www.madridiario.es

Te contamos en qué hay que fijarse a la hora de comprar calzado

Por MDO
miércoles 17 de febrero de 2021, 11:02h

Cuando vayas de compras a zapaterías Madrid, seguramente veas muchas opciones que te gustan, pero, aunque también es importante, no todo es la estética: hay otras cosas que tienes que tener en cuenta antes de elegir el calzado para que este sea perfecto para ti

Te contamos en qué hay que fijarse a la hora de comprar calzado
Ampliar

Puede que seas de los que compran inmediatamente lo primero que ven sin apenas detenerse a probarse el calzado, pero lo cierto es que hay varios factores que hay que analizar antes para que tu compra sea totalmente satisfactoria a largo plazo. Te contamos cuáles son:

Cosas que siempre hay que tener en cuenta

Es muy conveniente tener en cuenta ciertas precauciones desde la infancia a la hora de comprar calzado, pues muchas veces haber llevado uno inadecuado puede llegar a causar diversos problemas en los pies en la edad adulta.

¿A qué hora es mejor probarse calzado?

El mejor momento para comprarte cualquier calzado es al final del día, cuando los pies están hinchados después del trajín diario. Así comprobarás que, por muy hinchados que estén, el calzado responderá igualmente.

La importancia de probarse los dos zapatos

En muchas ocasiones solemos probarnos solamente uno de los zapatos, y lo cierto es que no es lo más aconsejable. Asegúrate de que no aprietan calzando los dos pies (a veces no son iguales) y caminando un poco con ellos por la tienda.

Cuando son para niños

  • Que no tengan tacones.
  • La altura no debe superar los huesos del tobillo.
  • Que los materiales sean flexibles para una correcta transpiración.
  • En cuanto a la suela, esta siempre tiene que ser flexible para permitir el movimiento. Lo mejor son las antideslizantes.
  • El contrafuerte del calzado tiene que ser rígido. Así el talón estará adecuadamente estabilizado, previniendo de ese modo las torsiones laterales.
  • La parte delantera tiene que ser flexible.
  • Que el sistema de cierre permita variaciones. No hay que olvidar que el niño está en fase de crecimiento y lo ideal es que el calzado pueda adaptarse a eso.
  • Que la horma sea recta y amplia para facilitar la articulación de los dedos y la libertad de movimiento.

A la hora de elegir calzado para adultos

  • Lo primero que tienes que pensar es en la actividad para la que quieres utilizar ese calzado, ya que no es lo mismo, por ejemplo, un calzado para hacer deporte, trabajar o ir a una fiesta.
  • Aunque son habituales en las épocas de calor, no abuses del uso de chanclas y zuecos. El agarre de estos no suele ser muy bueno y podrían llegar a ocasionar problemas como esguinces o torceduras.
  • Los tacones también son algo que hay que controlar mucho para evitar problemas. Intenta que no sean finos y que en ningún caso superen los cuatro centímetros. En todo caso, mejor los de cuña, pues de ese modo se amplía la superficie de apoyo.
  • No utilices siempre el mismo par de zapatos o zapatillas, por mucho que te gusten. Hacerlo podría llegar a favorecer el desarrollo de patologías. Lo mejor es ir alternando entre dos o tres pares por lo menos.

Como habrás visto, dedicar algo de tiempo a analizar y probar tu calzado sin dejarte llevar por la primera impresión es algo que puede llegar a evitar muchos problemas.