www.madridiario.es
Pareja de turistas en la Plaza de la Villa
Ampliar
Pareja de turistas en la Plaza de la Villa (Foto: Chema Barroso)

El 43 por ciento de los madrileños no saldrá de la región durante el verano

domingo 17 de mayo de 2020, 19:22h

El 53 por ciento de los madrileños dice que mantendrán un nivel de gasto en bares y restaurantes en la desescalada parecido al actual, según las conclusiones de un estudio elaborado por EY-Parthenon, publicado este domingo.

Según el mismo informe, la mitad de los españoles no espera realizar ningún tipo de viaje turístico durante el verano, independientemente de la fase de desescalada en la que se encuentren.

De acuerdo a los datos agregados del informe, el 50 por ciento de los encuestados ha asegurado que no cree que se "vayan a dar las condiciones" para realizar algún tipo de viaje este verano. La segunda opción más popular, con un 19 por ciento, es que se realizará turismo interior por España de acuerdo a lo planeado previamente, mientras que un 8 por ciento adicional tenía pensado ir al extranjero, pero ahora se limitará a viajar en España.

De los 2.106 encuestados por la consultora, un 10 por ciento ha indicado que hará turismo interior pero que elegirá destinos menos masificados, dado el riesgo de contagio. Por último, hasta un 9 por ciento de los españoles mantienen su planes turísticos y, si pueden, realizarán viajes al extranjero.

Por comunidades autónomas, la más propensa a no realizar ningún tipo de viaje turístico este verano, independiente de las condiciones, es Galicia, con un 56 por ciento de los encuestados. En el extremo opuesto se encuentran Madrid y Castilla-La Mancha, donde un 43 por ciento de los encuestados asegura que se quedarán en su provincia entre junio y septiembre.

Estas decisiones de viajes tendrán su impacto en el nivel de gasto en turismo y viajes incluso cuando se supere la crisis sanitaria provocada por el coronavirus. Según los datos de EY-Parthenon, hasta un 42 por ciento de los españoles considera que su gasto posterior será menor, mucho menor o incluso cero. En contraposición, un 38 por ciento de los encuestados gastará lo mismo y un 16 por ciento está dispuesto a elevar su presupuesto turístico.

De esta forma, los ciudadanos de Comunidad Valenciana y Castilla-La Mancha son los más pesimistas con respecto a su gasto en viajes tras la crisis, con un 46 por ciento de los encuestados en ambos casos asegurando que gastarán menos, mucho menos o nada.

La pandemia no solo cambiará la decisión de viajar o de planificar las vacaciones, sino también la preferencia del consumidor. En este sentido, siete de cada diez españoles estarán dispuestos a pagar más por tener flexibilidad en condiciones de cancelación y cambios de sus viajes, aunque hay división de opiniones en relación con el pago extra por otros servicios como 'fast track' o asientos con más espacio. Los más predispuestos a este gasto adicional son los jóvenes y las personas con ingresos altos.

A nivel profesional, casi la mitad de quienes viajan hoy por trabajo creen que los desplazamientos por motivos laborales se reducirán y serán sustituidos por videoconferencias.

Mismo o más gasto en hostelería

Con respecto a la hostelería, aunque un 70 por ciento de los participantes en la encuesta ha asegurado que su gasto en bares, restaurantes y cafeterías será igual o mayor tras la crisis, destaca que un 30 por ciento espera gastar menos, muchos menos o incluso nada.

Gallegos (26 por ciento) y catalanes (28 por ciento) serán los que menos restringirán sus gastos en bares y restaurantes tras la finalización de esta pandemia. Al mismo tiempo que un 9 por ciento de los valencianos espera que su gasto sea mucho mayor. Los más conservadores serán madrileños (53 por ciento) y catalanes (52 por ciento) quienes aseguran que mantendrán un nivel de gasto parecido al actual.

Esta división se incrementa cuando la pregunta se refiere a locales más masificados, como bares de copas y discotecas. Así, hasta el 45 por ciento de los encuestados considera que reducirá su gasto o incluso lo eliminará, mientras que un 38 por ciento espera mantener su consumo habitual y solo un 12 por ciento incrementará el gasto en este tipo de establecimientos.

La generalización del teletrabajo puede ser otro detonante para la lenta marcha del sector. Un 67 por ciento de los trabajadores asume que tras el confinamiento el trabajo desde casa aumentará con respecto a la situación precrisis. En este contexto, siete de cada diez personas que lo practica come en casa, aunque colectivos más jóvenes salen para tomar un café.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios