www.madridiario.es
Denuncian la ausencia de control en los cursos de socorrismo

Denuncian la ausencia de control en los cursos de socorrismo

domingo 22 de junio de 2008, 00:00h
La Asociación Madrileña de Salvamento y Socorrismo Profesional denunció este domingo la ausencia de inspecciones administrativas en los cursos de socorrismo de la región, circunstancia que aprovechan algunas empresas para "vender" los títulos.
"Debido a la ausencia de inspecciones en los cursos, hay empresas, aunque son la minoría, que dan cursos de 10 días y en los que la exigencia de las pruebas es menor, por lo que las empresas que lo hacemos bien no podemos competir con señores que 'venden' los cursos", señaló en declaraciones a Europa Press el presidente de la Asociación Madrileña de Salvamento y Socorrismo Profesional & Araspe, Alejandro Reyeros.

Para poder desempeñar legalmente la labor de socorrista en la región es necesario que la formación del profesional esté acreditada por la Agencia Laín Entralgo, perteneciente a la Consejería de Sanidad y Consumo. El objetivo de este requisito es garantizar la existencia de unos niveles mínimos de conocimientos, habilidades y aptitudes del personal que preste sus servicios como socorrista en piscinas, instalaciones acuáticas y medio natural.

Según la legislación vigente, todas las piscinas de uso colectivo, públicas y privadas, incluidas las de comunidades de vecinos de más de 30 viviendas, deben disponer de un servicio de socorrista. Este año, un total de 16.511 salvavidas se encuentran inscritos en el Registro de Profesionales Sanitarios de la Agencia Laín Entralgo, según la Consejería de Sanidad, que este verano vigilará las condiciones de higiene y seguridad de 1.200 piscinas de la región.

"El problema de que no existan inspecciones en los cursos es que algunas empresas cuya formación está acreditada por la agencia deciden hacer después lo que les da la gana", criticó Reyeros, quien añadió que ante esta circunstancia puede darse el caso de que alguien que no sepa casi nadar esté vigilando una piscina.

La Comunidad de Madrid establece que los cursos de socorrismo y salvamento deben tener un mínimo de 80 horas de formación teórica y práctica, y los profesionales deben realizar además cursos de reciclaje cada dos años. "Yo me he encontrado casos como el de un chico colombiano que vino hace poco a un curso de reciclaje y resulta que no pasó las pruebas porque no sabía nadar", indicó Reyeros.

En este sentido, el presidente de la Asociación Madrileña de Salvamento y Socorrismo Profesional & Araspe y miembro de la Asociación Madrileña de Empresarios de Piscinas afirmó que en numerosas ocasiones han pedido a la Agencia Laín Entralgo que, además de realizar inspecciones en las piscinas, vigile también los cursos para evitar fraudes, "pero contestan que no tienen inspectores suficientes".

Según Reyeros, las empresas que realizan este tipo de fraude confían en que los socorristas trabajarán en piscinas privadas pequeñas, que suelen ser más tranquilas y presentan pocos incidentes.

Un argentino sin permiso

Éste es el caso de un ciudadano argentino, que en el verano de 2004 llegó a Madrid de la mano de una empresa de socorrismo de la región para trabajar junto con otros compatriotas en piscinas de comunidades de vecinos. Cuando llegó a la región, con el pasaporte y sin permiso de trabajo, la empresa le examinó un día para acreditarle el curso. "Sin embargo, los que no eran socorristas en Argentina tuvieron que hacer un curso que ofertaba la empresa durante cuatro días, con unas pruebas muy poco exigentes".

"El jefe nos decía que si venía un inspector y nos pedía el título le remitiéramos a la empresa", explicó. Además esta misma empresa, que no les dio de alta en la seguridad social, les conseguía casas para vivir. "Durante tres meses seis argentinos compartimos un piso de dos habitaciones en las afueras de Madrid por el que teníamos que pagar 230 euros al mes cada uno. En total 1.380 euros de alquiler por un piso que en el mercado costaba 800", explicó este ciudadano que hoy reside legalmente en España.

"De los seis, sólo dos éramos socorristas profesionales, el resto eran un taxista, un tenista, un estudiante de INEF y un odontólogo", criticó, y añadió que de los 300 salvavidas que trabajaban para esta empresa aproximadamente la mitad eran extranjeros.

Las condiciones laborales no eran mucho mejores. Según el testimonio al que ha tenido acceso Europa Press, estos chicos cobraban 1.230 euros al mes por trabajar 10 horas diarias de lunes a lunes. "A mí no me importaba trabajar tantas horas porque mi idea era venir, ganar el máximo dinero posible y marcharme de vuelta a Argentina", apuntó.

Pero este horario ininterrumpido no es una circunstancia aislada en la profesión. Según explicó el secretario general de la Federación Madrileña de Salvamento y Socorrismo, Eugenio Díaz-Albo, se dan casos de socorristas que "trabajan 10 horas diarias, no libran y ganan 1.200 euros, o incluso 900 euros, que es poco para la responsabilidad que asumen". 

"El convenio regional marca 35 horas semanales, pero las empresas se acogen a un convenio estatal de 40 horas, aunque hoy día muchos trabajan más horas y no libran", señaló Díaz-Albo, que añadió que las inspecciones no pueden demostrar estas irregularidades, "a no ser que vigilen al socorrista a todas horas"

Cuando finalizó el verano, el chico argentino, que decidió quedarse en España, denunció a la empresa ya que consideraba que la retribución por su trabajo no había sido la suficiente. "Lo más sorprendente es que cuando nos encontramos en el Servicio de Mediación, Arbitraje y Conciliación de Madrid, el empleador reconoció sin inmutarse la situación en la que habíamos trabajado y nos pagó el dinero que nos debía con un cheque", explicó.  

Actualmente, esta misma empresa cuenta con un certificado ISO de calidad y afirma en su página web que está acreditada para impartir el curso de primeros auxilios y socorrismo acuático, ya que "cumple con todos los requisitos de la Orden 481/2002, de 4 de julio, de la Consejería de Sanidad". Así, añade que aquéllos que superen con éxito las pruebas del curso, "podrán inscribirse en el Registro de Piscinas, Instalaciones Acuáticas y Medio Natural de la Comunidad de Madrid".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios