www.madridiario.es
    4 de julio de 2022

tauromaquia

Dos de los coletudos que se encuentran en el mejor momento de sus desiguales carreras, el veteranísimo mago Morante de la Puebla, que cortó una oreja a ley, y el joven Ginés Marín, que se llevó dos -la segunda quizás excesiva-, calaron hondo en los tendidos con su buen toreo. Ambos en el único de sus respectivos lotes que ofreció opciones suficientes en un encierro de Alcurrucén de irreprochable trapío y variado pelaje, pero vulgar y de escaso juego menos el sexto. Por su parte López Simón, que se libró milagrosamente de una cornada en su primero, se limitó a cumplir.

Paseo taurino para reclamar ayudas para la tauromaquia

No se esconden, como los mandamases del escalafón -menos Perera- y teóricas figuras. Todo lo contrario. De cara al año que viene podrían vivir de sus respectivos triunfos en el pasado abono isidril. Pero ellos vuelven a dar la cara en Madrid y sufrir el examen de su sacrosanta y exigente afición. Paco Ureña, que cortó tres orejas y fue declarado triunfador oficial, y Antonio Ferrera, que echó idénticos trofeos e su esportón y llevó a cabo la más inspirada faena de su ya larga trayectoria, harán el paseíllo en la Feria de Otoño. El ciclo, en el que destaca también la despedida de El Cid, se celebra durante el actual y el próximo fin de semana.

FERIA DE SAN ISIDRO

Es raro que una ganadería tan larga como la de Alcurrucén pegue dos petardos seguidos. Pero ya lo ha conseguido y a sus propietarios, los Lozano, hay que darles la 'enhoramala'. Porque si hace exactamente una semana el juego de los bureles fue penoso, este viernes fue peor: una auténtica moruchada general con una excepción, la del primero. Ante ellos se estrelló la terna de forma desigual. Porque únicamente el buen concepto clásico de Diego Urdiales pudo dejar algunos detalles, volutas de su estilo, ante su segundo. Ferrera, sin estar mal, no sacó todo lo que le ofrecía el que abrió festejo y Ginés Marín no tuvo opciones.

Más Madrid ha presentado sus propuestas en el área de protección animal. Entre otras medidas, Manuela Carmena e Íñigo Errejón han prometido una nueva ley de cazar, acabar con los circos con animales, ampliar a la Comunidad la esterilización de las colonias felinas, incluir en los comedores públicos menús vegetarianos, retirar las subvenciones públicas a la Feria de San Isidro o crear una Concejalía específica del ramo en el Ayuntamiento de la capital.