www.madridiario.es
Los mariachis, de Pablo Remón
Ampliar
Los mariachis, de Pablo Remón (Foto: Antonio Castro)

De los mariachis al Buscón: novedades teatrales

lunes 21 de junio de 2021, 15:06h

Aunque los teatros oficiales van echando los telones, a la vez que presentan sus próximas programaciones, la actividad escénica sigue ofreciendo novedades. O, más bien, reposiciones.

Esta semana hay cambio de programa en el corral Cervantes, de Madrid Río, y en La Abadía.

A este último teatro vuelven Los mariachis, una obra de Pablo Remón que se estrenó hace ya tres años y que tuvo una gran acogida por parte de público y crítica. Remón, que dirige el montaje, vuelve a contar con Luis Bermejo, Israel Elejalde, Emilio Tomé y Francisco Reyes para esta reposición.

El autor califica Los mariachis de ‘Tragicomedia de la meseta castellana, con políticos corruptos, cabezudos y fanfarrias’. La acción se desarrolla en pueblo despoblado en la meseta castellana. Allí se encuentran varios hombres: algunos que huyeron de la crisis económica, otros que la provocaron. Entre ellos, un político corrupto y desahuciado, al que van a juzgar, y que tiene un momento de iluminación: san Pascual Bailón, el patrón de su pueblo, se les aparece y le pide que lo saquen en procesión. Un mariachi es, en la jerga financiera, cada uno de los testaferros necesarios para montar una SICAV, y tributar menos.

El corral Cervantes acoge en la próximas semanas al zaragozano Teatro del Temple, con dos los espectáculos que mantiene en programación: El Buscón y Don Quijote somos todos. El primero lleva varias temporadas representándose. El segundo se estrenó en noviembre de 2019 y sufrió el correspondiente parón provocado por los confinamientos. José Luis Esteban es el buscón don Pablos, personaje de Quevedo, prototipo del pícaro español, que es uno de los arquetipos de nuestra literatura. La dramaturgia sobre la novela fue realizada por José Luis y por Ramón Barea, que asumió la dirección de escena.

--A la hora de afrontar estas dos adaptaciones -afirma Esteban- nos propusimos cumplir con una máxima que viene, más bien, del cine gracias a Howard Hawks: los diez mandamientos del arte de contar se resumen en uno solo, no ser aburridos. Y los clásicos españoles, como Cervantes y Quevedo, son divertidos, están llenos de humor.

Alfonso Plou, director del Temple, y el actor José Luis Esteban

Don Quijote somos todos, dirigido por Carlos Martín, no es una adaptación de la novela cervantina sino una historia que arranca en el famoso lugar de la Mancha ‘de cuyo nombre no quiero acordarme’. Los protagonistas de la historia son los habitantes actuales de ese hipotético pueblo. Están en la llamada España vaciada y para poner a la localidad en el mapa, se les ocurre resucitar a don Quijote, reivindicar que el innombrado pueblo cervantino es el suyo. Pero ¿qué ocurría allí para que Cervantes no quisiera citarlo? Esto da pie a situaciones divertidas en las que participan los esforzados lugareños, paisanos de don Alonso Quijano. Si El Buscón es un monólogo, la recreación del Quijote corre a cargo de Carlos Martín, José Luis Esteban, Félix Martín, Irene Alquézar, Alba Gallego, Minerva Arbués, Francisco Fraguas y Gonzalo Alonso.

El Buscón se representa de lunes a viernes a las 19.00 horas y Don Quijote de jueves a domingo, hasta el 11 de julio.

Los mariachis estará en cartel del 23 de junio al 11 de julio en la sala José Luis Alonso de La Abadía.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios