www.madridiario.es
La Plataforma Cívica por la Luz en la Cañada Real, junto con organizaciones internacionales en defensa de los Derechos Humanos
Ampliar
La Plataforma Cívica por la Luz en la Cañada Real, junto con organizaciones internacionales en defensa de los Derechos Humanos (Foto: Chema Barroso)

La vulneración de derechos en la Cañada Real, demandada ante el Consejo de Europa

Por Lidia Núñez Alañón
jueves 17 de marzo de 2022, 13:53h

La Plataforma Cívica por la luz en la Cañada Real presentará ante el Consejo de Europa, junto a cinco organizaciones internacionales, una reclamación colectiva. En esta demanda se exponen la vulneración de derechos a la que se exponen los vecinos de los sectores 5 y 6 de la Cañada.

17 meses llevan los habitantes de la Cañada Real sin suministro de luz. Sus 4.000 vecinos, entre los que se cuantifican 1.800 niños y niñas, viven desde entonces sin agua caliente, luz ni calefacción, lo que les obliga a vivir en sus propios hogares con abrigos y buscar alternativas para calentarse, con estufas que pueden resultar muy peligrosas por el riesgo de incendio e inhalación de monóxido de carbono.

En una rueda de prensa en la sede de Comisiones Obreras, representantes de asociaciones vecinales y organizaciones demandantes han expuesto la “crítica situación” en la que se encuentra la Cañada Real.

“Tengo 5 hijos, la mayor tiene 14 años. No hay luz, y tienen que poner una vela para poder estudiar”, explica Omar, vicepresidente de la asociación vecinal del sector 5. Omar deja “la puerta abierta” a todos aquellos que quieran conocer el día a día en la Cañada. “No tenemos calefacción, agua caliente, no podemos poner la lavadora… Podemos decir una situación de guerra, como la de Ucrania”, argumentaba el representante vecinal.

Vecinos de la cañada Real (Foto: Chema Barroso)

Alusiones también a las palabras del Consejero de Educación, Enrique Ossorio, que el pasado miércoles ponía en duda las cifras de pobreza en la Comunidad de Madrid. “Si quiere encontrar personas pobres puede pasarse por la Cañada Real, lugar en el que ayer no pensó”, apelaban desde Comisiones Obreras.

Rafael Cid, del grupo legal de la Plataforma, ha explicado este jueves los derechos vulnerados en la Cañada, diferenciados entre trasversales –aquellos que afectan a todos los vecinos– y específicos –centrados en colectivos con mayores dificultades añadidas–. Todos estos derechos quedan recogidos en la Carta Social Europea de derechos sociales, y como firmante de esta, “el Estado español tiene la obligación de garantizar su protección”, apuntaba Cid.

Vulnerados el derechos a la vivienda y a la salud

Entre los derechos transversales que no se garantizan se encuentra, en primer lugar, el derecho a una vivienda adecuada, un asunto pendiente de las administraciones cuyas acciones han sido “insuficientes e inadecuadas”.

Estufa improvisada en la Cañada Real (Foto: Chema Barroso)

De la misma manera, se pone en relieve el derecho a la salud, del cual se han visto privados los vecinos de la Cañada. Cid apunta que el Estado debe “garantizar las condiciones mínimas de dignidad humana” y no se está cumpliendo. “Problemas respiratorios, dermatológicos y circulatorios” son los más habituales, a los que se añaden problemas de salud mental como ansiedad y depresión.

Ante esta situación, el derecho a la protección ante la pobreza y la exclusión social no se garantiza para la Cañada Real, a la que una situación ya compleja se añade, desde hace un año y medio, la pobreza energética.

Mujeres y niños, los colectivos más afectados

En cuanto a los derechos específicos, María López del grupo legal de la Plataforma, ha destacado la “violación grave y sistemática de los derechos humanos” en la Cañada y se ha centrado especialmente en los niños, las personas con diversidad funcional y las mujeres.

Mujer y sus hijos en la Cañada Real. (Foto: Chema Barroso)

Los niños, ha dicho, han sido expuestos a “un abandono negligente y continuado”, lo que les deja en una situación de desventaja educativa crónica así como de estigmatización y discriminación. Un niño de 12 residente en la Cañada contaba su situación: “Lo peor de todo es el frio, tengo 12 años y no lo soporto”.

Las mujeres se encuentran también en situación de especial vulnerabilidad por ser las encargadas de los cuidados y realizarse estos en los hogares, afectados por la falta de suministros.

Ante esta situación prolongada y para la que no se plantea una solución a corto plazo, la Plataforma Cívica por la Luz en Cañada Real junto con Defensa de los Niños Internacional (DCI), Federación Europea de Organizaciones Nacionales que trabajan con los Sin Techo (FEANTSA), Magistrats Européens pour la Démocratie et les Libertés (MEDEL), Confederación Sindical de Comisiones Obreras (CCOO) y Movimiento Internacional ATD Cuarto Mundo; denuncian de forma colectiva la vulneración de derechos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
3 comentarios