www.madridiario.es

TAL DÍA COMO HOY

Antigua estación de Metro de Chamberí, obra de Antonio Palacios, al igual que el templete del ascensor de Gran Vía.
Ampliar
Antigua estación de Metro de Chamberí, obra de Antonio Palacios, al igual que el templete del ascensor de Gran Vía. (Foto: Kike Rincón)

El ascensor del Metro de Gran Vía se desploma 'de un chispazo'

viernes 30 de noviembre de 2018, 07:54h
Un descenso vertiginoso en el que se rozó la tragedia. Así podría definirse el desplome del ascensor que daba cobertura a la estación de Metro de Gran Vía, en plena Red de San Luis, el 30 de noviembre de 1932. Con 18 personas a bordo, el elevador se desprendía desde el nivel de la calle y quedaba encajado a ras de andén. A pesar de lo aparatoso del accidente, no se lamentaron víctimas mortales.

El pánico se desataba entre los viajeros que transitaban por la estación de Gran Vía. El reloja marcaba poco más de las siete de la mañana cuando un estruendo despertaba a los madrugadores transeúntes. El ascensor que daba cobertura a la parada del Metro había caído al vacío tras alcanzar la superficie en el vestíbulo de la Red de San Luis.

Los primeros en acudir al rescate, los guardias de Asalto del vecino edificio de Telefónica. Junto a ellos, numerosos viandantes que trataban de abrir las puertas del elevador, cerradas de forma automática. Tras forzar la armadura metálica, los equipos de emergencia y otros voluntarios sacaron a los 18 ocupantes, heridos de diversa consideración que fueron atendidos en las Casas de Socorro de Centro, Cuatro Caminos, Hospital, La Latina y Hospicio. La solidez del propio armazón metálico protegió a los usuarios de un final más trágico.

Al parecer, en el movimiento ascendente del elevador este se tambaleó en los carriles, lo que hizo que el elevador se desnivelara y los cables que lo mantenían en el aire se rompieran. Tras un chispazo premonitorio, el aparato descendió con estrépito. Las causas del suceso no pudieron esclarecerse con facilidad. El jefe de la estación aseguró que él mismo había comprobado su correcto funcionamiento ese misma mañana, como hacía a diario. Así, la hipótesis que prevaleció es la que apuntaba hacia un fallo fortuito al tomar tierra al que siguió que en pleno desnivel la caja cortó el cableado.

El encargado del manejo del ascensor, que se encontraba en el interior durante el percance, relató más tarde en una entrevista para el diario ABC que contaba con experiencia en otros llamativos sucesos. Tal como explicó al medio, en la construcción de un túnel de la red del suburbano había quedado atrapado en las estaciones de Tribunal y Chamberí, logrando salir "medio asfixiado" gracias a la ayuda de sus compañeros.

"La muerte no me quiere de una vez, me quiere poco a poco, lentamente, con privaciones y sinsabores. Siete pesetas de salario, cuatro hijos y ni siquiera puedo llevar al pequeño a una escuela municipal porque no me lo admiten", se quejaba Isabelo Revuelta.

El ascensor, 'encontrado' en 2018

Como curiosidad, señalar que el pasado 23 de agosto las obras de la estación de Gran Vía 'desenterraron' el pozo -el hueco- del antiguo ascensor, obra de Antonio Palacios, quien lo proyectó en 1917 y lo construyó dos años más tarde.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.