www.madridiario.es

La autorización está condicionada a menores de hasta tres años de edad

Los carritos de bebé podrán acceder desplegados a los autobuses


Por MDO/E.P.
lunes 12 de febrero de 2007, 00:00h
Los autobuses urbanos e interurbanos de servicio público en la Comunidad de Madrid ya permiten a los usuarios subir con carritos de bebé desplegados, si bien la autorización está condicionada a menores de hasta tres años de edad y a vehículos que dispongan de lugares habilitados para sillas de ruedas, siempre que vayan sujetos con el correspondiente cinturón o arnés de sujeción.
Otras reglas que deben respetar estos viajeros es acceder al autobús por la puerta delantera (excepcionalmente podrá efectuarse por la puerta central o trasera) y apearse siempre por la puerta central o trasera; y colocar el coche del niño en la plataforma central del autobús, en el lugar ya habilitado para las sillas de ruedas, en posición longitudinal, de forma que el niño quede situado en sentido contrario a la marcha del autobús, activados los dispositivos de frenado de las ruedas y sin dificultar el tránsito de los demás pasajeros.

Además, la persona adulta que acompañe al niño es el único responsable del cumplimiento de las condiciones de seguridad de aquel y de los daños que la silla pudiera ocasionar. La posibilidad de subir al autobús con el carrito desplegado está vetada, sin embargo, a personas que lleven sillitas de bebé dobles, ya sean de tipo tándem o en paralelo.

Pendiente de dictamen
Todas estas normas están recogidas en una orden, dictada por el director-gerente del Consorcio Regional de Transportes de Madrid y en vigor desde el pasado sábado, por la que se establecen las condiciones que han de observar los usuarios que viajan con niños en coches, sillas o carritos desplegados en los servicios de transporte público regular de viajeros en autobús de carácter urbano e interurbano.  

Las instrucciones pretenden garantizar este derecho en tanto se apruebe y desarrolle el proyecto de decreto por el que se modifican los Reglamentos de Viajeros del Transporte Interurbano de la Comunidad de Madrid y el Reglamento de Viajeros de la Empresa Municipal de Transportes de Madrid (EMT), pendiente aún de dictamen del Consejo de Estado.

"Norma clara"
Por su parte, el sindicato Comisiones Obreras de Madrid ha exigido "que se elabore una norma clara" para el acceso de carritos de bebé a los autobuses urbanos en la que "se tenga en cuenta la realidad del transporte y, sobre todo, se respeten los elementos de seguridad necesarios". Según señala la sección sindical de CC.OO en la Empresa Municipal de Transportes (EMT) "el sesgo electoralista y las prisas" han llevado al Consorcio Regional a adoptar una medida que, aseguran, "solo sirve para confundir y engañar al conjunto de ciudadanos y para aumentar la crispación entre los usuarios y conductores".

Afirman que la decisión de permitir el acceso a los autobuses de la EMT con carritos portabebés abiertos, adoptada el pasado 8 de febrero, no se complementa con "medidas de seguridad en una flota de vehículos ya de por sí sobreocupados en la mayoría de las horas del día".

Asimismo, denuncian "la carencia total de zonas habilitadas para el transporte de los carritos de niños" y por ello insisten en que decisiones como ésta "tomadas con tantas prisas, para lo único que sirven es para confundir y engañar al conjunto de ciudadanos" y para "aumentar la crispación entre los usuarios y conductores".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios