www.madridiario.es

Portavoz de IU en el Área de Las Artes del Ayuntamiento de Madrid

'En Madrid se fomenta la doble velocidad cultural'

"En Madrid se fomenta la doble velocidad cultural"

Por Enrique Villalba
lunes 19 de octubre de 2009, 00:00h
Milagros Hernández (Madrid, 1952) es portavoz del grupo de Izquierda Unida en el Área de Las Artes del Ayuntamiento de Madrid. Considera que la capital sufre un problema de modelo cultural en el que se apuesta por los grandes espectáculos frente al desarrollo de la cultura de barrio.
Llegan los presupuestos ¿Se va a meter la tijera en la cultura?
La crisis ataca a la industria cultural. El problema es que la cultura no debería ser sólo la industria cultural. Este equipo de Gobierno ha mantenido la política cultural más cara porque sólo vende grandes fastos, márketing y mucha modernidad. Eso convierte al ciudadano en cliente y cuesta mucho dinero. Frente a eso, se puede llevar a cabo una política más sostenible y más rentable en el plano económico y social. Se trata de convertir a los ciudadanos en protagonistas y generadores culturales. Como esto último no se ha fomentado, ahora que no hay dinero se nota mucho la crisis de programación cultural.

Pero, según el alcalde, la falta de dinero se compensa con imaginación.
Lo que se busca es dejar al espectador con la boca abierta. Eso no es participar, por mucho que junten a miles de personas. Construir ciudadanía también es entender que la cultura es parte de la vida de la gente. Es decir, que no piensen que van a ver cultura, sino que hacen cultura.

Han criticado el modelo de financiación cultural.
En este momento, los municipios están asumiendo el 55 por ciento de una competencia que es de la Comunidad de Madrid. Lo hacen porque tienen una potestad complementaria para hacerlo y porque, en la política de proximidad, son los que mejor saben lo que quieren sus ciudadanos. Pero hacen mucho más de lo que les corresponde sin que se descentralice un presupuesto para compensar ese esfuerzo. Por eso, si no hay una exigencia seria a la Comunidad de Madrid para que financie las actuaciones que está llevando a cabo el Ayuntamiento, como establece el Pacto Local, la cultura en Madrid se va a ver mermada en todos sus apartados.

¿Existe el desequilibrio territorial cultural?
El Ayuntamiento de Madrid crea una diferenciación clara: el Área de Las Artes se ocupa del arte y las juntas municipales de la cultura. De esta manera, rompemos una balanza en contra de los distritos. El Área se encarga de lo maravilloso y los distritos de las 'cositas'. Debería haber un acuerdo en el que la política de grandes actos y el desarrollo cultural en los distritos sean compatibles. No se ha hecho porque los presupuestos para los distritos son ínfimos. Sólo cuentan con el 20 por ciento del total. Así, cada vez se recortan más fiestas populares, programas de centros culturales... Y esto fomenta una doble velocidad en la cultura.

¿Qué debe tener una ciudad para estar bien equipada a nivel cultural?
Según la FEMP, debería haber una sala de teatro, un auditorio y una sala de exposiciones por cada 5.000 habitantes; debería haber una casa de cultura para cada 10.000. Y como esto, debería hacerse un cálculo para casas de juventud, locales de ensayo, etcétera. No se han puesto a potenciar este modelo porque no se ha creído en el sistema público cultural. Por eso no hay compromiso. Creo que falta una Ley adecuada de desarrollo de la cultura.

El proyecto Matadero Madrid ha quedado paralizado por la crisis.
Matadero Madrid es un proyecto de bonanza económica. No previeron que se pudiese dar otra situación y, hoy por hoy, es imposible que se cumplan los plazos. Pero no sólo Matadero. Probablemente, tampoco se podrá mantener la programación de grandes espectáculos en teatros y actividades de calle. La Noche en Blanco este año ha reducido su presupuesto. Esos déficit se agravan porque no se han creado los ejes culturales en el centro de Madrid que se comprometieron en Pleno. En la visión comercial y urbanística del Ayuntamiento no los consideran importantes, mientras sí se potencian el comercio y el turismo.

¿Cómo afecta la externalización de servicios en los centros culturales?
El modelo liberal del equipo de Gobierno ha traído un incremento de la privatización también en la cultura. Se ha priorizado que la gestión privada llene de contenidos a los centros culturales, que tener un modelo de cultura en los distritos. No se ha creído en el modelo del inicio de la democracia. Lo moderno es lo innovador y lo majestuoso, no el distrito, el barrio y el centro cultural. Cuando uno parte de ese error, se equivoca totalmente, porque se trata de crear ciudad y Madrid se construye desde los barrios.

Al inicio del verano se concluyó el Plan de Modernización de Bibliotecas.
La Ley Reguladora de Bases de Régimen Local establece que haya de forma obligatoria un servicio de biblioteca pública para los municipios de población superior a 5.000 habitantes. Justo en aquello en que el Ayuntamiento de Madrid es claramente competente, es donde se están cometiendo las mayores barbaridades.  En vez de un plan de modernización se está realizando un plan de reducción de servicios. Hay carencias en la cantidad de trabajadores que sirven al ciudadano. A día de hoy faltan por cubrir 94 puestos de trabajo y se carga a los operarios con un montón de horas extra realizadas. También se han reducido determinados servicios complementarios que se venían realizando.

Una de las apuestas del Ayuntamiento son las escuelas de música.
Hay 13 escuelas de las 21 comprometidas. El problema no es si hay suficientes escuelas o no, sino el modelo ¿Por qué pagamos el mantenimiento de locales para tener escuelas de música que podrían estar en los centros culturales? Ni ellos creen en los centros culturales y potencian un gasto superfluo en nuevas infraestructuras que no tendríamos por qué asumir.

La Fundación Francisco Franco pide que al dictador se le restituyan los títulos de Madrid que poseía.
Creo que se han equivocado porque los argumentos que utilizan en el informe que presentaron tienen poca consistencia. En primer lugar, dicen que el cristianismo está por encima de las leyes. Yo creo que ni el marxismo ni el cristianismo están por encima de las leyes en un Estado democrático. El otro elemento que argumentan es que son competentes para alegar esto y no lo son. Una fundación no tiene competencias para cuestionar un acuerdo plenario.

Siempre proponen una alternativa cultural de izquierdas ¿A qué se refiere?
El modelo cultural de izquierdas se basa en el desarrollo de: ejes culturales en los distritos, el fomento de la participación ciudadana y la creación de dinamizadores culturales que estén en contacto con la realidad ciudadana. Que la cultura no sea sólo un espectáculo sino un elemento de cohesión social. Porque la cultura es como la Sanidad o la Educación, un derecho de todos, y merece una red adecuada de mantenimiento. Eso no resta importancia a la industria cultural sino que la reorienta. Actualmente, en Madrid la realidad estriba en un nivel de contratación bajo en lo que es la producción madrileña. Casi siempre se importan espectáculos de fuera. Deberían promover también la producción autóctona, que la hay muy buena.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios