www.madridiario.es

Una educación de excelencia

Por Bartolomé González
miércoles 11 de octubre de 2017, 13:54h

El pasado jueves 5 el consejero de Educación e Investigación Rafael van Grieken comparecía en el pleno de la Asamblea de Madrid para explicar cómo había sido la organización, en todos los niveles educativos, del recién estrenado curso 2017-2018. Tuvimos la oportunidad de comprobar con datos, que esa imagen gris, presentada por la oposición cada inicio de curso, no se corresponde con la realidad. Los datos son como la prueba del algodón, que nunca engañan.

En nuestra comunidad son más de 1.200.000 los alumnos que disfrutan de una educación de calidad contrastada, cifra que nos debe hacer tomar conciencia de la gran cantidad de recursos que es necesario coordinar y planificar para que todo funcione correctamente. Todos los alumnos se incorporaron a sus aulas como estaba previsto, aunque han existido incidentes aislados que se han ido corrigiendo con la mayor rapidez posible. A pesar de que han sido incidentes o problemas poco frecuentes, el Consejero ha reconocido que eso no implica que se minimice el impacto que tienen sobre nuestros hijos, a la vez que ha recordado que si no hubiera habido una planificación adecuada no sería posible que un sistema educativo de la dimensión del madrileño estuviera funcionando con la normalidad con la que lo está haciendo, pasado un mes desde el 8 de septiembre cuando comenzaron las clases.

Este año, como novedad relevante para la planificación de las enseñanzas, los alumnos de ESO, Bachillerato y FP, tendrán un nuevo Calendario Escolar, como ya se hace en los estudios universitarios, con los exámenes de recuperación en el mes de junio, en vez de como hasta ahora que se venían desarrollando las primeras semanas de septiembre. Este modelo potencia la evaluación continua de los alumnos, permitiéndoles afrontar las pruebas extraordinarias con actividades de apoyo, refuerzo y tutorización en su centro y con sus propios profesores; permitiendo una mejor conciliación de la vida escolar, familiar y el ocio en el período estival; a la vez que posibilitará una mejor organización del inicio del curso en los centros educativos.

En cuanto a los datos de matriculación, en este curso tenemos en nuestra región 1.197.121 alumnos en Enseñanzas de Régimen General, 17.936 más que el curso anterior (+1,5%). Se ha producido un aumento de alumnos matriculados en la mayoría de los niveles educativos, de forma particular en los Ciclos Formativos de Grado Superior y en la Formación Profesional Básica.

Del total de alumnos matriculados, el 54,2% lo está en centros públicos y 3l 30,1% en centros concertados, lo que supone que un 83,3% de los alumnos madrileños están escolarizados en centros sostenidos con fondos públicos. Cabe destacar que para este curso se han ofertado 61.500 vacantes para niños de tres años, etapa no obligatoria pero de gran relevancia educativa, de ellos el 93,49% acude al centro que du familia eligió en primera opción, una prueba más de la importante labor de planificación de la escolarización que se hace desde la Consejería.

Otra etapa de gran relevancia educativa es la etapa de Educación Infantil de 0 a 3 años, en la que disponemos de 94.130 plazas, 2.025 más que en el curso pasado. Este hecho ha permitido que en nuestra Comunidad la tasa de escolarización en esta etapa pase del 47,3% en el pasado curso al 48,7% en este 2017-2018, porcentaje tan solo superado por el País Vasco.

Me gustaría señalar que la etapa que mayor crecimiento ha experimenta do en número de alumnos ha sido En Formación Profesional Básica, con un 3,9% de alumnos más (+408) y la Formación Profesional de Grado Superior, con un más de alumnos (+1.798).

El aumento del número de alumnos en ningún caso has supuesto aumentar las ratios medias por aula. Así en Educación Infantil está en 23, 2 alumnos por clase, en Primaria en 24,25, en Secundaria en 28,1 y en Bachillerato en 31,13; en todos los niveles educativos las ratios medias por aula se ajustan a los límites marcados por la norma.

Si hablamos de infraestructuras, contamos con una red pública de 1.643 centros públicos y 560 concertados. Este curso han entrado en funcionamiento 7 nuevos colegios públicos (CEIP: Valdebebas, Arroyomolinos, Rivas Vaciamadrid, Paracuellos del Jarama; IES: Las Tablas, Paracuellos y una sección en Tres Cantos) y 24 ampliaciones que han supuesto la creación de 6.635 nuevas plazas; 20.975 en los dos años que llevamos de legislatura. Además, este año 2017 se han invertido 13 millones de euros en conservación y mantenimiento, 1.100.000 destinados a realizar actuaciones de accesibilidad en los centros.

En este apartado, tenemos que reconocer que en algunas de las 31 actuaciones programadas para iniciar la escolarización en septiembre, 10 no se han acabado en plazo. Si lo miramos en positivo, señalar que casi el 70%, porcentaje bastante aceptable, de las obras han estado a tiempo para escolarizar a los alumnos al inicio de este curso. En la mayoría de los casos los retrasos han sido causados por las empresas constructoras y en todos ellos la solución de escolarización se ha articulado en el propio centro, de manera temporal y una vez consultado con los padres, que han preferido esta solución a otras alternativas propuestas. Desde el Gobierno se han reconocido estos problemas y el Consejero ha pedido públicamente disculpas a las familias afectadas por estos retrasos.

Desde la Consejería se están tomando medidas para que todas estas incidencias se reduzcan al mínimo en el futuro. Ya en el Debate del Estado de la Región nuestra Presidente Cristina Cifuentes anunció la modificación de los pliegos de contratación de la obras para implementar medidas de mejora y planificación en la construcción de los centros escolares.

En el capítulo de los docentes, durante el pasado mes de septiembre se han incorporado 600 nuevos profesores: 195 para compensar la dedicación de los tutores de primero a tercero de la ESO, con el objetivo de mejorar la convivencia en las aulas y luchar contra el acoso escolar; otros 75 en atención a la diversidad; 115 se incorporan como apoyos CEIPs y 110 a la Educación Secundaria(80) y a la FP (30); y el resto (105), se incorporan para responder a las necesidades de escolarización. Estos 600 nuevos profesores se suman a los 1.021 que ya lo han hecho a lo largo de la legislatura.

Podría seguir dando más datos, pero creo que son suficientes los que les he facilitado para demostrar una vez más el compromiso del Gobierno de Cristina Cifuentes con la educación madrileña, una educación con una alto grado de calidad, de excelencia, de la que nos sentimos orgullosos y en la que seguiremos trabajando para mantener estos parámetros.

Bartolomé González es diputado del Grupo Popular en la Asamblea de Madrid

Bartolomé González

Diputado del PP en la Asamblea de Madrid

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios