www.madridiario.es
Gallardón dice que el nuevo intercambiador favorece la sostenibilidad

Gallardón dice que el nuevo intercambiador favorece la sostenibilidad

Por MDO
jueves 07 de febrero de 2008, 00:00h
Un fuerte compromiso con el transporte público, la sostenibilidad y el desarrollo. Así definió este miércoles el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, los intercambiadores de transporte, durante la inauguración, esta mañana, del de Plaza de Castilla. “Un intercambiador -afirmó-, no sólo favorece la interconexión y hace los desplazamientos más cómodos y ordenados, sino que permite una recuperación de zonas en superficie que racionaliza el uso del espacio público, además de mejorar el tráfico”.
El nuevo intercambiador, con 60.000 metros cuadrados distribuidos en tres plantas subterráneas, cuenta con 29 dársenas para estacionamiento de autobuses y un aparcamiento público de 400 plazas.  Acogerá 40 líneas de autobuses interurbanos, 19 de la EMT y 3 del Metro (1, 9 y 10) y será utilizado por 270.000 viajeros diarios. Además, ha sido diseñado con criterios de seguridad y confort, dispone de áreas de espera centrales climatizadas e iluminación cenital y ha supuesto una inversión de  102 millones de euros, según informa el Ayuntamiento.

Ruiz-Gallardón destacó la importancia de la colaboración de las administraciones madrileñas que, desde 1995, han promovido la construcción de estas infraestructuras que concilian e integran distintos medios de transportes. Desde entonces, han entrado en funcionamiento los intercambiadores de Moncloa,  Avenida de América, Plaza Elíptica y Príncipe Pío. Estos intercambiadores son utilizados a diario por 600.000 ciudadanos a los que hay que sumar los 270.000 usuarios del que hoy se inaugura y a los que pronto se añadirán los 240.000 viajeros del  ampliado intercambiador de Moncloa. “Más de 1,1 millones de ciudadanos cuyas demandas de movilidad y de mayor comodidad son satisfechas por las dos administraciones madrileñas mediante esta fórmula eficaz y moderna que en 13 años de desarrollo ha ido ganando en experiencia y calidad”.

Estas actuaciones se integran en el Programa de Infraestructuras para la Mejora de la Movilidad impulsado por el Ayuntamiento de Madrid, cuyo objetivo, en palabras del alcalde, es configurar un nuevo modelo de movilidad más fluido y menos agresivo, asumiendo que en distintos momentos del día o la semana el ciudadano puede hacer uso de modalidades y sistemas de transporte diferentes.

El intercambiador de Plaza de Castilla no sólo dará servicio a los residentes en la Ciudad de Madrid, sino también a los ciudadanos procedentes de otros municipios que acuden a diario a la capital. “60 municipios de la región, es decir, uno de cada tres, canalizará desde aquí sus comunicaciones por autobús con Madrid”, ha informado el alcalde. Un total de 3.500 autobuses de los 7.000 que utilizarán el intercambiador una vez concluida su segunda fase utilizarán el túnel de acceso directo desde el Paseo de la Castellana en un punto cercano al enlace con la M-30 y la carretera de Colmenar, lo que mejorará tanto el tráfico en superficie como la conexión con los municipios a los que se llega desde la A-1, así como con los desarrollos de Montecarmelo, Las Tablas y Sanchinarro.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios