www.madridiario.es
Cartel de la huelga del 8 de marzo
Cartel de la huelga del 8 de marzo (Foto: Movimiento Feminista)

Partidos y sindicatos se suman a la huelga feminista

viernes 09 de febrero de 2018, 10:01h
El Movimiento Feminista llama a todas las mujeres de España a sumarse a la huelga convocada legalmente y con amparo de los sindicatos para el 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, una jornada en la que esperan visibilizar el peso de todas las tareas que asumen y todas las decisiones de consumo que adoptan, para que toda la sociedad vea "qué sucede si paran las mujeres".

Lo han explicado en rueda de prensa las voceras de la Comisión 8 de Marzo, la plataforma a través de la que se viene fraguando en España esta movilización que tiene reflejo en 177 países y en la que se han implicado todas las organizaciones de mujeres del territorio nacional con el respaldo de más de 300 entidades que no siendo parte de la convocatoria, se han adherido para darle más fuerza y visibilidad.

Entre estas organizaciones hay dos partidos políticos nacionales, Podemos e Izquierda Unida, que expresamente han manifestado su apoyo a la convocatoria. El PSOE no se ha significado, el PP tampoco y Ciudadanos ha criticado la iniciativa por considerar que está cargada de ideología.

Preguntada por este asunto, la feminista Justa Montero pide a la formación naranja "que no haga trampas". "Nosotras hacemos propuestas muy concretas, como en educación afectivo sexual o en la necesidad de ratificar el convenio de la OIT sobre empleadas del hogar. La posición de Ciudadanos nos hace preguntarnos cuál es el problema que tienen con estas propuestas, ya que lo rechazan porque dicen que es una huelga ideológica. Que hablen de su ideología", ha señalado.

Se refiere a que el partido que encabeza Albert Rivera "apoya las políticas públicas liberales que están llevando a la precariedad y a brutales recortes" cuyas consecuencias pesan directamente sobre las mujeres, como en servicios sociales, educación y dependencia, pues tienen que asumir lo que no cubre la esfera pública. Plantea "desde dónde se sitúan" en Ciudadanos para elevar la crítica que hacen de la protesta.

Montero ha explicado que "esta huelga no es solamente laboral y no responde al concepto clásico". "Si a las mujeres se nos pregunta por parar de trabajar, no nos viene sólo a la cabeza la oficina, sino todo lo que hacemos, como en los cuidados. Si lo que queremos hacer es dar visibilidad a las mujeres, es importante que se vea qué sucede si paramos", ha señalado la feminista.

El objetivo es conseguir un impacto similar al de la huelga que tuvo lugar en Islandia en 1975, cuando el 90 por ciento de la población femenina se sumó a la movilización consiguiendo parar el país y desencadenar toda una serie de reformas legislativas pero también sociales que han ido derivando en cambios como una ley de igualdad de oportunidades o, la más reciente, una prohibición expresa de la brecha salarial.

En Polonia se produjo una movilización igual de amplia en 2016 cuando el Gobierno intentó ilegalizar cualquier forma de interrupción voluntaria del embarazo y en Argentina, en 2017, se extendió al resto del mundo occidental la importancia de "un paro de mujeres" bajo el lema "vivas nos queremos" ante la amenaza constante de las violencias machistas.

"Nosotras venimos de un recorrido similar", ha señalado Montero, quien ha enumerado las "movilizaciones importantísimas" que han reunido al movimiento feminista español ya desde el intento de reforma de la Ley de Salud Sexual y Reproductiva que pilotó hasta su retirada, el ministro de Justicia Alberto Ruiz Gallardón; pasando por "el resultado impresionante en acogida y seguimiento multitudinario" de las manifestaciones por el 8 de Marzo de 2017.

Este año y por primera vez en la historia, los sindicatos, que en 2017 convocaron paros simbólicos de la actividad laboral para visibilizar reivindicaciones como la lucha contra la violencia o la precariedad de las mujeres en el empleo, han convocado oficialmente una huelga. En el caso de CGT, USO y CNT es general, mientras que en CCOO y UGT promueven paros de dos horas por la mañana y por la tarde.

"Convocamos sabiendo que tenemos el poder de cambiar las cosas, que podemos hacerlo y que estamos dispuestas", ha apuntado Montero. "Hay que cambiar actitudes, mentalidades y leyes y las que tenemos, deben ser eficaces y contar con presupuesto", ha añadido Julia Santos, una joven estudiante también vocera de la Comisión 8 de Marzo.

El argumentario de los paros aglutina las reivindicaciones de un movimiento feminista que es plural y diverso y que comparte la lucha por la igualdad de derechos y oportunidades entre hombres y mujeres pero cuestiona otros aspectos del sistema, como refleja el hecho de que la huelga sea además de laboral, de consumo, estudiantil y de cuidados.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.