www.madridiario.es
El Prado se abre al siglo XIX

El Prado se abre al siglo XIX

Por MDO
lunes 05 de octubre de 2009, 00:00h
El Museo del Prado ha presentado las nuevas salas dedicadas a las colecciones del siglo XIX. Goya, Sorolla, los hermanos Madrazo, Fortuny, forman parte de la nueva ampliación.
Este nuevo espacio acogerá 176 obras, todas pertenecientes a las colecciones del siglo XIX. La actuación forma parte del plan de reordenación de colecciones 'La otra ampliación' 2009-2012 que está acometiendo la pinacoteca. De esta manera se podrá dar por fin continuidad temporal y artística a la colección del museo desde Goya a la modernidad, pasando por obras de Sorolla, Madrazo, Jiménez Aranda, Domingo Marqués y otros artistas decimonónicos.

La nueva organización se articula en torno a 12 salas ordenadas de forma cronológica y en función de diferentes tendencias y géneros que se sucedieron a lo largo del siglo XIX. La principal incorporación a este concepto expositivo es la sala de presentación de colecciones: una sala de estudio o de carácter temático que mostrará periódicamente conjuntos de obras que hasta el momento no se han podido ver y que se inaugura con varios paisajes de Aureliano Beruete donados al museo por la familia del artista.

La galería central de la planta baja del Prado se consagra a los artistas ligados al arte cortesano y a la apertura del Museo en 1819. La nueva galería, bajo el epígrafe 'Goya. Neoclasicismo y Clasicismo Académico' se abre con una escultura de Isabel de Braganza incluye 13 figuras escultóricas más, así como retratos de Fernando VII y los últimos cuadros neoclásicos de Goya, como 'La marquesa de Villafranca' o 'La marquesa de Santa Cruz'. La siguiente sala acoge el romanticismo con ejemplares de Leonardo Alenza, Eugenio Lucas y Antonio María Esquivel. Tras ellos, otra sala da paso a Federico Madrazo y Eduardo Rosales, con su lienzo 'Doña Isabel la Católica dictando su testamento'.

Camino al realismo
Tras la primera sala de pintura de historia, flanqueada por la escultura 'Sagunto', de Agustín Querol, el recorrido continúa con Fortuny y Rico, antesala de Raimundo de Madrazo, de camino al realismo de Carlos de Haes, y al naturalismo de Pinazo y Muñoz Degrain. Joaquín Sorolla concluye este recorrido de visita con lienzos como 'Chicos en la playa' y '¡Aún dicen que el pescado es caro!'. Así se abre paso de nuevo a la sala de presentación de colecciones.

La disposición de obras se complementará y aderezará con la presencia de artistas europeos que servirán de contrapunto al desarrollo de prácticas artísticas españolas. Antonio Cánova, Bartolomeo Thorwaldsen, David Roberts, Alma Tadema o Meissonier.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios