www.madridiario.es
El colectivo de celadores se concentra frente al hospital 12 de octubre.
Ampliar
El colectivo de celadores se concentra frente al hospital 12 de octubre. (Foto: William Criollo Ortiz )

Los celadores piden protección: "El problema llegará cuando las cosas se compliquen y falte material"

Los celadores continúan su batalla

jueves 13 de agosto de 2020, 07:35h

Una de las piezas fundamentales del engranaje y funcionamiento de un hospital depende de los celadores. Son los encargados de trasladar a los enfermos por las diferentes plantas y servicios del centro hospitalario. Sin embargo, y aunque su trabajo se desarrolla en permanente contacto con los pacientes, desde el Ministerio de Sanidad los catalogaron en marzo -a través de un protocolo de actuación en los hospitales- como "personal de bajo riesgo", lo que provoca que en situación de excasez de material de protección ellos sean de los últimos en recibir EPIS o mascarillas. Desde el Ministerio, sin embargo, consideran, según cuentan los celadores, que corresponde a los servicios de protección del centro sanitario evaluar la actividad del celador.

"Creen que necesitamos menos protección al considerar que nuestra actividad no tiene riesgo" a pesar de que "es todo lo contrario", relata Ignacio Diago, uno de los 27 fundadores de la Plataforma Reconocimiento para el Celador ya. Un colectivo que lucha para que se modifique el protocolo elaborado por el Ministerio de Sanidad, cuando la situación en los hospitales era crítica y el material escaseaba; "Muchos celadores trabajamos sin protección". Ahora "estamos en materia de protección igual que otras categorías", pero el problema llegará "cuando las cosas se compliquen y falte material".

"A lo largo de esta pandemia este colectivo ha sufrido un importante número de contagios debido a la negación de EPIs a pesar de tener un contacto extremadamente estrecho con el paciente", sostiene Dialgo al apuntar que en su hospital, que prefiere no desvelar, se infectaron en el servicio de urgencias más del 60 por ciento de los celadores.

Para reivindicar sus derecho y el cuidado de su salud, este jueves volverán a manifestarse, como llevan haciendo desde abril, para reclamar que se les considere personal de riesgo ya no solo ante la pandemia de la Covid-19 sino "ante cualquier crisis sanitaria". En Madrid, donde la plataforma cuenta con más de 700 adheridos, se concentrarán a las 13 horas en las puertas de los principales hospitales de la región: Cruz Roja, 12 de Octubre, Ramón y Cajal, Gregorio Marañón, Clínico San Carlos, La Paz, Universitario de Getafe, Universitario de Móstoles, Fundación Hospital Alcorcón, Severo Ochoa, Fuenlabrada y Moncloa.

Han sido cinco celadores a nivel nacional los que han muerto por coronavirus. Y son "muchos más los ingresados en la UVI por contagios. Otros han sido ingresados en planta o lo han pasado en sus casas. Somos uno de los estamentos que más contagios está teniendo", ha asegurado uno de los concentrados a las puertas del Hospital 12 de Octubre.

Cuando la Plataforma se creó comenzaron concentrándose celadores de 37 hospitales de toda España, número que se ha duplicado en la actualidad hasta alcanzar los 65 hospitales más dos centros de salud que se concentrarán este jueves para que desde las administraciones "se nos tenga en cuenta". El propósito del colectivo es llevar a cabo protestas todos los meses y realizar una gran manifestación el próximo 3 de octubre en Madrid: "Siempre y cuando la situación sanitaria lo permita".

Igualdad entre CCAA

Aunque el principal motivo de esta protesta, que se realiza en pleno repunte de los contagios "por casualidad", es conseguir que el Ministerio los considere a los celadores como personal de riesgo, quieren aprovechar también para exigir la profesionalización del puesto de celador y reclamar la equiparación salarial entre todas las Comunidades Autónomas. Reconocen que esta petición "es complicada" debido a que las competencias se encuentran en manos de los Gobiernos Autonómicos pero entienden que "mismo sueldo a mismo trabajo realizado". Según apunta Diago, el sueldo puede variar, aproximadamente, entre 300 y 400 euros según la Comunidad.

Por último, este colectivo, que se siente "más unido que nunca", quiere que se revisen los requisitos para poder acceder a un puesto de celador. "En algunas regiones se hace a través de cursos y en otras cuenta la antigüedad que se tenga de trabajo. Queremos que se nos vea, que se nos oiga y que, además, se nos escuche".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios