www.madridiario.es
Martínez-Abarca y Ruiz de Alegría en Historia del zoo.
Ampliar
Martínez-Abarca y Ruiz de Alegría en Historia del zoo. (Foto: Antonio Castro)

La historia (del zoo) siempre se repite

viernes 19 de enero de 2018, 18:04h

La historia del zoo, de Edward Albee, reaparece en el teatro Lara con dirección de José Carlos Plaza. Han pasado 55 años de su primera representación en Madrid.

Fue William Layton al frente de un entusiasta grupo denominado Teatro de los Jóvenes quien dirigió, en función única, las dos primeras obras cortas del norteamericano: La caja de arena e Historia del zoo. Era el 2 de diciembre de 1963 en el desaparecido teatro Valle Inclán. Con esta última logró llamar la atención un jovencísimo Juan Francisco Margallo, que la protagonizó con Carlos Foretic. Layton se había establecido tres años antes en España, donde residiría el resto de su vida.

Ocho años más tarde, el 9 de julio de 1971, se inauguró, con un programa doble, el Pequeño Teatro Magallanes. A primera hora se representaba La muy legal esclavitud, de Martínez Ballesteros y, más tarde, había dos representaciones de Lo que te de la gana, un musical de bolsillo basado en Noche de Reyes.

El Pequeño Teatro se convirtió en un espacio de culto y en el escaparate del T.E.I (Teatro Experimental Independiente) que habían fundado William Layton y Miguel Narros en 1968. Cuatro meses después de esta inauguración se estrenó allí Historia del zoo, representada ya de una manera comercial continuada. William Layton dirigió otra vez la puesta en escena y los dos protagonistas fueron Antonio Llopis y José Carlos Plaza. Este último acabó decantándose por la dirección y ha llevado esta historia a la escena en varias ocasiones.

Hace 15 años, en Lagrada, Plaza dirigió un montaje interpretado por Carlos Martínez-Abarca y Javier Ruiz de Alegría. Es el mismo equipo que recupera el texto (y el banco que utilizaron entonces) para representarlo en el teatro de Lara los miércoles hasta abril.

El punto de partida es muy sencillo: dos desconocidos coinciden un domingo en Central Park. En torno a un banco, Peter y Jerry entablan un diálogo que, casi siempre, se compara con los textos de Beckett o Ionesco. Peter es un hombre casado que trabaja en una pequeña editorial. Jerry es un hombre solitario que regresa de visitar el zoo cuando se produce el encuentro. A los autores les gusta mucho plantear que entre desconocidos se cuenten historias y secretos de los que se habla con las personas más allegas. Este surrealista encuentro acaba en un enfrentamiento violento y el público se plantea: ¿qué ocurrió realmente en el zoo?

El texto de Albee es uno de los preferidos por las escuelas de teatro y grupos de aficionados para realizar sus primeros ejercicios. En Madrid, además de esta propuesta de Plaza, Martínez-Abarca y Ruiz de Alegría, podemos recordar la que se vio en el teatro María Guerrero el año 1991, con José Pedro Carrión y Chema Muñoz.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.