www.madridiario.es
Tecnología aplicada a los videoporteros, ¿cómo han evolucionado?
(Foto: BDI)

Tecnología aplicada a los videoporteros, ¿cómo han evolucionado?

martes 28 de marzo de 2017, 10:53h

Estamos cansados de escuchar que vivimos en una era digital. Compramos por Internet, escuchamos música por bluetooth, nos relacionamos por las redes sociales y nadie sale de casa sin su móvil. Todos tenemos más o menos claras las revoluciones tecnológicas asociadas a los ordenadores y dispositivos informáticos, pero no debemos olvidarnos de otro sector que ha crecido últimamente, se trata de la domótica y en concreto, la tecnología de los videoporteros.

La salida al mercado de un producto novedoso en cuanto a porteros o videoporteros automáticos no es tan sonada como lo puede ser la novedad del último Smartphone de moda, sin embargo, estos objetos resultan muy útiles y presentan una evolución increíble que vale la pena tener en cuenta.

La creación del primer portero automático ya fue toda una novedad. El hecho de poder abrir la puerta apretando un botón y sin tener que ir físicamente a la puerta, suponía, además de una gran comodidad, una cuestión que mejoraba nuestra seguridad.

En los años siguientes la cosa fue mejorando. Las novedades se iban aplicando poco a poco. Cada vez podíamos escuchar con más claridad a quien llamaba a nuestra puerta, además se iban haciendo más estéticos y en los últimos tiempos se instalaron las cámaras que fueron el primer paso de lo que hoy son los porteros automáticos. Nuestra seguridad dio una subida importante al poder ver a la persona que está llamando a nuestra puerta, y aunque no se trate del último juego del mercado, la apuesta por nuestra seguridad supone una cuestión igual de importante.

En cuanto a los últimos modelos de videoporteros podemos con ellos, disfrutar de las maravillas de la domótica. Los videoporteros fermax inalámbricos son una prueba de la evolución de este sector, con la última novedad en calidad digital.

Hoy en día existen un tipo de videoporteros que suponen verdaderos Ferraris en el sector de la seguridad. Podemos abrir la puerta sin levantarnos, enviar la señal directamente a nuestro teléfono móvil para no movernos, así, si estás en el cuarto de baño no tendrás que salir corriendo para evitar que la persona que llama a tu puerta piense que no estás.

Con un videoportero de última generación podrás abrir la puerta desde cualquier punto de tu vivienda, incluso si te encuentras en el jardín. Además, si no estás en casa, podrás coger las llamadas del videoportero y no perderte nada de lo que pasa en tu casa si no estás.