www.madridiario.es

Neumáticos en los vehículos industriales, una cuestión de seguridad y economía

martes 17 de marzo de 2020, 16:25h
El transporte de mercancías en Europa se realiza mayoritariamente a través de camiones y otros vehículos industriales como furgonetas.
Neumáticos en los vehículos industriales, una cuestión de seguridad y economía
Ampliar

El consumo y la disponibilidad de los productos que compramos a diario en nuestros pueblos y ciudades dependen, en buena medida, de que nada altere la movilidad y la rentabilidad de los transportistas ni las flotas de vehículos que transportan todas estas mercancías.

En España, el sector del transporte está en vilo ante los intentos del gobierno por aumentar los impuestos al diésel, pues hay que tener en cuenta que este combustible es el más utilizado en los vehículos industriales.

Una subida de impuestos a los carburantes conlleva irremediablemente a una subida de los precios de los portes y trayectos y esto acaba traduciéndose en un encarecimiento de los productos. La consecuencia final es, a juicio de muchos actores del sector, un impuesto que acabará empobreciendo a los trabajadores y las clases medias.

La rentabilidad de los trayectos es lo que hace sobrevivir a empresas y profesionales del sector. Por este motivo, otro de los aspectos a cuidar en los vehículos industriales para preservar la función social y económica de esta actividad, es la firmeza y garantía que puedan aportar los neumáticos.

Los neumáticos no son un componente más de los vehículos, sino que son puntos críticos desde el punto de vista de la eficiencia del transporte, económica y ambientalmente. Si en cualquier vehículo motorizado los neumáticos son relevantes, para camiones y furgonetas la importancia se multiplica.

¿Por qué es importante la elección de los neumáticos?

Una adecuada elección de neumáticos deriva en mayor o menor consumo de combustible, una tasa de emisiones de gases de efecto invernadero más alta y hasta una mayor esperanza de vida de los mismos. En este punto hay que anotar no solo la calidad de los neumáticos, sino también el modo de conducción y condicionantes externos, como el tipo de firme o la meteorología.

Un montaje de neumáticos no adecuados en vehículos industriales repercute negativamente en la disponibilidad de las mercancías que se transportan y en la diligencia en su entrega. Esto implica, a su vez, un precio más elevado por trayecto o una menor rentabilidad en el trabajo. Desde un punto de vista ambiental, confiar en neumáticos de baja calidad se asocia a un mayor nivel de contaminación.

Con todos estos datos, parece obvio que elegir con criterio los neumáticos está estrechamente ligado a la rentabilidad del sector de la logística y el transporte. Esta rentabilidad va a depender de la eficiencia energética de las gomas, de su duración y de si ha sido diseñado para su posterior recuperación.

¿Qué debemos tener en cuenta en la elección de neumáticos para vehículos industriales?

El sector del transporte agrupa a un número muy variado de actividades, o mejor dicho, diferentes formas de entender esta actividad. No es lo mismo el transporte regional o nacional que el internacional, y además debemos tener en cuenta si el vehículo va a circular siempre por carretera pavimentada o no, como ocurre con camiones que trabajan en obras públicas o canteras.

La construcción de neumáticos para vehículos industriales está pensada para tener una alta duración y un bajo desgaste. Por lo general, y siempre dependiendo del modo de conducción, se pueden hacer más kilómetros con un mismo neumático, lo que se traduce en un mayor ahorro generalizado.

No obstante, esto no significa que no tengan que ser sustituidos cuando su desgaste hace peligrosa la conducción. En ese caso, lo más recomendable es acudir a especialistas, como es el caso de Taller Madrid, que ofrece asesoramiento continuo y la posibilidad de adquirir estos componentes de manera online.

Con respecto a los trayectos para cubrir distancias cortas y medias, que pueden ser cubiertas por camiones o vehículos como furgonetas, los profesionales se dejan llevar más por el coste por kilómetro de combustible. Aquí hay que tener en cuenta que la circulación está sujeta a más paradas, arranques, trazados mixtos que combinan carreteras principales y secundarias, tramos rectos y con curvas, condiciones meteorológicas cambiantes y velocidad baja, especialmente para la paquetería.

Los neumáticos furgonetas guardan algunas similitudes con los neumáticos específicos para camiones que cubren largas distancias. En estos últimos es más importante el ahorro de combustible y el agarre que el ratio coste por kilómetro.

Para distancias largas y circulación del vehículo en autovías y autopistas, donde se circula a altas velocidades, se suele optimizar el neumático en base a su eficiencia energética. Esto se consigue mediante un desarrollo correcto del mismo, con una acertada mezcla del producto y los materiales que lo conforman.

Un último tipo de vehículo industrial a considerar son los camiones que circulan sobre firmes que no son estables. En este caso, los fabricantes trabajan en neumáticos diseñados de manera específica para generar bandas de rodadura resistentes y carcasas duraderas para garantizar que no haya desperfectos.

Elegir bien las prestaciones de los neumáticos es un paso previo para mejorar las prestaciones de los vehículos industriales, y de este modo asegurar la rentabilidad de esta actividad económica.