www.madridiario.es
Policía Local de Leganés.
Ampliar
Policía Local de Leganés. (Foto: Ayuntamiento de Leganés)

La Policía Local de Leganés se enfrenta al Ayuntamiento por un intento de bajada de sueldo "encubierta"

Así se encuentran las dependencias policiales en Leganés

lunes 26 de octubre de 2020, 07:38h

En un escenario en el que los Cuerpos de Seguridad han visto multiplicado su trabajo por las restricciones asociadas a la pandemia, la Policía Local de Leganés ha confrontado al Ayuntamiento para evitar que la reclasificación de la plantilla no redunde en una bajada de sueldos que se una a su sobrecarga laboral. Los sindicatos UPM y CPPM denuncian también la necesidad de incorporar hasta 60 nuevos efectivos después de más de una década sin convocatoria de nuevas plazas y Unión por Leganés (ULEG), partido mayoritario en la oposición, reclama una dotación presupuestaria para rehabilitar las "tercermundistas" dependencias policiales.

"Mientras en Móstoles tienen hasta tres sargentos en turno nocturno, aquí hay noches en las que solo patrullamos dos coches y sin mando, con el policía con más antigüedad como jefe". Así describe el déficit de personal Miguel Ángel Julián, portavoz del sindicato UPM, quien explica a Madridiario que en la actualidad cuentan con un número similar de agentes al de 2004 pese a la expansión tanto poblacional como geográfica de la ciudad: 194 policías -incluida la escala ejecutiva- para vigilar una ciudad de más de 188.000 habitantes. "Desde hace 12 años no entra uno nuevo en plantilla", asegura.

Sin embargo, las jubilaciones sí se han sucedido, provocando una merma en el servicio que "no solo provoca el no poder garantizar al cien por cien la seguridad de nuestros ciudadanos, que ya es un problema serio, sino también que no se garantice la seguridad de nuestros propios agentes en una situación extrema", plantean desde ULEG. El alcalde, Santiago Llorente, se comprometió a sacar plazas nuevas en el año en curso, pero la convocatoria no se ha activado. En estas condiciones, UPM reconoce que los agentes se ven "vendidos" ante algunos avisos complicados y que necesitan recurrir a la Policía Nacional para afrontarlos.

Por su parte, fuentes del Ayuntamiento aseveran que trabajan para mejorar el servicio de Policía y "eso pasa por reforzar la plantilla". "Este equipo de Gobierno se comprometió a sacar 40 nuevas plazas de Policía Local en estos cuatro años y vamos a llegar a la mitad de la legislatura con la convocatoria de la mayor parte de ellas", manifiestan. Respecto al escaso número de efectivos los fines de semana, hacen hincapié en que lo habitual es "contar con seis u ocho patrullas", por lo que consideran que, "de haberse producido" las situaciones descritas, han sido "excepcionales".

A la cuestión del personal se añade un problema de impagos que se remonta al año pasado, un tema que ULEG incluyó en una moción elevada al Pleno en la que instó al Consistorio leganense a ingresar a la plantilla lo adeudado por los "atrasos en el pago de algunos conceptos salariales". UPM confirma que "existe un retraso de 22 meses" en el abono de retribuciones extraordinarias como la asistencia a juzgados o la realización de horas extra.

Una reclasificación polémica

Respecto al tema salarial, en la última semana se ha producido el mayor desencuentro entre el Ayuntamiento de Leganés y los sindicatos policiales, que acusan al equipo de Gobierno de actuar a sus espaldas y no negociar con ellos la aplicación de la Ley de Coordinación de Policías Locales de la Comunidad de Madrid, que data de 2018. Todos los cuerpos regionales han demandado desde hace 15 años esta reclasificación de la plantilla, que incluye un cambio de categoría C2 a C1 y que, a su vez, permite la homegeneización y movilidad entre las distintas comunidades autónomas, donde prácticamente todas están clasificadas como C1.

Dicha ley entró en vigor hace dos años y medio, pero la Alcaldía de Leganés aún no la había aplicado, "contrayendo una deuda con la plantilla que mes a mes va incrementándose", indican desde UPM. La sopresa llegó cuando se descubrió que el Ayuntamiento "pretendía sacar de la productividad" la cuantía para cubrir el aumento de sueldo aparejado a la nueva categoría, reprocha la concejala de ULEG Mercedes Neria. "Han intentado quitarnos la productividad, que es un complemento salarial que cobramos desde 2007", critica Miguel Ángel Julián.

Así, este movimiento significaría "una bajada salarial implícita", el efecto contrario al que persigue esta reclasificación impuesta por ley que además de un plus en sus mensualidades otorga a los policías locales nuevas competencias y responsabilidades a nivel jurídico y exige titulaciones. "No nos regalan nada", matiza Miguel Ángel Julián sobre el cambio de estatus. Por su parte, fuentes consistoriales apuntan que este aumento de sueldo ya lo percibían a través de la productividad desde hace una década" y aseveran que "su salario no va a disminuir".

El pasado martes debía celebrarse el Pleno extraordinario en el que se aprobase la aplicación de la ley. Sin embargo, la sesión no llegó a celebrarse por su suspensión 'in extremis' después de que los ediles de Leganemos y Ciudadanos no acudieran a la Comisión plenaria de Hacienda previa al Pleno en la que debía debatirse el punto del día: 'Modificación de la Plantilla, reclasificación Policía Local'.

Ambos socios de gobierno alegaron problemas para establecer la conexión telemática, una razón que no convenció a la oposición. Según sostiene ULEG, en vista de que no iba a recabar los votos suficientes para sacar la propuesta adelante, el PSOE tomó la determinación de anular el Pleno. "Hubo crisis", indica Mercedes Neria. De hecho, el portavoz de Cs, Enrique Morago, celebró en redes sociales la retirada de los dos expendientes que se iban a abordar en el parlamento municipal.

El Ayuntamiento de Leganés justifica la cancelación del Pleno aduciendo que así procederá a "estudiar los expedientes con myor detenimiento”. Fuentes municipales han informado a este medio de que dichos expedientes "deben volver a revisarse al estimarse que no están lo suficientemente armados".

Desperfectos en las instalaciones y falta de equipos

Por otro lado, desde ULEG denuncian el "lamentable estado" de las dependencias policiales. Después de una visita para comprobarlo 'in situ', exponen que encontraron grietas "en las que entra una mano", mobiliario "en condiciones inaceptables", un ascensor descolgado, goteras en numerosos lugares o cámaras perimetrales que no funcionan. Asimismo, aseguran que la galería de tiro está "inutilizable", por lo que los agentes no puede realizar prácticas. "Llevamos mucho tiempo sin grúa y el radar lleva tres años sin funcionar ", agrega la edil María Neria. Sobre este punto, UPM añade que en ciertos momentos se han visto obligados a pedir prestado este aparato a la Dirección General de Tráfico, así como etilómetros.

El portavoz sindical, Miguel Ángel Julián, pide también la instalación de un servidor propio que sustituya al común que comparten con el Consistorio. "Se cae a menudo y si es en fin de semana nos deja sin red interna hasta el lunes", precisa. Además, estiman necesario contar con un software policial propio para sus gestiones.

Julián, con 15 años de antigüedad en el Cuerpo en Leganés, destaca que las goteras en la claraboya con las que se encontró al llegar en las instalaciones aún continúan. "El edificio se inauguró hace 18 años y ha tenido solo el mantenimiento justo para que siga en pie", se queja. El representante de UPM califica de "peligrosas" las grietas de la fachada y traslada el temor de que "cualquier día se caiga". Además, habla de constantes averías en el agua caliente, equipos de climatización que no funcionan y un gimnasio que está abierto "gracias a un fondo común que hemos puesto los policías".

El Ayuntamiento leganense tiene prorrogado el Presupuesto desde 2018 y está redactando la propuesta para el de 2021. Fuentes municipales avanzan que el borrador de las nuevas cuentas dedica 1.225.000 euros en inversiones para el Cuerpo, de los cuales 530.000 están destinados al arreglo del edificio. Además, puntualizan que en las instalaciones de la Jefatura se realizan "mejoras de forma continuada".

Los sindicatos policiales celebrarán este martes una asamblea en la que se informará de los últimos acontecimientos y se debatirá si es preciso tomar medidas más drásticas. No descartan las movilizaciones, comenta Julián a Madridiario. En todo caso, UPM incide en que esperan que el Gobierno municipal "reaccione y se siente a negociar de verdad, sin hacer nada trapichero". Su voluntad, remarca, es dialogar.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios