www.madridiario.es
Los precios que llegarán con el nuevo año

Los precios que llegarán con el nuevo año

jueves 31 de diciembre de 2009, 00:00h
El Metrobús, los billetes de tren y la tarifa de la luz serán los dos gastos que ocasionarán más disgustos a los madrileños a partir de enero. Por contra, los abonos de transporte, el agua y el gas costarán lo mismo que en 2009.
El Consorcio Regional de Transportes congela el precio del billete sencillo y los abonos, pero incrementa el precio de Metrobús, MetroSur, MetroNorte, MetroEste, TFM y Metro Ligero Oeste de 7,40 a 9 euros, lo que supone una subida del 21,7 por ciento.

Al igual que los abonos de transporte y el billete sencillo, tampoco suben de precio los bonos de diez viajes combinados de Metro de Madrid y Metro Ligero, los bonos de diez viajes de los autobuses urbanos de los municipios de la periferia ni los bonos de diez viajes del tranvía de Parla. Asimismo, no varía su precio el billete combinado sencillo de Metro y metros ligeros ni los abonos interzonales B2-B3, B3-C1 y C1-C2. Como novedad, el Consorcio sube hasta 22 años el Abono Joven.

Por su parte, el servicio de Cercanías se encarecerá un seis por ciento con el comienzo de año, y el de Media Distancia un cinco por ciento. Los billetes de Renfe de larga distancia y de AVE subirán otro cuatro por ciento en enero.

En cambio, el peaje de las autopistas dependientes de la Administración General del Estado registrará descensos de entre el 0,05 por ciento y el 0,48 por ciento a partir del 1 de enero de 2010, según el Ministerio de Fomento. no obstante, por efecto del redondeo de los peajes a cinco céntimos de euros, "en alguno de los recorridos de las autopistas, el importe se mantendrá en igual cuantía que en 2009".

La luz sube, el agua y el gas no

La Tarifa de Último Recurso (TUR) de electricidad registrará una subida del 2,6 por ciento en enero "para la mayoría de los consumidores", según anunció la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega.

Aseguró además que la tarifa de discriminación horaria, que sustituyó en julio a la tarifa nocturna, subirá "cero", y recordó que los usuarios del bono social tampoco registrarán incrementos en el precio de la luz. Entre consumidores de bono social y de discriminación horaria, la congelación beneficiará a 4,2 millones de usuarios, o al 18,4 por ciento de los clientes con tarifa regulada.

La subida para los consumidores con tarifa convencional, según los cálculos ofrecidos por el Ministerio de Industria en una nota, equivaldrá a 89 céntimos de euro al mes para un consumidor medio. El incremento medio de esta tarifa y la de discriminación será del 2,2 por ciento, o de 77 céntimos al mes.

Por contra, el Canal de Isabel II no subirá el precio del agua el año que viene. Según confirmaron fuentes del Gobierno regional, esta factura se mantendrá idéntica a la del año anterior para "echar una mano a los madrileños". En 2008 sí había subido un 3,9 por ciento.

En cuanto al gas natural, que se revisa trimestralmente, Fernández de la Vega aseguró que la tarifa regulada de este producto "no sube, sube cero", en la revisión de enero. La congelación afecta a siete millones de clientes, de los que 3,49 millones corresponden a usuarios de TUR 1 (consumidores domésticos sin calefacción, o de menos de 5.000 kilovatios hora (kwh) al año) y 3,51 millones a los de TUR 2 (más de 5.000 kWh al año).
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios