www.madridiario.es
¿Quiere un abogado para reclamar por una negligencia médica?
Ampliar

¿Quiere un abogado para reclamar por una negligencia médica?

Por MDO
martes 09 de marzo de 2021, 19:02h

Don Álvaro Hidalgo Fernández, abogado director de Hidalgo Fernández Abogados, especialistas en derecho sanitario, negligencias médicas y defensa del paciente, explica en este artículo que se debe hacer para identificar si ha sufrido una negligencia medica y posteriormente, como se puede reclamar para que le indemnicen por la negligencia sufrida.

Si ha sufrido una negligencia médica es normal tener un mar de dudas y preguntas sobre cómo proceder ante los daños generados por los servicios sanitarios. ¿Qué debo hacer? ¿Cómo puedo reclamar? ¿Qué plazo tengo para reclamar? ¿Necesitaré un perito? ¿Cómo se calcula la indemnización por negligencia? ¿Tengo que ir a juicio? ¿Se puede alcanzar un acuerdo amistoso? Son las preguntas más frecuentes que suelen hacerse ante este tipo de reclamaciones. Las malas praxis médicas no son procedimientos sencillos y precisamente por ello, es necesario contar de forma inicial con el asesoramiento de un abogado experto en derecho sanitario que les guíe en el procedimiento de reclamación.

En sanidad no se indemnizan todos los daños generados a los pacientes sino aquellos que hayan sido causados por una actuación constitutiva de una mala praxis o negligencia médica. Las negligencias médicas son aquellas malas prácticas que se producen en el ámbito sanitario, ya sea en la sanidad pública o sanidad privada, en las que el personal sanitario por acción u omisión genera daños a pacientes por actuar de forma contraria a la “Lex Artis”. Es decir, cuando el profesional sanitario se aleja en la práctica clínica de los estándares, reglas y parámetros de actuación propios de su especialidad en medicina que se establecen en las guías clínicas, protocolos de consenso de las sociedades científicas y en consecuencia generan daños a un paciente.

Del mismo modo, se producirá una infracción de la “Lex Artis” si se generan daños a pacientes en los procesos asistenciales por no dedicarles todos los medios necesarios para su asistencia, diagnóstico, tratamiento, por no utilizar las técnicas disponibles de acuerdo con la ciencia médica y siempre que no se actúa con la diligencia y pericia exigible, conforme a las circunstancias del caso concreto y a los riesgos inherentes de la actuación médica.

Por consiguiente, si por las circunstancias anteriormente descritas se generan daños a pacientes, nos encontraríamos ante un incumplimiento de la “Lex Artis ad Hoc” y en consecuencia, ante una mala praxis sanitaria por la que se podrá iniciar un procedimiento de reclamación para tratar de obtener una indemnización económica por los daños irrogados.

Asimismo, también existirá negligencia médica si se genera un daño a un paciente y el personal sanitario no ha cumplido con las exigencias contempladas en la Ley 41/2002, de 14 de noviembre, básica reguladora de la autonomía del paciente y de derechos y obligaciones en materia de información y documentación clínica, en lo que respecta al cumplimiento de los deberes de información establecidos en los artículos 8 y siguientes de dicho cuerpo legal, por los que el personal sanitario debe informar a los pacientes por escrito mediante consentimiento informado cuando se sometan entre otros procedimientos (diagnósticos y terapéuticos invasores) o intervenciones quirúrgicas, debiendo informar de los riesgos típicos, atípicos, personales de la intervención, de las alternativas y de las posibles contraindicaciones. El incumplimiento en materia de información bien sea por la ausencia de consentimiento informado o porque la información suministrada al paciente sea incompleta, siempre que se produzca un daño a un paciente, será susceptible de un daño moral indemnizable a favor del paciente.

¿Qué necesita para reclamar por una negligencia médica?

Para valorar si ha sufrido una negligencia médica deberá recopilar su historia clínica, podrá solicitar su historial médico en atención al paciente del centro, hospital o clínica donde se haya producido la negligencia al ser un derecho del paciente contemplado en la Ley 41/2002, de 14 de noviembre, básica reguladora de la autonomía del paciente y de derechos y obligaciones en materia de información y documentación clínica.

Una vez cuente con el historial médico, para saber si ha sufrido una negligencia deberá ponerse en contacto con sus abogados negligencias medicas de confianza, para que analicen la viabilidad jurídica de la reclamación y colaboren con peritos médicos especialistas (medicina legal y forense, urología, ginecología, pediatría, medicina interna, traumatología, odontología, neurología, cirugía general entre otras especialidades) que estudien la historia clínica del caso y determinen tras el correspondiente estudio médico pericial, si en la actuación sanitaria generadora del daño se ha actuado de acuerdo con la “lex artis ad hoc” o si por el contrario ha existido una mala praxis médica.

¿Qué indemnización le corresponde?

Aunque no exista una herramienta de cálculo específica para cuantificar el daño por negligencia médica, la indemnización se calculará de acuerdo con la Ley 35/2015, de 22 de septiembre, de reforma del sistema para la valoración de los daños y perjuicios causados a las personas en accidentes de circulación, baremo que se utiliza de forma pacífica para calcular el daño producido en el ámbito sanitario. Los abogados para negligencias médicas al tener amplios conocimientos del baremo de accidentes de tráfico les podrán orientar sobre la cuantía económica a solicitar. La cuantificación final de la indemnización en caso de reclamación judicial la deberá hacer un perito médico especialista en valoración del daño corporal o medicina legal y forense.

En cuanto al plazo para reclamar dependerá siempre del caso concreto. En la sanidad pública el plazo para reclamar es de un año desde la producción del daño o la estabilización de las secuelas. En la sanidad privada el plazo para reclamar es de cinco años si la responsabilidad es contractual y de un año si la responsabilidad es extracontractual.

En ocasiones se puede evitar iniciar el procedimiento judicial por negligencia médica y es posible llegar a acuerdos indemnizatorios con las administraciones sanitarias o las compañías aseguradoras responsables para obtener un reconocimiento de la mala praxis y compensar en la medida de lo posible los daños ocasionados por la negligencia médica.

El abogado especialista en derecho sanitario le indicará que procedimiento es más idóneo para tratar de obtener un reconocimiento de la mala praxis y una indemnización económica por la negligencia médica sufrida.