www.madridiario.es
Abierto el proceso para renovar representantes en Caja Madrid

Abierto el proceso para renovar representantes en Caja Madrid

lunes 10 de noviembre de 2008, 00:00h
La asamblea general extraordinaria de Caja Madrid aprobó este lunes por mayoría, con 149 votos a favor, las once entidades representativas que estarán presentes en sus órganos de gobierno a través de trece consejeros generales, según informó la entidad.
La propuesta ha contado además con 89 votos en contra y 60 en blanco sobre un total de 298 votos emitidos sobre un censo de 320 representantes. Fuentes consultadas por Madridiario precisaron que, a tenor del resultado, se puede afirmar que la entidad ha abierto el proceso para la renovación de cargos en la entidad, al tiempo que precisaron que para finales de año deberá estar definido todo el organigrama de consejeros generales.

Así, la Asociación Madrileña de la Empresa Familiar y Patrimonio Nacional son la únicas entidades representativas de las once elegidas que contarán con dos consejeros generales cada una. Las nueve restantes contarán con uno sólo. Se trata del Círculo de Bellas Artes, la Fundación Primero de Mayo, la Fundación Blas Méndez Ponce, la Fundación Carmen Pardo-Valcárcel, la Fundación Madrid 16, la Fundación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid, la Fundación Residencia de Estudiantes, el Instituto de Estudios Económicos y la Real Sociedad Económica Matritense de Amigos del País.

Una vez votada la idoneidad de dichas entidades representativas, son éstas las que deben designar a los consejeros que las representarán, que posteriormente tendrán que ser ratificados en la asamblea constituyente que se celebrará en un plazo de cinco meses.

Con este acuerdo, se conforma el tercer sector que debe renovarse en el proceso electoral de 2009 que, conjuntamente con los representates de la Asamblea de Madrid y las corporaciones municipales, deberán renovar su cargo para el próximo mandato de seis años. En este sentido, las mismas fuentes consultadas por Madridiario precisaron que, según el resultado de la votación, no ha prosperado la tesis del Gobierno regional relativa a la paralización del proceso electoral que la entidad ha iniciado.

La asamblea de la caja cumple así con el requisito de los artículos 26.1k y 11.1 k de la Ley 4/2003, de 11 de marzo de Cajas de Ahorros de la Comunidad de Madrid, y con el artículo 20 de los estatutos de la entidad, en los que se contempla que la asamblea general, a propuesta del consejo de administración, debe ratificar la designación de las entidades representativas y su número de representantes.

La asamblea general de Caja Madrid es el órgano de gobierno que, constituido por las representaciones de los intereses sociales y colectivos del ámbito de actuación de la caja, asume el supremo gobierno y decisión de la entidad.

Está compuesta por 320 consejeros generales, que son elegidos por los siguientes sectores: corporaciones municipales, impositores de la caja, el Patronato Real como entidad fundadora de la caja, la Asamblea de Madrid, los empleados y las entidades representativas de intereses colectivos.

Ignacio González
El vicepresidente primero y portavoz regional, Ignacio González, aseguró este lunes que espera que el PSOE trabaje a favor de la estabilidad de Caja Madrid a través de un acuerdo entre los "dos grandes partidos de la región".

En declaraciones a Onda Cero, González indicó que siempre ha oído al secretario actual del Partido Socialista Madrileño (PSM), Tomás Gómez, y al anterior, Rafael Simancas, que a ellos les parecía que las grandes instituciones de la Comunidad, como Caja Madrid, "deben tener una estabilidad que lógicamente la garantizan los grandes partidos de la región".

"Salvo que ahora hayan cambiado de opinión, creemos que es bueno que tengan estabilidad las grandes instituciones, que haya estabilidad en la caja y que esa estabilidad quien la mejor la garantiza son los grandes partidos", matizó, al tiempo que aclaró que "no hay ningún lío" en esta entidad a pesar de que los medios de comunicación titulan que la presidenta regional, Esperanza Aguirre, quiere "deshacerse" del actual presidente de la Caja, Miguel Blesa.

En este sentido, indicó que Caja Madrid es una entidad financiera "muy importante" a nivel nacional y que lo único que hay es un proceso de renovación "que afecta a unas personas que se sientan en el Consejo de Administración. "Es un proceso que siempre presenta interés, pero es un tema mucho más simple de lo que se quiere plantear", indicó.

Así, añadió que la Ley de Cajas es algo que está "muy claro" y que el periodo de renovación que establece para los consejeros es de doce años, por lo que habrá algunos que se verán afectados. "La ley es muy clara y todo lo demás entra dentro de la especulación", insistió el vicepresidente primero, al tiempo que destacó que la Comunidad no se ha posicionado en ningún momento ni en contra ni a favor de Blesa porque es algo que tiene que decidir el Consejo.

"No he oído a nadie pronunciarse sobre el tema porque la Comunidad de Madrid no decide nada sobre la presidencia", subrayó González, quien recordó que el presidente es elegido por los miembros del Consejo de Administración de la caja. "Serán los actuales y los que surjan de los procesos electorales los que tendrán que decidir el proceso de la caja a partir del año que viene", concluyó.

Beteta contesta a Blanco
Por su parte, el consejero de Economía y Hacienda, Antonio Beteta, aseguró, también antes de la votación en la asamblea general, que al vicesecretario general del PSOE, José Blanco, "le gusta enredar" con el asunto de Caja Madrid, y consideró que con su actuación "le hace un flaco favor al servicio de los intereses de los madrileños".

Beteta reaccionaba así después de que Blanco pidiera "formalmente" a la presidenta regional, Esperanza Aguirre, "que no lleve su batalla política" al seno de Caja Madrid, "una de las instituciones financieras más importante del país", y que "la deje al margen de su deseo de control político".

"A falta de trabajar, (a Blanco) lo que le gusta es enredar y, en este caso, enreda", dijo el consejero, quien apuntó que, a su juicio, éste no es "un camino razonable para alguien que es un vicesecretario del PSOE". "Creo que hace un flaco servicio a los intereses de los madrileños con cuestiones como ésta, que sólo le descalifica a sí mismo", concluyó.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios