www.madridiario.es

De caganers, espavilats y un ressentit

domingo 03 de enero de 2021, 14:11h

El mercadillo navideño de la Plaza Mayor ha conocido el peor año de su historia en cuanto a afluencia de público se refiere; ha sido fiel reflejo de una ciudad medio vacía por culpa del Covid. Me acuso de ser uno de los que han faltado a esa cita tradicional con las figuritas del belén, el espumillón, las zambombas, los abetos, el musgo y la nieve artificial.

Aún así, quiero imaginar las novedades de este año en cuanto a las figuritas del nacimiento se refiere, y aunque por ausencia no pueda dar testimonio de ello, sí apuesto porque en las pasadas Navidades se han vendido, con profusión, figuritas cuyos nombres son de origen catalán, como los caganers de Pedro Sánchez, Salvador Illa y Fernando Simón, todos ellos grandes caganers que nos han dejado grandes cagadas durante 2020; los espavilats (en castellano, listillos) Pablo Iglesias e Irene Montero, y el ressentit, Pablo Echenique.

No han sido éstas las únicas novedades navideñas de ese maldito 2020, porque en los roscones la sorpresa principal ha sido la del muñequito Illa, con barretina y una urna bajo el brazo. De haberse celebrado cabalgatas de Reyes a la vieja usanza, en la de la Zarzuela no habría habido tres reyes, porque uno, Baltasar emérito, no ha venido de Oriente.

Y hemos podido ver figuritas protagonistas de la “huida a Egipto”: Juan Carlos I, Albert Rivera, Lorena Roldán, Carles Puigdemont y tantos otros que se han quitado del medio. Hay que esperar que el nuevo año que acabamos de estrenar nos traiga muchas novedades, pero de esas que se agradecen y no de las que tenemos que arrepentirnos, lamentarnos o avergonzarnos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios