www.madridiario.es

Mudanzas en tiempo de desolación

martes 28 de abril de 2020, 10:38h

Lo dijo San Ignacio de Loyola: “En tiempo de desolación nunca hacer mudanza”.

La frase del santo jesuita la han asumido las autoridades en Madrid: en tiempo de desolación, no hacer mudanza. Y estamos en tiempo de desolación por la pandemia del coronavirus; por eso, no es que se recomiende no hacer mudanzas, sino que estas operaciones quedan prohibidas, salvo en los casos de justificada urgencia, y siempre y cuando, se encuentren dentro de los casos determinados por la Delegación del Gobierno, que dirige Franco, no Francisco, sino José Manuel.

A las empresas dedicadas a la actividad de realizar mudanzas, les ha llegado su “san Antón”, la epidemia económica de la crisis. La organización empresarial de esta actividad ha pedido al Ayuntamiento de Madrid que agilice los permisos correspondientes para poder llevar a cabo los encargos que reciban, o que tengan pendientes de realizar. Desde la citada patronal se dice que están comprobando que los clientes han reiniciado las peticiones demandando este tipo de servicios, con la previsión de que puedan aumentar en las próximas semanas.

Y es que, aun en tiempos de estado de alarma, hay gente que necesita mudarse de una casa a otra, porque caducan sus contratos de arrendamiento, porque vencen sus alquileres o por la compraventa de inmuebles. También necesitan hacer mudanzas aquellos que han sido trasladados por su empresas de una ciudad a otra; las propias empresas en proceso de cambio de sede, o aquellas de nueva instalación.

Parece razonable que el sector de las mudanzas, si no es tratado como un servicio esencial, al menos se tenga en cuenta sus peculiaridades del servicio y se arbitre una forma ágil para poder llevar a cabo aquellas operaciones que no admiten espera, que deben ser la mayoría, porque no me cabe en la cabeza que haya personas que quieran hacer mudanza por entretener el tedio del confinamiento.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios