www.madridiario.es
    5 de diciembre de 2021

refugiado sirio

Unas 70 entidades han celebrado una concentración frente a las puertas del Ministerio de Asuntos Exteriores para reclamar al Gobierno que interceda junto a la Unión Europea para facilitar la llegada de los refugiados sirios a través de vías seguras. Un grupo de ultraderechistas ha intentado reventar el acto y ha sido desalojado por la Policía.

Uno de los 21 refugiados para los que el Ayuntamiento de Madrid solicitó hace meses asistencia médica en alguno de los hospitales de la Comunidad de Madrid ha llegado este miércoles a Madrid procedente del campamento griego de Oreokastro, en Grecia.

Wissam Alnawaji, el joven sirio refugiado en Jordania que fue operado este jueves en el Hospital 12 de Octubre de Madrid ya está en planta y, según ha informado el coordinador de Comunicación y Márketing de Global Humanitaria, Javier Gil, podrá volver con su familia al campo de refugiados en aproximadamente dos meses.

Osama Abdul Mosen, el refugiado sirio que actualmente reside en Getafe, conocido por ser agredido por una reportera, dirigirá este domingo al Villaverde-Boetticher CF en un partido solidario a favor de los refugiados contra el Sant Cugat Esport FC.

Ante una gran expectación de mediática, Abdul Mohsen volvió a repetir el agradecimiento a Madrid y a España después de la odisea pasada hasta llegar a nuestro país para comenzar una nueva vida. Ahora solo espera poder reunir a toda su familia, cuentan para ello con el asesoramiento de una asociación de ayuda al refugiado, que estudia cuál es el mejor modo de proceder para que toda la familia pueda reunirse de nuevo. "Ahora tenemos que regularizar toda la situación y firmar el contrato, pero hay que encontrar el modo más rápido de que puedan venir también su mujer y sus hijos, refugiados en Turquía".

El refugiado sirio Osama Abdul Mohsen y dos de sus hijos han llegado esta medianoche a la estación de Atocha de Madrid después de completar un periplo de más de dos semanas desde Turquía y un año en total desde que decidieron abandonar su país natal, huyendo del terror tanto del presidente Bashar al Assad como del Estado Islámico. "Estoy feliz, muy feliz", ha dicho, "esto es como andar por el cielo".
  • 1