www.madridiario.es

Ondas de choque para enfermedad de Peyronie

Por MDO
jueves 04 de agosto de 2022, 08:37h

Un pene curvo y deforme que causa dolor cuando está erecto es la descripción característica de la enfermedad de Peyronie.

Ondas de choque para enfermedad de Peyronie

De un 5 a 9 % de los hombres podrían llegar a sufrir de este problema que, aunque no es de gravedad, puede generar molestias y disfunción eréctil. Hoy existen varios tratamientos para frenar la evolución de esta enfermedad y mejorar los síntomas, como las ondas de choque, ¿de qué trata esta terapia?

Efectos de las ondas de choque en la enfermedad de Peyronie

La enfermedad de Peyronie genera que en los tejidos del pene se formen depósitos de fibrina y colágeno que causan una disminución de la elasticidad de estos tejidos. Estos cambios generan una fibrosis que curva el pene de forma dolorosa cuando está en estado eréctil. Las ondas de choque para enfermedad de Peyronie han demostrado ser efectivas para atender esta enfermedad, cuando los fármacos como el tadalafilo, u otros, no funcionan.

Esta terapia es indolora, y se basa en la aplicación de ondas acústicas de baja energía que facilitan la neoformación de vasos sanguíneos, es decir, se forman nuevos conductos circulatorios que favorecen una irrigación óptima del pene. El tratamiento de ondas de choque, además, disminuye la fibrosis causada por la enfermedad de Peyronie.

Las ondas de baja energía pueden minimizar el dolor y la inflamación producida por este padecimiento, una de las razones por las que se ha aumentado la aplicación de esta técnica. Por otro lado, al aplicar esta terapia en el área del pene se puede optimizar la erección y, en consecuencia, mejorar la satisfacción sexual. Por eso, la Asociación Europea de Urólogos también recomienda este tratamiento para atender la disfunción eréctil.

¿Cuándo se indica el tratamiento con ondas de choque?

Es posible que, en un inicio, se recomiende el uso de fármacos orales que son efectivos para disminuir el alcance de la fibrosis en el tejido. Si no se evidencia mejoría con estos medicamentos, entonces se procederá a aplicar terapias de tracción que están enfocadas en disminuir la curvatura del pene.

Estos últimos procedimientos pueden causar dolor, por lo que algunos urólogos deciden recomendar las ondas de choque para tratar la enfermedad de Peyronie en su fase activa. Estas ondas no causan dolor y han demostrado tener buenos resultados para detener la incurvación del miembro y mejorar su circulación sanguínea.

Una buena clínica urología contempla entre sus tratamientos para la enfermedad de Peyronie, la terapia de ondas de choque. Cada especialista en urología determinará cómo se llevarán a cabo las sesiones, dependiendo de la fase en la que se encuentra la enfermedad, las manifestaciones dolorosas y de la progresión de complicaciones. Se van a requerir varias sesiones de ondas de choque que, por lo general, se aplican una vez por semana.

Se desconoce el origen de la enfermedad de Peyronie, pero estudios han comprobado que tratamientos efectivos y seguros, como las ondas de choque, pueden minimizar los síntomas de la enfermedad. Con la ayuda de un urólogo especializado en el uso de ondas de choque de baja intensidad, se puede lograr una vida sexual satisfactoria y sin dolor, a pesar de sufrir la enfermedad de Peyronie.