www.madridiario.es

La campaña de inspecciones comienza este miércoles y finalizará el 31 de marzo

Empiezan oficialmente las 'rebajas de la crisis'

Empiezan oficialmente las 'rebajas de la crisis'

miércoles 07 de enero de 2009, 00:00h
Ni siquiera el frío arredra a los 'cazadores de gangas'. Cientos de personas esperaban impacientes este miércoles la apertura de las grandes superficies. Una espera que se verá recompensada con la posibilidad de aprovechar los mayores rebajas de los últimos años.
Rebajas del 50 y hasta del 70 por ciento son la respuesta de los establecimientos a la acumulación de sus stocks provocado por la crisis. Este miércoles las rebajas han comenzado de manera oficial para toda España, pero el comercio tradicional madrileño decidió adelantarse incluso al Día de Reyes.

A partir del día 2 comenzaron las aglomeraciones en los comercios y la búsqueda del mejor descuento, que a partir de este miércoles se vivirán también en las grandes superficies. A pesar de los grandes descuentos, se estima que los madrileños gastarán unos 120 euros en sus compras, lo que supone un 11,1 por ciento menos que el año pasado, según una encuesta realizada entre medio millar de personas mayores de edad por la Federación de Usuarios-Consumidores Independientes (FUCI).

La presidenta de la entidad, Agustina Laguna, explicó que este retroceso se debe a que las subidas del precio de los servicios básicos, unidas a los gastos extras durante la celebración de las fiestas, "tienen muy debilitada la economía de los consumidores, que tienen que hacer malabarismos con su sueldo para poder llegar a fin de mes".

En estas rebajas de invierno los mayores descuentos se registrarán en los artículos textiles debido a la estacionalidad de la moda. De este modo, prácticamente 7 de cada 10 encuestados asegura que aprovechará para comprar artículos de este tipo. Entre los productos preferidos por los consumidores se encuentra la ropa (69 por ciento), los complementos (18 por ciento), las nuevas tecnologías (6 por ciento) y los artículos relacionados con el ocio y tiempo libre (5 por ciento).

Desde FUCI se recomienda a los consumidores que realicen un consumo racional y que sigan una serie de pautas teniendo siempre presente que los descuentos nunca deben repercutir en la calidad. Para ello es especialmente recomendable que se fijen un presupuesto, que se revise con atención la etiqueta, en la que debe figurar la talla, la composición y el tratamiento aconsejable de lavado, además de percatarse de que el producto lleve tanto el precio rebajado como el anterior, o en su defecto, el porcentaje de rebaja sobre el original.

Los establecimientos que realicen cambios durante el resto del año también lo deberán hacer en rebajas. Asimismo, si el comercio acepta tarjetas de crédito habitualmente también lo hará en rebajas. No hay que olvidar tampoco que la garantía mínima del artículo que se compre es de dos años y que el justificante de compra es la única garantía ante una posible devolución.

Campaña de inspecciones
Una treintena de inspectores de Consumo visitarán 1.860 comercios, distribuidos en los 21 distritos de la capital, durante el periodo de rebajas que viene precedido por importantes descuentos en los precios, como una respuesta de los establecimientos para dar salida a sus stocks.

La campaña de inspecciones comienza este miércoles y finaliza el 31 de marzo y tendrá como objetivo "la comprobación de que los artículos rebajados cumplen los requisitos exigidos por la normativa legal establecida", como explicó la semana pasada el delegado de Economía y Empleo del Ayuntamiento de Madrid, Miguel Ángel Villanueva.

Para este año, el Ayuntamiento programará un total de 23 campañas, dos más que en el actual ejercicio, con el fin de inspeccionar más sectores, explicó el delegado de Economía. A destacar las dedicadas a los Todo a Cien, la venta ambulante, los vehículos nuevos, las peluquerías, el material escolar, la venta por Internet o las gasolineras al tener en cuenta los resultados de campañas anteriores y las reclamaciones en las Oficinas Municipales de Información al Consumidor (OMIC) de las juntas de distrito y en las oficinas centrales, ubicadas en Gran Vía.

En cuanto a las últimas campañas de inspección de rebajas de invierno, los inspectores detectaron anomalías e irregularidades, de las que Villanueva destacó que este año "se observó una disminución notable de los incumplimientos de 9,8 puntos porcentuales, rompiéndose la tendencia de incrementos de los años 2006 y 2007, lo cual debe hacer pensar que la labor inspectora está resultando eficaz".

  Los datos más destacables obtenidos en la Campaña de Rebajas de Invierno 2008 fueron que en el 10,8 por ciento de los establecimientos no se exhibían las fechas elegidas por el comerciante para la realización de rebajas, y en el 9,9 por ciento de los casos se anunciaban rebajas, con carácter general, cuando éstas afectaban a menos de la mitad de los productos ofertados.

Los inspectores comprobaron que un 9,6 por ciento de los establecimientos que realizaban arreglos y que cobraban por ellos no exhibían el precio de los mismos mientras que un 8,3 de los comercios no mostraban los precios inicial y final de los artículos rebajados en los escaparates y un 6,1 por ciento no lo hacían con los artículos expuestos en el interior del establecimiento.

 Asimismo, en el 5,5 por ciento de los establecimientos no estaban perfectamente identificados los productos cuando no todos estaban rebajados. En cuanto a los requisitos generales de los establecimientos no se exhibía el cartel anunciador de la existencia de hojas de reclamaciones en el 7,1 por ciento de los establecimientos; no tenían a disposición de los consumidores hojas de reclamaciones en el 4,8 por ciento de los casos, y el 4,2 de los comprobantes de compra entregados a los consumidores no contenían todos los datos obligatorios que marca la normativa.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios