentes momentos en los que los niveles de incidencia han asolado a la región.

"2021 también ha sido el año del agravio desde el Gobierno central hacia la Comunidad de Madrid", ha explicado Díaz Ayuso en referencia a la tensión constante entre su Ejecutivo y el de Pedro Sánchez, poniendo como ejemplo lo que a su juicio constituyó un ataque directo a España por medio de la "falsa descentralización", que "solo se usó como abono para los socios" de los socialistas. En este punto, la presidenta madrileña ha arremetido contra Sánchez también por el reparto de las inversiones estatales en aquellos territorios donde gobiernan sus socios, un ataque, según dice, contra la propia democracia española y su Constitución.

Para la dirigente regional, su victoria el cuatro de mayo supuso un mandato de la mayoría de la ciudadanía madrileña para confrontar el modelo político que impera en el Gobierno central, un mandato que la obliga a defender la unidad de España y la Carta Magna.

Labor legislativa

La gestión ha sido una prioridad de la presidenta madrileña que ha pisado el acelerador de iniciativas legislativas en el tramo final del año con marcado acento económico. La primera Ley de Presupuestos, la bajada de medio punto en cada tramo del IRPF y la Ley que suprime todos los impuestos propios de la Comunidad, convirtiéndose en la única comunidad autónoma sujeta al régimen común que renuncia a su derecho a recaudar con tributos propios.

Junto a la economía, otra apuesta ha sido el Plan de Natalidad que incluye una ayuda de 500 euros mensuales para mujeres menores de 30 años y que se podrán solicitar desde el próximo 1 de enero. Además, llevarán aparejadas otras medidas que van desde la conciliación a ayudas para la educación o la vivienda.

En el ámbito sanitario, la presidenta madrileña ha recordado que se continuará con los 11.400 sanitarios contratados de manera extraordinaria para reforzar la sanidad madrileña durante la pandemia. Igualmente, este año se ha aprobado un Plan de Refuerzo de la Atención Primaria dotado de 80 millones, que supondrá importantes beneficios para sus profesionales como la incorporación de 1.200 nuevas plazas, la mejora retributiva, así como la mejora de sus condiciones laborales.

Facilitar el acceso a la vivienda ha sido una prioridad de Díaz Ayuso desde que concurrió a sus primeras elecciones en 2019, especialmente el acceso para los jóvenes puesto que representa la principal dificultad para su emancipación y la posibilidad de liderar sus vidas. Así, en 2021 se ha dado luz verde al proyecto Plan VIVE, con la adjudicación ya este año de la construcción de las primeras 5.406 viviendas.

La libertad como valor supremo

"Un gobierno liberal es aquel que asegura la igualdad de oportunidades y una calidad de vida digna con un nivel mínimo de intervencionismo", ha explicado Díaz Ayuso en los últimos minutos de su intervención, que lo ha dedicado a reflexionar sobre el concepto de libertad y de su relación intrínseca con Madrid.

Para la presidenta, "Madrid, si no es libre, no es Madrid" y esta es una lección de vida que han logrado dar al mundo y supone la razón principal del atractivo de la región. Según sus palabras, ser una sociedad abierta, pujante, que va de lo local a lo universal, es una aventura de la que se siente orgullosa. Ha asegurado además que ser región capital, corte y parte fundamental de la historia de España supone albergar un legado que "no nos resignamos a ocultar sino que reivindicamos en honor a la verdad".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
16 comentarios