www.madridiario.es
Posible negligencia con resultado de muerte en el Puerta de Hierro

Posible negligencia con resultado de muerte en el Puerta de Hierro

martes 03 de febrero de 2009, 00:00h
La Asociación del Defensor del Paciente ha remitido al fiscal jefe de Madrid, Manuel Moix, el escrito del marido de una paciente de 30 años fallecida por una presunta negligencia en el Hospital Puerta de Hierro de Madrid.
La organización, que reclama "una investigación y la depuración de responsabilidades ante un caso con presunta responsabilidad penal  con resultado de muerte", destaca que la víctima, de nombre Ana, fue tratada de una patología que no padecía, tal y como parecen constatar los resultados de la auptosia, más de un año después de los hechos.

El relato de los hechos comienza en junio de 2006 cuando la joven es diagnosticada de "anorexia nerviosa aguda", cuando ella padecía previamente Síndrome de Crohn, y medicada con tranquilizantes, antidepresivos y calmantes derivados de la morfina. Asimismo, el marido explica cómo se la deja en manos de nutricionistas y psiquiatras y no se le realiza una colonospia, pese a que ella aseguraba sentir fuertes dolores de abdomen y la sensación de que "se le había perforado la tripa".

"Me dijeron que si seguía así le iba a pasar como en el cuento del pastorcito y el lobo, y que cuando tenga algo serio no se le haría caso alguno", recuerda el esposo, tras un episodio en el que los dolores no la dejan descansar durante la noche.

El día del fallecimiento, tras una lipotimia y un importante deterioro físico, las enfermeras conminaron al hombre a irse a dormir al coche a descansar, pues llevaba 24 horas seguidas junto a la cama de su mujer. "A las 6:10 horas me llamó la médico de guardia para decirme que mi mujer había sufrido una pequeña bajada de tensión ... Cuando llegué me la encontré en la cama, con la boca abierta y la piel grisácea, y antes de que me acercara a ella, su compañera de habitación, me comunicó que mi mujer había fallecido y que los médicos de guardia me esperaban en la sala de médicos", explica.

"Después de tocarla y comprobar lo que no podía creer, fui a ver a los médicos que me dieron la noticia, el pésame, y que no se explicaban lo sucedido. Me pidieron permiso para retirar el cadáver, y dijeron que me acompañaban a revisar hasta el último rincón de la habitación porque la única explicación que ellos entendían era el suicidio", relata.

"Ante mi asombro, me dijeron que ese tipo de enfermos son muy pillos (palabras textuales) y que solían esconder medicamentos para luego tomárselos todos juntos. Por supuesto, no encontramos nada", añade el esposo, que busca ahora que se depuren responsabilidades por la muerte de su esposa.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.