www.madridiario.es
Chupinazo de San Fermín de los Navarros en la calle Eduardo Dato.
Ampliar
Chupinazo de San Fermín de los Navarros en la calle Eduardo Dato. (Foto: Kike Rincón)

Los encierros de San Fermín, 631 años de historia a sus espaldas

lunes 11 de julio de 2016, 09:47h
Para muchos, las fiestas de San Fermín son las más internacionales de cuantas se celebran en nuestra geografía. Desgraciadamente lo hemos podido comprobar el viernes de la semana pasada. Cuando la lista de personas corneadas en el encierro de ese día estaba íntegramente completada por personas no españolas.
Y es que no se puede hablar, a pesar de estos desgraciados incidentes, de los sanfermines sin referirse a sus encierros. Conocidos en el mundo entero y que este año cumplen sus 631 años de existencia desde que comenzaron a celebrarse.
Porque no es una tradición que naciera hace poco. Aunque no cómo ahora, los primeros datos que se tienen de los encierros nos llevan a 1385, cuando reinaba Carlos II de Navarra. Entonces la tradición era llevar a los astados toreados desde el campo a la ciudad.
Como no estaban autorizados, y para evitar excesivas molestias a los vecinos, estos primarios encierros se celebraban por la noche y probablemente habría un “desencierro” porque los toros, por entonces, no morían en las corridas.
Eran conocidos como “la entrada”. Un caballista al galope iba por delante, anunciando a los vecinos la llegada de los astados. Unos pocos jóvenes corrían muy por delante de la manada, contraviniendo las órdenes del consistorio. Que siempre consideró los encierros como un desacato a la autoridad.
Hasta 1843 eran conducidos hasta la Plaza del Castillo, acondicionada como plaza de toros, y hasta 1856 en la calle Estafeta. El último gran cambio en su trayecto llegó en 1922, con la inauguración de la actual plaza, lo que obligó a que los toros girasen a la izquierda al finalizar la calle Estafeta, y no a la derecha, como hasta entonces.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.